El Bayern de Múnich, campeón de la Supercopa de Alemania

El Bayern de Múnich consiguió la Supercopa de Alemania ante el Borussia Dortmund después de un partido en el que tuvo que remontar dos veces y finalmente ganar en los penaltis

El Bayern de Múnich, campeón de la Supercopa de Alemania
El Bayern de Múnich, campeón de la Supercopa de Alemania | Foto: Bayern Múnich
Borussia Dortmund
2-4 2-5
Bayern Múnich
Borussia Dortmund: búrki, Sokratis, Bartra, Zagadou, Sahin, Dahoud, Piszczek, Castro, Pulisic, Aubameyang, Dembélé
Bayern Múnich: Ulreich, Kimmich, Hummels, Javi Martínez, Rafinha, Müller, Rudy, Vidal, Tolisso, Ribéry, Lewandowski
MARCADOR: 1-0, min. 12, Pulisic; 1-1, min. 18, Lewandowski; 2-1, min. 71, Aubameyang; 2-2, min. 88, Piszczek

La Supercopa de Alemania llegaba con un duelo que ya habíamos tenido la ocasión de disfrutar en más ocasiones. Esta vez, Borussia Dortmund y Bayern de Múnich se presentaban sin haber hecho una gran pretemporada, con un balance de dos derrotas, un empate y dos victorias para cada uno de ellos, y con una lista de lesionados importante, entre los que figuraban jugadores como Guerreiro, Schürrle o Reus para el Dortmund, y Alaba, Bernat o James para el Bayern.

En un partido que pasó por distintas fases, la victoria fue finalmente para los de Carlo Ancelotti en unos penaltis de infarto.

Un sube y baja constante

El equipo dirigido por Peter Bosz, el prácticamente recién estrenado entrenador del Borussia Dortmund, comenzó haciendo un partido muy serio en el que estuvo más concentrado y con más intensidad que el Bayern, a pesar de la igualdad. En el minuto doce, el Dortmund conseguía adelantar a las abejas después de un error de Javi Martínez, que provocó el robo del esférico por parte de Christian Pulisic. El estadounidense aprovechó que la defensa del Bayern estaba adelantada para ponerse frente a Ulreich y hacer una gran definición. La velocidad dada por los locales al partido hizo que el Bayern de Múnich sufriera bastante ya que no conseguía hacerse con el cuero.

Foto: Bundesliga
Foto: Bundesliga

Aun así, el Borussia Dortmund también estaba haciendo uso de la defensa adelantada, lo que causó el gol del empate que ponía el 1-1 en el marcador. Kimmich realizó una carrera por la banda —donde estaban sufriendo mucho los de Bosz—, y realizó un gran centro para un solitario Lewandowski que superó a Bürki y mandó el balón al fondo de la red. Los jugadores del Dortmund comenzaron a acusar el gol, mientras que los de Baviera comenzaban a crecer en el encuentro haciéndose con el control y la posesión del balón.

Fue entonces cuando comenzaron a llegar las ocasiones claras del Múnich. La primera de ellas en el minuto 31, Ribéry superó a la débil defensa del Dortmund —Piszczek no tuvo un gran día—, con un buen regate y asistió a Müller. Este disparó cerca pero Bürki salvó bien la jugada, convirtiéndose en el mejor jugador de su equipo. Otra oportunidad tuvo lugar poco después, de nuevo fue Müller el que hizo el último remate esta vez dando en el poste.

Foto: Bundesliga
Foto: Bundesliga

El Bayern tuvo un final de la primera parte en el que creció y se hizo el dueño del encuentro, mientras que el Dortmund bajó el rendimiento hacia el final del partido con unos desaparecidos Dembélé y Aubameyang que no aportaron prácticamente nada. Partido muy serio de los de Ancelotti y un marcador benévolo para el Dortmund.

Nueva remontada del Bayern y victoria a los penaltis

En el comienzo de la segunda mitad, el técnico del Borussia realizó el primer cambio de la noche haciendo ingresar en el campo a Sebastian Rode por Dahoud, ex del Mönchengladbach. Comenzaron aumentando el ritmo con el fin de incomodar a los bávaros, sin embargo, lo único que provocó fue que el encuentro se endureciera, lo que llevó a múltiples interrupciones. Javi Martínez se retiró en el minuto 60 con molestias dejando su puesto al joven Süle, que llegó al Bayern en el presente mercado de fichajes.

Foto: Borussia Dortmund
Foto: Borussia Dortmund

El Borussia Dortmund estaba mejor plantado en el partido en la segunda parte dejando menos espacios al Bayern, pero seguía sin crear un peligro real para la portería de Ulreich. No obstante, en el minuto 71, llegaba el 2-1. Aubameyang se desmarcó de maravilla para recibir el pase al espacio de Dembélé, para después picar el balón sobre el guardameta. Un minuto antes, Lewandowski había sido el que había tenido una ocasión de gol para el Bayern de Múnich. Arturo Vidal se jugó la expulsión después de dos entradas bastante feas sobre Nuri Sahin y Christian Pulisic, ocasionadas por la tensión y la frustración.

 Foto: Bayern Múnich
Foto: Bayern Múnich

En el minuto 88, y tras haber consultado el VAR, llegaba el gol del empate nuevamente para los de Ancelotti. La jugada comenzó después del saque de falta de Rode, en el área se amontonaron varios jugadores de Dortmund y Bayern hasta que finalmente el remate de Kimmich daba en Piszczek y terminaba en el fondo de la red.

El encuentro terminó yéndose a los penaltis tras cuatro minutos de descuento. El Bayern se llevó la victoria después de anotar cinco goles frente a los cuatro del Dortmund. Los errores fueron de Kimmich para el Bayern y de Rode y Bartra para el Borussia.


Share on Facebook