Duro empate para el Tottenham de Pochettino

El equipo londinense salió de Vicarage Road con un punto tras un duro enfrentamiento ante el Watford

Duro empate para el Tottenham de Pochettino
Mauricio Pochettino | Foto: tottenhamhotspur.com

Tras una racha negativa de tres partidos sin conocer la victoria, los Spurs llegaban a Watford con la necesidad de sumar tres puntos que le mantuviesen en la pelea por el título. Tras un difícil comienzo, los locales se pusieron al frente en el marcador gracias al tanto anotado por Christian Kabasele en el minuto 13 de partido. Las cosas no comenzaban bien para Pochettino y los suyos, que tendrían que sobreponerse a ese duro golpe. Antes de llegar a la media hora de partido, Son consiguió perforar la portería rival, colocando las tablas en el marcador. A partir de ahí, el Tottenham dominó la posesión del balón y llevó el control del partido.

En la segunda parte, Davinson Sánchez fue expulsado, lo que puso aún más en contra el partido para los visitantes. Finalmente, los londinenses obtuvieron un punto que les supo a muy poco, ya que dicen prácticamente adiós a sus opciones de luchar por el título, ya que están situados a 18 puntos de la cabeza. Mauricio Pochettino experimentó todo tipo de sentimientos tras el pitido final del árbitro. Se mostró dolido, decepcionado, y frustrado con el resultado, pero orgulloso de sus jugadores.

"Estoy contento con la manera que ha respondido el equipo ante las adversidades. No nos hemos dado por vencidos en ningún momento. Tras el gol de Son, empezamos la segunda parte con la intención de ir a por el partido. Perdimos a Davinson en una acción desafortunada. Nuestros 10 hombres supieron defenderse bien y estuvieron excepcionales". A pesar de la desventaja numérica, el Tottenham buscó la victoria hasta el final, y Sissoko estuvo muy cerca de darle los tres puntos a los suyos, pero no estuvo acertado en el momento clave. 

Watford vs Tottenham  | Foto: tottenhamhotspur.com

"Siento decepción y dolor"

Pochettino se mostró dolido tras el empate: "Es doloroso porque tras los primeros 20 minutos, dominamos el partido. Lástima que cediésemos el gol al comienzo del encuentro. Tras el gol de Son, con el uno a uno, pensé que jugaríamos mucho mejor en la primera mitad". A pesar del mal inicio, los visitantes consiguieron marcharse al descanso con un empate en el marcador, dejando abierta cualquier posibilidad en el segundo tiempo. 

"En la segunda mitad tuvimos un poco de mala suerte. Jugar con 10 hombres durante casi todo el segundo tiempo fue difícil, pero en todo momento luchamos por conseguir la victoria. Tomamos muchos riesgos al querer ganar el partido en la segunda parte. A pesar de todo, el balance ha sido muy bueno tras jugar con 10 hombres. Solo se puede jugar como lo hicimos con el carácter que nos caracteriza. Estoy muy orgulloso de mis jugadores". 

Tras este empate, el Tottenham suma cuatro jornadas consecutivas sin conocer la victoria, tras la derrota ante el Leicester y el Arsenal, y los empates ante West Brom y Watford. Muy lejos de la primera posición, los 'Spurs' deben centrarse en sus opciones en la Champions League (clasificados como primeros de grupo para Octavos) y en obtener un buen puesto de cara a la próxima temporada. Sus próximos enfrentamientos ante el Apoel y el Stoke serán claves para retomar sensaciones y recuperar su verdadera identidad.