Trabajado pase a octavos

La selección española venció por 4 goles a 2 a Azerbaiyán y consigue clasificarse para octavos de final tras un partido complicado. España empezó perdiendo pero consiguió darle la vuelta al resultado en un encuentro marcado por las continuas interrupciones en el partido y la falta de ritmo.

Trabajado pase a octavos
España vence en un partido muy trabajado frente a Azerbaiyán. Foto: FIFA

España consigue el primer objetivo del campeonato, clasificarse para la siguiente fase del mundial, los octavos de final, tras imponer por 2-4 a la selección de Azerbaiyán. El equipo de Venancio López suma seis puntos tras las dos victorias, y ya espera rival para la siguiente ronda a falta de asegurar el primer puesto.

La selección española salió de inicio con Ortiz, Pola, Lozano, Alex y la novedad en la portería de Juanjo que sustituía a Paco Sedano.  La selección de Azerbaiyán que a priori parecía un rival asequible, le puso el partido complicado a España. Ambas selecciones luchaban por la posesión del balón tras el pitido inicial.  A los 3 minutos de partido Vassoura sorprendía con un disparó desde fuera del área que adelantó al equipo caucásico contra todo pronóstico. A partir de entonces, la posesión y el peso del partido recayó sobre España. Azerbaiyán intentaba parar el ritmo del partido a base de faltas, y con una defensa muy cerrada con todos sus jugadores de campo muy juntos. La selección de Venancio López dispuso de ocasiones claras de gol, pero el balón salía rozando el palo o despejado por el portero, Rovshan Huseynli, que hizo varias paradas de mérito.

El protagonista de la primera parte fue Vassoura quien marcó los dos goles de España en propia puerta. El primero tras un córner botado por Bebe, en el primer palo intentó desviar el balón, el número 10 de Azerbaiyán, pero lo introdujo en su propia portería. Y el gol que ponía a España por delante en el marcador, llegó tras un disparó desde fuera del área de Alex, el rechace del portero da en Vassoura y, nuevamente, se introduce en el fondo de la red. España tomó el mando en el marcador, pero Azerbaiyan no se achicó y subió la línea de presión para recuperar el balón más cerca de la portería rival. Con el resultado de 2-1 a favor de España se llegó al descanso.

La segunda parte comenzó con un intercambio de golpes por parte de ambos equipos. Azerbaiyán cada vez más cerca de la portería rival, pero cuando peor lo estaba pasando España apareció Fernandao para poner el 3-1 en el marcador. El jugador español que disputaba los primeros minutos en el Mundial , tras perderse el partido inicial por molestias físicas.

La ventaja de dos goles en el marcador dio más tranquilidad al equipo español, que llevaba el ritmo del encuentro. Mientras la selección de Azerbaiyán seguía intentado jugar su partido con continuas interrupciones de juegos y provocaciones a los jugadores españoles. Poco a poco el cansancio se fue apoderando de los jugadores, que ya no presionaban con tanta intensidad. Miguelín anotó el cuarto gol tras un disparó cruzado con la derecha desde fuera del área. A la desesperada intentaron recortar distancias en el marcador jugando con cinco futbolistas, les costó crear ocasiones de peligro pero a falta de 38 segundos para el final recortaron distancias en el marcador, Thiago Bolinha ponía el 2-4 definitivo en el luminoso.  

En la ultima jornada del grupo F, España jugará contra Marruecos y Azerbaiyán se enfrentara al combinado de Irán.