Ricardinho prolonga su función en Colombia

El mejor jugador del mundo volvió a exhibir su mejor juego para guiar el triunfo de Portugal sobre Uzbekistán por 5-1. El luso consiguió un 'hat-trick' y participó en todas las jugadas de peligro del combinado portugués, que logra clasificarse para octavos de final del Mundial como primera del Grupo A.

Ricardinho prolonga su función en Colombia
Foto: FIFA.com
Portugal
5 1
Uzbekistán
Portugal: Bébé, Fábio, Pedro Cary, Joao Matos, Ricardinho -quinteto inicial-, Vitor Hugo, Cristiano, André, Bruno, Miguel, Cardinal, Djo, Ré, Tiago Brito.
Uzbekistán: Umarov, Rakhmatov, Abdumavlyanov, Yunusov, Sviridov -quinteto inicial-, Khanzratkulov, Irsaliev, Elibaev, Tojiboev, Choriev, Adilov, Hamroev, Anorov, Fakhriddinov.
MARCADOR: 1-0, min. 10, Ricardinho. 1-1, min. 11, Ricardinho (PP). 2-1, min. 14, Ricardinho. 3-1, min. 22, Ricardinho. 4-1, min. 26, André. 5-1, min. 35, Djo.
ÁRBITRO: Daniel Rodríguez (URU) y Darío Santamaría (ARG). Amonestaron a Elibaev (min. 20) y Adilov (min. 32).
INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la tercera jornada del Grupo A del Mundial de Colombia, disputado en el Coliseo Iván de Bedout (Medellín).

Cuando el mejor jugador del mundo entra en escena, prácticamente ningún equipo rival puede contenerlo. Ricardinho demostró ante Panamá su excelente estado de forma, y ante Uzbekistán le bastaron tres acciones desequilibrantes para liderar el triunfo de Portugal ante el combinado del este de Europa y clasificarse como primera de grupo para los octavos de final del Mundial de Colombia 2016. Continuas demostraciones de talento de la estrella portuguesa, que desembocaron en ovaciones del público asistente, confirmaron que, a día de hoy, el luso es el mejor jugador de fútbol sala del planeta.

Pese a la teórica superioridad portuguesa, el partido fue más complicado de lo que se presuponía para los hombres de Jorge Braz. Y es que Uzbekistán apostó de inicio por una presión asfixiante sobre la salida de balón de los lusos, a los que presionaron en su propio campo. Sólo el paso de los minutos y, sobre todo, la paciencia, hicieron que Portugal fuera encontrando paulatinamente el camino hacia la portería defendida por Umarov, que respondió de manera notable a los primeros disparos a puerta de los portugueses.

Ricardinho logró tres goles y dejó un sinfín de detalles técnicos

Si el partido está atascado, nadie va a responder mejor sobre una pista de fútbol sala que Ricardinho. Antes de cumplir el ecuador de la primera mitad, el '10' realizó un excelente movimiento para situarse en el segundo palo en un saque de banda de su equipo, lo que sumado al error defensivo de los uzbekos le permitió quedarse sólo el tiempo necesario para recibir el balón tras un pase de Joao Matos y, de primeras, enviarlo a la red, adelantando a Portugal en el encuentro (1-0).

La trascendencia de Ricardinho en el partido aumentaría un minuto después, si bien en esta ocasión en una jugada poco habitual. Un saque de esquina de los uzbekos fue desviado involuntariamente por el jugador portugués, que vio cómo el balón se introducía en su propia portería (1-1). Pero el luso no tardó en resarcirse. A falta de seis minutos para el descanso, recibió un balón en la frontal y, tras un recorte que dejó en el suelo a un defensor, batió por bajo al guardameta uzbeko, estableciendo el 2-1 con el que se llegó al descanso.

Tras el paso por los vestuarios, Portugal y especialmente Ricardinho salieron dispuestos a sentenciar el encuentro, y prácticamente lo consiguieron en el primer minuto. Un saque de esquina hacia el segundo palo encontró a la estrella lusa, que con una gran volea envió el balón a la red. El conjunto entrenado por Jorge Braz se situaba 3-1 en el marcador y ahora era Uzbekistán quien debía llevar el peso del encuentro si quería conseguir un resultado positivo.

Los portugueses celebran uno de los goles de Ricardinho | Foto: FIFA.com
Los portugueses celebran uno de los goles de Ricardinho | Foto: FIFA.com

Y los uzbekos asumieron el control, pero se encontraron con una excelente versión defensiva de Portugal, que cerró muy bien los espacios y apenas sufrió para defender su ventaja. Sin embargo, la diferencia en el resultado sí cambiaría, pero siempre de manera favorable para el cuadro portugués. En un par de transiciones rápidas, la segunda iniciada por Ricardinho tras realizar una 'lambretta', André y Djo se encargaron de anotar dos goles más y establecer el definitivo 5-1 en el marcador, lo que permite a Portugal clasificarse como primera de grupo para los octavos de final del Mundial de Colombia.