Reconocimiento a toda una vida: Germán Dévora presidente de honor de la UD
Germán Dévora, el símbolo de la UD.

Reconocimiento a toda una vida: Germán Dévora presidente de honor de la UD

Germán Dévora, probablemente una de las personas más ilustres que han caracterizado la historia del club insular, será presentado como nuevo presidente de honor de la entidad amarilla dentro de dos semanas, cuando el ex jugador, ex entrenador y ex secretario técnico regrese de su retiro vacacional.

nauzetrobaina
Nauzet Robaina Román

Germán Dévora ha aceptado la propuesta del Consejo de Administración de la Unión Deportiva para ser nombrado presidente de honor de la entidad. Como tal, Dévora no tendrá ningún poder en el ámbito deportivo o administrativo, pero será la representación institucional del club. Esta propuesta no es nueva, pues diversos grupos de aficionados habían llevado a cabo varias plataformas, por medio de las redes sociales, en apoyo al ofrecimiento del cargo al que fuera ídolo del estadio Insular. Además, el propio presidente del club, Miguel Ángel Ramírez, había gestionado la propuesta desde su llegada. Una propuesta que ve, ahora, como se hace realidad.

El porqué de la elección de Germán Dévora para dicho cargo es simple: representa la historia de la Unión Deportiva como nadie. Germán fue jugador del equipo insular durante los dieciséis años que duró su carrera como futbolista profesional, por lo tanto, nunca vistió otra camiseta que no fuera la casaca amarilla. Desde 1962 hasta 1978, el grancanario defendió los colores de la Unión Deportiva al tiempo que era reconocido como uno de los mejores jugadores nacionales de su época.

En su trayectoria en la UD, Germán formó parte de la mejor generación de futbolistas que ha tenido el equipo en su historia. Compartió vestuario con jugadores como Tonono, Castellano, Manuel León o Juan Guedes y jugó bajo las órdenes del reputado técnico Luis Molowny. Durante su estancia como jugador en el primer equipo logró un ascenso a la Primera División en la temporada 1963/1964, un subcampeonato de liga en la temporada 1968/1969 ( la mayor clasificación histórica del club), la primera participación de la Unión Deportiva en competiciones europeas disputando la Copa Ferias en el año 1969, y fue integrante de la plantilla que perdió la final de la Copa del Rey ante el FC Barcelona en el año 1978. Además, es el máximo goleador histórico de la entidad con 119 goles en los 453 partidos oficiales que disputó.

Por otro lado, su buen hacer con el equipo insular le valió para debutar con la Selección Española junto a sus compañeros canarios Tonono, Paco Castellano, Juan Guedes y Santos. En total jugó cinco partidos con el combinado nacional con un balance de dos victorias y tres empates.

Tras su retiro como futbolista profesional, Dévora se incorporó a la dirección técnica y entrenó a la Unión Deportiva un total de 51 partidos entre los años 1985 y 1989, además de un único partido en la temporada 1991/992 en la cual se consumó el descenso de categoría. Cabe destacar que también tuvo un periodo como entrenador de la UD Gáldar, club grancanario de la Segunda División B.

Por todo ello, el elegido es Germán Dévora. Porque hoy, tantos años después, se le reconoce de manera institucional el mérito a su carrera deportiva con su designación al cargo de Presidente de Honor de la Unión Deportiva Las Palmas. Una designación merecida.

VAVEL Logo