El Girona, en pleno proceso de rodaje
Isaac Becerra despeja un balón ante la presión del atacante rival.

Día de estrenos el de ayer en Montilivi, debutaba el entrenador del Girona esta temporada: Ricardo Rodríguez. También debutaron algunos de los nuevos refuerzos de la entidad gerundense, entre ellos: Chando, Timor, Gerard Bordas y el retorno de un viejo conocido Jordi Matamala.

Rodríguez alineó de entrada un equipo formado por Becerra en la porteria, de lateral derecho Juanlu, en el eje de la zaga los habituales Chus y Migue, en el lateral izquierdo David García, en el centro del campo la novedad del canterano Vivancos en la posición de pivote defensivo. Un poco más avanzados en la medular Eloi y Timor en tareas más organizativas y en las bandas, Felipe en la derecha y Jofre en la izquierda. Como referente en la posición de nueve Chando. Sorprendió de inicio la táctica del entrenador local (4-3-3), ya que en la temporada pasada, el equipo habitualmente se colocaba en el campo con un (4-2-3-1).

En la primera parte, el Girona salió con mucho empuje, comandados por un buen Jofre dispuso de algunas oportunidades en los minutos 6,14 y 27. También Felipe Sanchón erró una ocasión clara en el minuto 21. Justo cuando el Nástic comenzaba a sacudirse el dominio gerundense, llegó la pena máxima favorable al Girona en el minuto 31, Felipe Sanchón no lo desaprovecharía e inaguró el marcador. De esta forma, el jugador catalán también se sacaba un peso de encima, recordemos que su último penalty efectuado, fue el que falló en el partido de ida de la promoción de ascenso frente el Almería. Poco después, David García chutó fuera en otra buena oportunidad. Con ventaja del Girona se llegó al descanso.

En la reanudación, el Nástic cambió por completo la alineación, excepto a Xisco. David Sánchez tomó la iniciativa en el centro del campo, a partir de ahí el partido cambió por completo y el conjunto visitante comenzó a dominar. A pesar de eso, el Girona pudo sentenciar, Chando tuvo en sus botas el segundo gol, pero desperdició un claro mano a mano ante Reina. De aquí al final dominio tarragonense, festival de cambios en el Girona y empate final logrado por Perera a centro preciso de David Sánchez.

Justo empate en Montilivi, donde se evidenciaron que el Girona necesita refuerzos y que están en pleno proceso de rodaje. El Nástic ofreció, sobre todo en la segunda mitad, una buena imagen y su posibilidad en la lucha por el ascenso a Segunda División esta temporada puede hacerse realidad.

VAVEL Logo