Chendo, el histórico silencioso
Foto: golyfutbol.com

Miguel Porlán Noguera, conocido como Chendo, apodo heredado de su madre 'Chenda', nació en Totana (Murcia), el 12 de octubre de 1961. Comenzó a dar las primeras patadas a un balón en su localidad natal, jugando en el equipo del Colegio La Cruz de la Misión. De ahí pasó al Totana juvenil, donde jugó (con ficha falsa por no tener la edad reglamentaria) hasta que Nito, un ojeador del Real Madrid, le convocó para realizar una prueba con el club blanco.

Después de unas duras pruebas de acceso a la cantera del equipo blanco, Chendo fue el único jugador que interesó a los técnicos madridistas. Su destreza y garra con el esférico fascinó a Luis Molonwny y Juan Egea, quienes no dudaron en catapultarlo al equipo Juvenil del Real Madrid, donde ingresaba el 1 de septiembre de 1977.

El sueño se hace realidad

Chendo cumplía así su sueño, defender el escudo que tanto amaba. Su progresión era imparable y en 1980, tras haberse ejercitado durante 3 años con el equipo Juvenil, daba el salto al Castilla, en Segunda División, donde su brillante juego deslumbró al mismísimo Alfredo Di Stéfano, por entonces entrenador del primer equipo.

Fue el argentino quien le brindó la oportunidad de debutar en el primer equipo: "Vas a ir para completar el equipo, ya que Juan José se encuentra lesionado", le dijo Di Stéfano. Así fue como Chendo se convirtió en uno más, en un vestuario formado por nombres que el madridismo jamás olvidará: Del Bosque, García Remón, Miguel Angel, Camacho, Santillana, Juanito y Stielike entre otros.

Con la vuelta de Juan José, Chendo no volvió al Castilla sino que se quedó en el banquillo del primer equipo y pronto, a base de tesón, honradez y excelente juego, se ganó el puesto de titular en el primer equipo.

Época dorada

Muchos vieron en él, el mejor lateral derecho que ha vestido la camiseta del Real Madrid. Y es que Chendo puso el listón muy alto. Algo que siempre destacó el totanero fue su debut en el Clásico, debut que se produjo en el año 1983 en el estadio azulgrana, donde el Real Madrid se impuso por 1-2, con goles de Juanito y Santillana.

Pero sin duda alguna, la hazaña más memorable para algunos fue el caño a Maradona en el mítico encuentro de Copa de Europa ante el Nápoles de la temporada 1987-1988, en el que anuló impecable al 'Pelusa'. Su impresionante caño quedó grabado en la historia y fue recogido en los titulares de la prensa deportiva de la época.

Poco a poco Chendo fue escribiendo uno de los historiales más impresionante de la historia del Real Madrid, equipo en el que permaneció durante 16 temporadas cosechando infinidad de títulos y trofeos que engrosan una de los mejores trayectorias del fútbol español.

Chendo perdió la titularidad a principios de los '80, aunque siempre cumplía con creces cuando se requerían sus servicios. Un ejemplo para todos los jóvenes que al igual que él, soñaban llegar al primer equipo por la vía más romántica, desde la cantera.

Se despidió metafóricamente del equipo de sus amores, ya que hoy en día sigue ligado al club, siendo el delegado de campo, de la siguiente manera: "Me voy con la alegría de haber conseguido el sueño de cualquier niño: llegar al Real Madrid, mantenerme durante muchos años y terminar la carrera en este gran club, ¿qué más se puede pedir? Por ello, aunque el adiós tenga a veces connotaciones tristes, yo me voy contento, satisfecho y con la cabeza bien alta".

Estadísticas

Vistiendo al camiseta blanca jugó un total de 463 encuentros oficiales, 363 en Liga, 54 en la Copa del Rey, 3 en al Supercopa de España, 34 en Champions, 1 encuentro por la Recopa, 4 en la Copa de la Liga, 35 en la Copa de la UEFA, y 140 amistosos.

A lo largo de su carrera tan sólo anotó 3 goles. Su trayectoria fue toda teñida de blanco, desde 1977 que ingresó en el equipo juvenil de Chamartín, hasta 1998 que se retiró tras haber hecho historia con el primer equipo.

Ganó 7 Ligas (1986, 1987, 1988, 1989, 1990, 1995, 1997), 2 Copas del Rey (1989, 1993), 5 Supercopas de España (1988, 1989, 1990, 1993, 1997), 1 Copa de la Liga (1985), 1 Copa de Europa (1998) y 2 Copas de la UEFA (1985, 1986).

También ganó: 8 Trofeos Santiago Bernabéu, 1 Torfeo Teresa Herrera,2 Ciudad de Barcelona, 2 Trofeos Ciudad de Palma, 1 Desafío Canal Plus, 4 Ciudad de Alicante, 2 Trofeos Colombinos, 1 Copa Durum, 1 Trofeo Giorgio Calleri, 1 Bahía de Cartagena, 2 Ciudad de la Línea, 1 Ciudad de Salamanca, 1 Trofeo Fioruchi, 1 Trofeo de la Naranja, 1 Trofeo Benidorm, 1 Trofeo Raima, 1 Trofeo Navidad, 1 Trofeo Asegarce y 2 Trofeos Festa d'Elx.

Con la Selección española jugó 26 encuentros (balance de 16 victorias, 5 empates y 5 derrotas) y disputó 2 Mundiales: Mundial de México 1986 y Mundial de Italia 1990. Debutó ante U.R.S.S., el 22 de enero de 1986, partido que España ganó por 2 goles a 0. Su último partido con La Roja fue el 26 de junio de 1990, ante Yugoslavia, partido con mal sabor de boca que los españoles perdieron por 1 a 2.

Su amistad con los integrantes de la famosa Quinta del Buitre (Emilio Butragueño, Rafael Martín Vázquez, Michel, Manolo Sanchís y Miguel Pardeza), han llevado a éstos a reconocer en más de una ocasión que Chendo era "el sexto integrante" de este grupo.

VAVEL Logo