El Bernabéu, como argumento para alcanzar la final
El Bernabéu cumplirá su papel (Foto | Dani Mullor - VAVEL).

La Champions League pasa, indudablemente, por el rendimiento que pueda ofrecer el Real Madrid como local. Desde su inicio, allá por el mes de septiembre de cada temporada, la máxima competición continental es una carrera de resistencia que enfrenta a los mejores fondistas a nivel europeo, que buscan, con su esprint final, llegar una cabeza, como poco, por delante del resto de sus oponentes a la línea de llegada.

El Madrid 'barre' en casa

Desde el primer encuentro de la presente edición, el 17 de septiembre ante el Galatasaray en el Ali Sami Yen de Turquía, el cuadro merengue ha ido cosechando éxitos lejos del Bernabéu, pero especialmente como local. Victorias tan importantes como la lograda ante la Juventus en fase de grupos, el 3-0 que le endosó al Borussia Dortmund en la pasada ronda de cuartos, o la goleada al Copenhague, son sólo algunos ejemplos del potencial que despliega el conjunto de Carlo Ancelotti con el estadio madridista como escenario.

En esta campaña, en fase de grupos no dejó volar ni un punto lejos del Bernabéu, y ya en eliminatorias directas, se ha mostrado contundente ante los equipos alemanes que lo han visitado, y que han vuelto al país teutón con sendos tripletes merengues. El conjunto blanco se ha mostrado casi infalible en las últimas temporadas como local, y buena prueba de ello es su estadística cuando salta al césped como tal en la máxima competición continental.

La afición llenará el Bernabéu para apoyar a su equipo (Foto | Dani Mullor - VAVEL).

Desde abril de 2011, el Real Madrid no cae derrotado en su propio estadio en Champions. Desde las semifinales de aquella temporada, el conjunto merengue ha disputado 17 encuentros, en los que ha visto portería en 55 ocasiones, una media de 3,2 goles por enfrentamiento, habiendo concedido únicamente 15 tantos. Números que se completan si tenemos en cuenta que en estos partidos, apenas dos empates han logrado sacar los visitantes, ambos en la temporada 2012-13 - Borussia Dortmund en la fase de grupos y Manchester United en los octavos de final - y han caído derrotados en las restantes 15 ocasiones.

17 partidos después, se reencuentran con su 'bestia negra'

Desde la derrota ante el Barcelona de Guardiola en semis de 2011, 17 partidos, 15 victorias y 2 empates en el Bernabéu

Pero en aquella eliminatoria de semifinales de Champions de la temporada 2010-2011, en el choque de ida, el Madrid hincó la rodilla por un 0-2 que finalmente le daría el pase a la final al Barcelona. Aquel cuadro culé, que se impuso con dos tantos de Messi en el partido que levantó la polémica más adelante, por la expulsión de Pepe aún con el 0-0 en el marcador, estaba dirigido por el actual técnico del Bayern de Múnich, y que intentará volver a arañar la imbatibilidad blanca como local: Pep Guardiola.

El entrenador de Sampedor llega presto a repetir la hazaña de hace tres temporadas, en la que logró superar a su máximo rival para más tarde, levantar el título de campeón de la Champions League. Guardiola llega comandando a un Bayern que hace ya más de tres semanas, se proclamó campeón de la Bundesliga, y que presume de ser la 'bestia negra' del Real Madrid, en un enfrentamiento que pasa por ser el mayor de los clásicos a nivel europeo.

En esta ocasión, los pupilos de Ancelotti tratarán de alargar la racha de encuentros invictos, manteniendo el Santiago Bernabéu a 'salvo' de las acometidas germanas, que tratarán de anular a su rival como ya lo hicieron la pasada temporada con el Barcelona, también en semifinales, en busca de su tercera final consecutiva. Para ello, los de Guardiola tendrán que realizar un mejor papel que sus dos predecesores de tierras alemanas en el Bernabéu, Schalke y Borussia Dortmund, que hicieron el camino de vuelta a casa viajando con tres tantos cada uno hacia la cuenca del Ruhr.

VAVEL Logo