Real Madrid - Bayern Múnich: primer duelo entre colosos

Vuelve la Champions League a la rutina del Real Madrid y lo hace, como no podía ser de otro modo a estas alturas del campeonato, a lo grande. La máxima competición continental entra en su recta final, a la que han accedido únicamente los cuatro mejores conjuntos de la misma. De un lado, Chelsea y Atlético de Madrid buscarán una plaza en Lisboa, y del otro, el propio conjunto blanco se enfrentará por el otro billete con el Bayern Múnich.

El Bayern llega como gran favorito

Un clásico a nivel europeo que se reedita dos temporadas después, a la misma altura de competición. En la campaña 2011-12, madridistas y bávaros se vieron las caras también en semifinales, con el triunfo final de los segundos gracias a su mayor acierto desde los once metros. Dos años después, cambios en los banquillos de ambos conjuntos mediante, el cuadro germano llega como el gran favorito para proclamarse campeón, por segundo año consecutivo, de la Champions.

Esta vitola de favorito la ha asumido el conjunto que ahora dirige Pep Guardiola después de firmar una temporada más que notable. Con un paso casi impoluto en la Bundesliga, hasta proclamarse campeones en el mes de marzo, la Supercopa de Europa puso la primera piedra al nuevo proyecto del técnico de Sampedor en Múnich.

Con su estilo propio, forjado en las categorías inferiores de La Masía, y trasladado - y perfeccionado - posteriormente en el primer equipo del Barcelona, Guardiola ha conseguido trasladar a su Bayern la manera en la que él entiende deben ser sus conjuntos: posesión, presión en posiciones avanzadas y mucho dominio del juego. La solvencia defensiva del cuadro alemán, además, es una consecuencia inevitable de su capacidad de manejar el ritmo de un partido, y de la negación del control del cuero al rival.

A pesar de su favoritismo, los últimos tropiezos han sembrado algunas dudas internas

Ese dominio le ha llevado a pasar de ronda, ya en eliminatorias directas, sin mayores problemas, dejando atrás primero al Arsenal en octavos, y posteriormente al Manchester United en los cuartos de final. En ambos casos, su superioridad en el partido de ida fue determinante, si bien, el cuadro 'red' les puso en mayores aprietos, empatando en Old Trafford y llegando a adelantarse en el marcador en Alemania, aunque rápidamente los pupilos de Pep le dieron la vuelta al marcador asegurando el pase a semifinales.

A pesar de su rendimiento a lo largo de la temporada, en el último mes el cuadro germano ha tropezado hasta en tres ocasiones consecutivas en la Bundesliga, todas tras proclamarse campeón. La más sonada fue la derrota que sufrieron a manos del Borussia Dortmund en el Allianz Arena, dónde los de Klopp se impusieron por un contundente 0-3, que comenzó a sembrar dudas al respecto del estado de los jugadores, aparentemente relajados tras la consecución del título liguero.

La Champions blanca 'más alemana'

El camino, sin embargo, del Real Madrid, ha sido algo diferente. Al igual que sus colegas bávaros, repitieron identidad nacional del rival al que se enfrentaron en octavos y cuartos, consiguiendo imponerse, respectivamente, a Schalke y Borussia Dortmund. Por tanto, la del Bayern, será la tercera eliminatoria consecutiva ante un equipo alemán en la misma edición de la Champions.

Bale y Cristiano, de fondo, ante el Schalke (Foto | Dani Mullor - VAVEL).

El Madrid se ha enfrentado a Schalke, Borussia y ahora, Bayern consecutivamente

Y su paso fue diferente al del Bayern por el sufrimiento que tuvo que vivir el conjunto blanco en la vuelta de su enfrentamiento de cuartos en el Signal Iduna Park. A pesar de la renta de tres goles que llevaba del Bernabéu, y las bajas del cuadro de la cuenca del Ruhr, los hombres de Jürgen Klopp pusieron contra las cuerdas a los de Ancelotti gracias a dos tantos en el primer acto de Marco Reus, que dejaban a los germanos a tan solo uno de igualar la eliminatoria.

Finalmente, para regocijo de los seguidores merengues, el marcador se quedó tal y cómo acabó en la primera parte, y el Madrid accedía, por cuarto año consecutivo, a las semifinales. Inmersos en la pelea por proclamarse campeones de Liga, en desventaja con el Atlético de Madrid a falta de tan solo cuatro jornadas, la atención blanca se centró, en la pasada semana, en otro título.

La tranquilidad de haber levantado la Copa

La final de la Copa del Rey llegaba al calendario merengue tras superar al Barcelona en la clasificación liguera, y ponerse a la estela de los colchoneros por conseguir sumar el entorchado nacional. Enfrente, los del Tata Martino, golpeados por su reciente eliminación en la Champions y la pérdida de gran parte de sus opciones en Liga, tras caer en Granada.

Bale, celebrando su gol en la Copa (Foto | Dani Mullor - VAVEL).

Empezó golpeando el Madrid, por medio de Di María, para contraatacar el Barcelona, después de ver cómo su rival perdonaba varias ocasiones para sentenciar, gracias a un soberbio cabezazo de Bartra. Pero si el zaguero catalán se elevó más que nadie para igualar la contienda, no pudo equipararse con la potencia de Gareth Bale.

El galés, desplazado por Bartra fuera del campo en su carrera hacia un balón en profundidad, fue capaz de recuperarse, superar a su oponente por el cuero, encarar a Pinto y batirle por debajo de las piernas, para desatar el delirio de los suyos, y darle la Copa al Madrid.

La Décima sigue siendo el objetivo

Con el primer título de la temporada ya en el bolsillo, los de Carlo Ancelotti miran ahora hacia la Champions, como el objetivo prioritario del año, y su enfrentamiento con el Bayern en particular. Desde que Fernando Hierro elevase al cielo de Glasgow, Escocia, la Novena Copa de Europa, el Real Madrid no ha llegado siquiera a volver a tener una oportunidad de alzarse con el título, quedando apeado de la lucha por el mismo hasta en cuatro ocasiones en los últimos 11 años en las semifinales.

Por ello, el conjunto blanco se encuentra ante una nueva oportunidad, una docena de años después, de tener al menos la ocasión de pelear por sumar un título más a nivel continental. Para ello deberán superar a la que ha sido una de sus 'bestias negras' en los últimos años, pero no cuando el encuentro se jugaba en el Bernabéu. De las últimas cuatro visitas germanas al feudo merengue, en ninguna de ellas la victoria ha volado de vuelta a Alemania. Desde el año 2001, gracias a un gol de Elber, el Bayern no se impone en el estadio madridista, y buena parte de las opciones blancas de llegar a Lisboa pasan por seguir aumentando esa racha.

Vuelve Cristiano

El choque, marcado por la calidad de sus participantes, cuenta con la aparición estelar de la estrella blanca. Tras lesionarse hace casi un mes, Cristiano Ronaldo ha apurado los plazos de recuperación para poder estar a disposición de su técnico ya en el partido de ida, cuando todo apuntaba a que su vuelta se daría en el que deberían jugar en Alemania.

Cristiano vuelve para ayudar a su equipo a llegar a la final (Foto | Dani Mullor - VAVEL).

El luso se echó al suelo durante los instantes finales del choque ante el Borussia Dortmund en el Bernabéu, y desde entonces no se ha vuelto a vestir de corto. Problemas en el bíceps femoral y en el tendón rotuliano, los servicios médicos del Real Madrid tardaron más tiempo del debido en diagnosticar correctamente la dolencia del portugués, lo que ha retrasado su vuelta.

Ahora, y tras superar la última prueba, el luso estará plentamente recuperado de sus problemas, que permitirá a Ancelotti, al menos, poder tenerle en el banquillo, si es que el de Madeira no empieza como titular el decisivo encuentro, el más importante que va a poder disputar de lo que lleva de temporada.

Ancelotti: "Cristiano tiene buenas sensaciones"

Antes de que el balón se ponga a rodar, los técnicos de ambos conjuntos salieron ante los medios de comunicación para expresar sus pareceres, en los prolegómenos de uno de los partidos más importantes de las temporadas de sus respectivos equipos. El preparador italiano que encabeza al Real Madrid desde la banda, Carlo Ancelotti, se mostró reticente a hablar de favoritismos, pero sí indicó cuál será, a su modo de ver, la forma en la que los suyos entenderán el partido.

"La filosofía de Guardiola es más o menos la misma, con jugadores de distinta calidad", dijo el italiano, equiparando de alguna forma el juego del Barcelona actual, con el que desarrolla Bayern de Múnich. Para conseguir sobreponerse al fútbol alemán, indica el de Reggiolo, tendrán que "trabajar fuerte, ser defensivamente compactos y controlar el juego".

Carlo Ancelotti confía en sus pupilos (Foto | Dani Mullor - VAVEL).

Además, para terminar, habló del estado de forma de Cristiano y Marcelo, los dos tocados que han entrado en la convocatoria, indicando que el primero "si se encuentra bien, con buenas sensaciones, va a jugar", mientras que en el caso del lateral brasileño, le ha confirmado entre los 18 finalmente elegidos, pero relegándole al banquillo, al menos de inicio.

Guardiola no se fía

Las nueve Champions blancas, sumadas a las cinco que posee el Bayern en sus vitrinas se citan en un enfrentamiento que han comentado en las horas previas sus protagonistas. Al igual que su colega transalpino, Pep Guardiola también tuvo que pasar ante los compañeros acreditados antes de realizar su primer y único entrenamiento previo al choque en tierras madrileñas.

El de Sampedor no tiene reparos en alabar a su rival, valorando además el trabajo que ha realizado desde el principio de temporada Ancelotti, del que dice que ha "conseguido evolucionar" al Real Madrid: "Con este entrenador o jugadores o con cualquiera, ellos siempre tienen algo especial. Es uno de los rivales individualmente mas difíciles que tendremos", asevera el catalán.

Lahm y Javi Martínez siguen el discurso de su técnico

Si Guardiola no se guarda ningun elogio para el cuadro blanco, menos aún lo hacen dos de sus jugadores. Javi Martínez, ex de la Liga española en el Athletic Club, señala uno de los puntos fuertes de su rival, y sobre el que deben prestar gran atención: "Va a ser importante controlar las contras porque el Real Madrid tiene jugadores muy rápidos".

De igual modo, el comodín del técnico de Sampedor, Philipp Lahm, capitán bávaro, se muestra preparado para la disputa de uno de los mejores partidos que pueden verse a nivel continental. Lahm habla del enfrentamiento entre "dos grandes equipos", en el que la clave residirá en quién ponga más "pasión y corazón" en la búsqueda de la victoria y por tanto, el pase a la final

Xabi Alonso: "Sabemos que las semifinales son la última barrera"

Por su parte, en el conjunto blanco, fue el centrocampista tolosarra quién acompañó a su técnico en la comparecencia ante los medios. El ex de la Real Sociedad y Liverpool mostró su confianza en el trabajo del equipo, que viene además de cosechar un gran éxito al conseguir levantar la Copa: "No considero que el Real Madrid sea la víctima. Es un ruido exterior más que lo que se está viviendo en el vestuario".

De igual modo, Xabi Alonso señaló la importancia de la recuperación de Cristiano Ronaldo, al igual que tuvo tiempo de dedicarle unas carantoñas en forma de declaraciones a otro de sus compañeros. "Bale es muy valorado por todos. Adaptarse a un nuevo país es complicado, pero estamos contentos con lo que está demostrando", comentaba el tolosarra acerca del rendimiento del galés.

Xabi Alonso, durante la final de Copa (Foto | Dani Mullor - VAVEL).

Convocatorias

Real Madrid. El cuadro blanco lleva toda la temporada viendo cómo su enfermería no se queda vacía. La grave lesión de Khedira a principio de temporada le ha mantenido apartado de los terrenos de juego por seis meses, aunque el germano está entrando en la recta final de su recuperación. Los que no estarán disponibles serán Jesé, que sigue recuperándose de la rotura de ligamento cruzado ni Arbeloa, cuya rodilla aún no le permite entrenarse a un ritmo normal. Tanto Marcelo como Cristiano parecen haberse recuperado de sus molestias, y ambos estarán a disposición de Ancelotti si éste lo considera oportuno.

Lista de convocados: Casillas, Diego López, Jesús Fernández, Varane, Pepe, Ramos, Coentrão, Marcelo, Carvajal, Nacho, Bale, Xabi Alonso, Casemiro, Modric, Di María, Isco, Illarramendi, Cristiano Ronaldo, Benzema y Morata.

Bayern Múnich. Los germanos viajan a la capital con algunas bajas sensibles. Sin duda, la ausencia de Thiago Alcántara es la más destacada. El centrocampista sufrió una rotura parcial en el ligamento de su rodilla izquierda, que le mantendrá apartado al menos un par de semanas más de los terrenos de juego, por lo que no estará en ningún caso para la disputa ni del encuentro de ida, ni el de la vuelta. Además, tampoco estarán Shaqiri (bíceps femoral), Contento (tobillo, aunque ha viajado con el equipo), Badstuber (rodilla) ni el guardameta suplente Starke. Además, el zaguero belga Van Buyten ha viajado de vuelta a Alemania, tras aterrizar en España, para estar con su esposa ante el inminente nacimiento del tercer hijo de la pareja.

Lista de convocados: Raeder, Neuer; Lahm, Boateng, Dante, Alaba, Rafinha, Contento, Javi Martínez; Kroos, Götze, Schweinsteiger, Robben, Müller, Ribery, Mandzukic y Pizarro.

Posibles onces

VAVEL Logo