'Efemérides Segunda B': el día en que Torrelavega volvió a soñar
La tristeza invadió a los jugadores gimnásticos tras el pitido final. Foto: socarrena1907.blogspot.com

El fútbol no siempre es justo. El fútbol no siempre otorga segundas oportunidades ni devuelve a ciertos equipos todo lo que les arrebató en su momento. No obstante, es innegable que el fútbol es maravilloso. El deporte rey por excelencia es capaz de movilizar y reunir en unos pocos metros cuadrados a miles de personas, y permitir que estas experimenten los peores y los mejores sentimientos y emociones que puedan llegar a existir en el ser humano. Hoy toca repasar una efeméride negativa, una historia de un equipo que rozó la gloria con la yema de los dedos y al que el destino le deparó el final más cruel posible.

El protagonista de este trágico relato no es otro que el equipo decano del fútbol cántabro: la Real Sociedad Gimnástica de Torrelavega. Antes de comenzar a profundizar en la temporada del ‘casi ascenso’, conviene repasar la historia del centenario club cántabro. Fundada en 1907, la Gimnástica disputó sus primeros encuentros oficiales en los años 20, en el ya extinto Campeonato de Cantabria. Los torrelaveguenses lograron llegar a la final hasta en siete ocasiones, cayendo derrotados en todas ellas ante el Racing de Santander. No obstante, su buena participación en el campeonato regional permitió a la Gimnástica disputar cinco ediciones consecutivas (1926-1930) de Copa del Rey.

Desaparición y resurrección por todo lo alto

En 1928, la entidad blanquiazul consiguió inscribirse en el Grupo B de Segunda División, que pese a pertenecer al segundo escalafón del balompié nacional, a efectos de clasificación e importancia se asemejaba más a una tercera categoría. Este extraño formato solo duró un año (el primero), y la Gimnástica de Torrelavega disputaría la siguiente temporada en la recién creada Tercera División. Dos años después, el club del Besaya desapareció por graves problemas económicos. No obstante, se refundó inmediatamente bajo el nombre de Deportiva Torrelavega, consiguiendo regresar efímeramente a Segunda División y proclamarse campeona de Cantabria en 1941.

La resurrección del equipo ya era una realidad, que se hizo todavía más efectiva cuando en 1943 se recuperó la denominación de Gimnástica de Torrelavega. La entidad blanquiazul continuó con su escalada, hasta lograr configurar a mitad de siglo la mejor Gimnástica de la historia. En 1949 se logró regresar a la categoría de plata, donde aguardaban cinco temporadas consecutivas llenas de momentos para el recuerdo.

La Gimnástica se quedó a cuatro puntos de ascender a Primera

Pero, sin lugar a dudas, el momento cumbre de esta edad dorada gimnástica y de toda su historia llegó en la primera de ellas. Con Pedro Medrano en el banquillo, el cuadro montañés consiguió una meritoria quinta posición, quedándose de ese modo a tan solo cuatro puntos de ascender a Primera División. Las sorprendentes derrotas en momentos claves en Arosa y Barakaldo fueron clave para que la Gimnástica no alcanzase la élite.

Doce años en el 'infierno' antes de volver por última vez a Segunda

Después perder la categoría en 1954, aguardaban doce largos y duros años en Tercera División. Al fin, el equipo cántabro retornó por tercera (y última hasta día de hoy) vez a Segunda División. Sin embargo, esta vez tan solo pudo permanecer dos temporadas. Es decir, la Gimnástica de Torrelavega acumula casi 50 años sin competir en el fútbol profesional. Desde 1968, ha estado 25 temporadas en Tercera División, 19 en Segunda B y dos en divisiones regionales inferiores. La temporada en la que los gimnásticos estuvieron más cerca de regresar a la división de plata fue la 1999/2000, la cual es el objeto principal a analizar en al efeméride que hoy les ofrecemos.

Los torrelaveguenses se proclamaron campeones con dos jornadas de antelación

A pesar de que el curso a tratar comenzó de la peor forma posible, el conjunto cántabro iba a cumplir con creces el objetivo. Dirigidos por el mítico Carlos Terrazas, los de la cuenca del Besaya perdieron 1-0 en Amurrio en la primera fecha. No obstante, la Gimnástica de Torrelavega supo rehacerse a la perfección y, gracias a sus espectaculares registros cosechados en El Malecón (17 victorias, dos empates y tan solo tres goles encajados en 19 partidos), cantó el alirón en la antepenúltima jornada tras imponerse con solvencia a domicilio ante Osasuna B (0-4). Las dos últimas jornadas fueron puro trámite: la escuadra cántabra ya era primera, por delante de equipos como Burgos CF o Bilbao Athletic. Sin lugar a dudas, la Gimnástica ya había hecho historia en la época moderna. Ahora, tan solo quedaba rematar un año para el recuerdo.

Posición Equipo Puntos Partidos Ganados Empatados Perdidos GF GC
Gimnástica 78 38 23 9 6 59 18
Zaragoza B 71 38 20 11 7 53 29
Burgos 70 38 19 13 6 58 26
Barakaldo 64 38 18 10 10 47 28
La Gimnástica había completado una temporada regular impoluta. Foto: socarrena1907.blogspot.com.es

No obstante, todavía quedaba un último escalafón antes del deseado regreso a Segunda División: el siempre sorprendente y traicionero playoffs de ascenso. En aquella época, quedar primero de grupo no otorgaba tantos privilegios como en la actualidad. El formato consistía en cuatro liguillas de cuatro equipos cada uno (un primero, un segundo, un tercero y un cuarto de cada grupo de la temporada regular), de tal modo que cada equipo disputaba seis partidos –tres en casa y tres fuera- y solo ascendía el primero. Los de Carlos Terrazas quedaron encuadrados con Ourense (2º), Gramanet (3º) y Real Jaén (4º), Paradójicamente, serían los jienenses quien finalmente lograsen el preciado ascenso.

Una liguilla muy igualada

La Gimnástica comenzó con buen pie la liguilla de ascenso venciendo a domicilio al Ourense. En las dos jornadas siguientes, igualó a un gol ante el Real Jaén, tanto en El Malecón como en tierras andaluzas. En la fecha posterior, cosechó un nuevo empate; esta vez en casa ante el Ourense. Por tanto, al final de la cuarta jornada la Gimnástica se encontraba empatada a puntos con el Real Jaén, que ocupaba la primera posición gracias a la ventaja de dos tantos en el golaveraje total sobre el conjunto torrelaveguense. Dos puntos por debajo de ellos, se encontraban, también empatados a puntos, Gramanet y Ourense.

Posición Equipo Puntos Jugados Ganados Empatados Perdidos GF GC
Real Jaén 6 4 1 3 0 7 4
Gimnástica 6 4 1 3 0 6 5
Gramanet 4 4 1 1 2 9 9
Ourense 4 4 1 1 2 7 11

En la penúltima jornada, la liguilla de ascenso dio un vuelco inesperado. Jaén y Gimnástica pincharon en sus respectivos y vitales compromisos ante Ourense y Gramanet, cayendo derrotados ambos dos por 2-0. La última jornada se presentaba muy emocionante, con la Gimnástica última pero a un solo punto del Gramanet (líder), equipo que visitaba El Malecón en la fecha final. Por su parte, el Real Jaén tenía que viajar a tierras gallegas para medirse en O Couto a un Ourense perjudicado por la diferencia de goles.

Posición Equipo Puntos Jugados Ganados Empatados Perdidos GF GC
Gramanet 7 5 2 1 2 11 9
Ourense 7 5 2 1 2 9 11
Real Jaén 6 5 1 3 1 7 6
Gimnástica 6 5 1 3 1 6 7

Torrelavega se vistió de gala

A pesar del tropiezo gimnástico en tierras catalanas, la localidad de Torrelavega se volcó, más si cabe que en las semanas previas, para intentar rematar la machada. No había un edificio en la ciudad en el que no hubiese al menos una bandera blanquiazul. Los bares, los recintos hosteleros –la mayoría de los cuales habían ofrecido en abierto los partidos de la liguilla-, eran auténticos focos de ilusión en los que los vecinos torrelaveguenses se reunían durante los días previos para divagar acerca de un hipotético y prometedor futuro. Y por fin llegó el día. El momento que toda una ciudad llevaba esperando 38 años. El partido en el que el decano del fútbol cántabro podía volver a la élite, a volver a codearse con los grandes de nuestro fútbol.

El Malecón estaba a reventar. Los que no tuvieron la fortuna de poder asistir al templo gimnástico, tuvieron que conformarse con seguir el decisivo duelo en los bares de la ciudad o, en su defecto, en sus domicilios particulares. La alineación que presentó Carlos Terrazas para esa histórica cita fue la siguiente: Dorronsoro, Bastida, Docando, Ateca, Gerardo, Armendáriz, Gaizco, Pineda, Nando, Juanjo y Chili. Esos fueron los onces héroes que trataron de devolver a Torrelavega al fútbol profesional.

El once inicial de la Gimnástica aquel 25 de junio. Foto: socarrena1907.blogspot.com.es

La Gimnástica no pasó excesivos apuros para vencer al Gramanet

Las cosas comenzaron a pintar bien para la Gimnástica cuando Docando adelantó al cuadro blanquiazul, desatando el delirio en los más de 6000 aficionados que se dieron cita en El Malecón. No obstante, minutos después el Gramanet puso las tablas en el electrónico, resultado que momentáneamente le valía para ascender. La Gimnástica no se rindió, y llevada en volandas por su afición estableció el que a la postre sería el resultado definitivo: 3-1, gracias a los tantos de Chili (máximo goleador de la temporada en Segunda B) e Ipiña. Con el 0-0 momentáneo entre Ourense y Real Jaén, la Gimnástica era equipo de Segunda División.

El deslenlace más cruel para un equipo que lo intentó hasta el final

El graderío blanquiazul era una auténtica fiesta. Nadie se podía imaginar el trágico desenlace que estaba a punto de tener lugar aquella calurosa tarde de principios de verano. Corría el minuto 87 en ambos partidos cuando, para sorpresa mayúscula de una afición jienense que veía como sus opciones de ascenso se esfumaban con el paso de los minutos, el colegiado que arbitraba el partido

La afición no se lo podía creer. Foto: socarrena1907.blogspot.com.es

de O Couto decretó una pena máxima favorable al conjunto andaluz. Cuando la noticia de que el penalti había sido materializado llegó a los oídos de los numerosos aficionados gimnásticos que estaban pegados a la radio, un espantoso escalofrío recorrió sus cuerpos. Nadie se podía creer la noticia, El Malecón enmudeció. El destino estaba a punto de deparar el final más trágico que nadie podía imaginar horas antes.

Un gol más habría otorgado el ascenso a los cántabros

Los jugadores gimnásticos se volcaron en ataque para tratar de conseguir un gol que les diese el ascenso. Ese tanto nunca llegaría, y la desolación se apoderó de la ciudad de Torrelavega cuando el árbitro pitó el final del encuentro en El Malecón. Todavía nadie en Cantabria había asimilado lo sucedido, se tardó unos días en que el duro varapalo calase hondo en las almas gimnástica. Banderas a media asta en los sucesivos días: la decana se había quedado a un solo gol de regresar a Segunda División. Mientras tantos, a cientos de kilómetros de distancia, la otra cara de la moneda. El Real Jaén había sido el beneficiado en esta carambola del destino.

Posición Equipo Puntos Jugados Ganados Empatados Perdidos GF GC
Real Jaén 9 6 2 3 1 8 6
Gimnástica 9 6 2 3 1 9 8
Gramanet 7 6 2 1 3 12 12
Ourense 7 6 2 1 3 9 12

Desde entonces la Gimnástica nunca ha vuelto a jugar una promoción de ascenso a Segunda. Actualmente se encuentra en Tercera División, y las circunstancias actuales invitan a pensar que es muy difícil que, al menos por ahora, el conjunto montañés regrese a la categoría de plata. Solo queda refugiarse en tiempos pasados y esperar, quien sabe si años, lustros o décadas; para que El Malecón pueda recuperar su sitio en el fútbol profesional. En lo que no hay duda es que el fútbol le debe una a la Real Sociedad Gimnástica de Torrelavega.

Seriales 'Efemérides Segunda B'

'Efemérides Segunda B': regreso al pasado de oro irundarra (I)

VAVEL Logo