Amadeo Salvo y Rufete abandonan el Valencia Club de Fútbol
Foto: Vavel

La situación a nivel interno en el Valencia Club de Fútbol  ha tocado fondo. Las diferencias entre el entrenador y su representante, Jorge Mendes, quien participa de forma activa en la vida deportiva del club, y Amadeo Salvo y Rufete, han provocado que estos dos últimos hayan tomado la decisión de abandonar la entidad. La mayor parte de los valencianistas recibieron con alegría aquel 24 de octubre de 2014 el anuncio oficial de la venta del 70,04% de las acciones de la Fundación Valencia CF, en manos de la empresa Meriton Holdings Limited, propiedad del magnate singapurense Peter Lim.

La alegría de la llegada de Lim, se podía justificar de dos formas: la llegada de capital, lo que, en un principio, iba a suponer un incremento de calidad en la plantilla y el saneamiento de la entidad; o porque el señor Lim mantenía dentro del club a los dos hombres que según la afición habían conseguido sacar el club a flote: el señor Amadeo Salvo Lillo, quien con diversas maneras consiguió eliminar las seis ofertas restantes, y Francisco Joaquín Pérez "Rufete" mánager general deportivo de la entidad hasta el día de hoy.

Ambos eran conocedores de la estrecha relación existente entre el magnate asiático y el representante de futbolistas Jorge Mendes, a pesar de ello, ambos aceptaron su cargo, Rufete mantenía su lugar en el organigrama del club y Salvo pasaba a ser presidente ejecutivo, o lo que es lo mismo, a cobrar un sueldo.

Rufete ya se empezó a encontrar incómodo desde el principio, Lim ordenó a Salvo rescindir el contrato del técnico Juan Antonio Pizzi, y colocar en su puesto a Nuno Espirito Santo. Primera decisión importante a tomar, y Rufete no es tenido en cuenta. La opinión de Salvo era la misma que la de Rufete pero prefirió callar.

Llegamos al mercado de verano, y el Valencia necesitaba realizar una profunda remodelación de su plantilla. Peter Lim no estaba oficialmente dentro del club, pero como si lo estuviera, ninguna operación podía ser aprobada sin su consenso. Empezaron a llegar fichajes: André Gomes, Rodrigo, Otamendi, Mustafi.... todas las operaciones tenían el consenso de todas las partes. Hasta que llegamos a Joao Cancelo. Con Cancelo empezó todo, Nuno lo quería, Mendes también pero Rufete y Salvo no. Peter lógicamente eligió la que consideraba la opinión más adecuada, la de sus amigos, y decidió firmar a Joao.

A partir de este punto las relaciones entre ambos bandos empezaron a empeorar, en este punto Salvo todavía se mostraba bastante neutral. Otro de los puntos claves durante el mercado de verano fue el fichaje del centrocampista. Rufete quería a Enzo Pérez, sino se podía el objetivo era buscar más alternativas. Pero llegó Nuno y dijo: "Quiero a Filipe Augusto", dicho y hecho. Pasaba el tiempo y la fricción dentro de la secretaría técnica era mayor y mayor.......

Durante el resto de la temporada, la cosa empeoró pero especialmente entre Nuno y Rufete quienes tendrán una relación cada vez más fría entre ambos.

Rodrigo Caio

La temporada finaliza y el Valencia termina en Champions. La plantilla no necesitaba muchos retoques pero los que se hicieran debían de estar a la altura. La salida de Filipe y la lesión de André Gomes evidenciaban la necesidad de fichar un mediocentro, vuelve a haber diferencias.

Nuno y Mendes querían a Rodrigo Caio, mediocentro del Sao Paulo y Rufete y Salvo a Gianelli Imbula, mediocentro del Marsella, que ha terminado firmando por el FC Porto. Lim hizo caso a sus amigos de nuevo, y el Valencia "fichó" al jugador brasileño, el jugador supuestamente no pasó tres revisiones médicas con el Valencia, sin embargo con el Atlético de Madrid sí que la ha pasado y a la primera así que  jugará allí la próxima temporada. Este es el punto en el que Amadeo Salvo estalla, considera que ni a él ni a Rufete, se les tiene en cuenta a la hora de tomar decisiones y que ni siquiera les convocan para las reuniones. 

La idea de marcharse empieza a rondar la cabeza de Amadeo. Rufete ya tenía esa idea desde hace tiempo. Así que en la mañana de este Martes ambos se reunieron en un restaurante céntrico de Valencia, para hablar sobre el tema. Ambos comparten de que se ha terminado un ciclo y así se lo harán ver por la tarde a Lay Hoon, presidenta del Valencia Club de Fútbol.

Cuando una persona abandona un trabajo le gusta que le paguen lo que le deben, algo que harán tanto Salvo como Rufete. Junto a Rufete se marcharán sus dos ayudantes principales Roberto Fabián Ayala y Joan Salvans, así como cinco de los entrenadores que trajó Rufete a la Academia a su llegada. Con respecto al futuro del resto de directivos que trajo Salvo, Manuel Peris y el director marketing Louis Vicente Douwens también  abandonarán el Valencia

Está prevista una rueda de prensa de despedida del ya ex presidente ejecutivo del Valencia Club de Fútbol para esta tarde, a partir de las 20.30 en la sala de prensa del campo de Mestalla.

VAVEL Logo