Sin goles en el día de Odegaard
Martin Odegaard | Foto: realmadrid.com

El Real Madrid disputaría su último partido de pretemporada fuera de España frente al Valerenga en el Ullevaal Stadion de Oslo. Rafa Benítez no podría contar en esta ocasión con varios de sus jugadores titulares como son la pareja defensiva Pepe y Sergio Ramos, junto a la artillería ofensiva Benzema y Cristiano Ronaldo. Una circunstancia que le llevaría al técnico a probar nuevas variantes de cara a la dura temporada que se le plantea por delante donde el conjunto blanco no quiero pasar otra campaña sin sumar un nuevo título a sus vitrinas.

Odegaard sería el protagonista en su vuelta a Noruega

En esta ocasión la figura del partido sería el joven prometedor Martin Odegaard quien volvería a disfrutar de minutos de nuevo en su país, junto a sus paisanos, y con ganas de demostrar que puede ganarse un sitio en el equipo aunque todo lleva a prever que estará otra temporada más bajo las órdenes de Zinedine Zidane. Cada vez que el noruego tocaba el balón se ganaba los aplausos de todo el estadio, animándolo a dejar varios detalles de calidad pero también reflejando que todavía le falta madurez y asentamiento en el primer equipo debido a su juventud. Formaría la línea de tres junto a Gareth Bale y James Rodríguez, por detrás de Jesé Rodríguez.

A pesar de parecer que estos tres futbolistas tendrían su posición marcada, la movilidad ofensiva entre todos era constante, sin un rol fijo e intentando romper la muralla defensiva del Valerenga. Este aspecto quedaba totalmente reflejado en el galés quien caía constantemente a la banda izquierda para crear peligro combinando con el colombiano y apoyándose en las constantes subidas por banda de Marcelo. Precisamente por ahí llegaban las primeras ocasiones del Real Madrid donde un centro del brasileño lo remató Bale de primeras para intentar sorprender pero acabó estrellándose en el defensa. Inmediatamente después en un lanzamiento a balón parado lanzado por el mismo protagonista, encargado por la ausencia de Cristiano Ronaldo, lo despejaría con muchos apuros el guardameta.

Gareth Bale sería uno de los más dinámicos de su equipo

El único integrante de la “BBC” en el día de hoy sería uno de los jugadores más activos entre los pupilos de Rafa Benítez con movilidad constante, apariciones por toda la parcela ofensiva, y poniendo en apuros tanto a la defensa como al portero. Siempre salvaguardado por la solidez y recuperaciones de Casemiro y la creación de Luka Modric. El croata era el encargado de dirigir la batuta del equipo y una vez más se mostraría muy seguro en esa faceta.

Todo el peligro llegaría por la banda izquierda, quedando la banda derecha totalmente libre para las cabalgadas de Danilo debido a que Odegaard se introducía constantemente por dentro para crear superioridad. El nuevo fichaje mostró sus virtudes al sumarse al ataque, creando peligro y centros al resto de sus compañeros aunque todavía se le notó en proceso de compenetración en el equipo.

Keylor Navas estuvo acertado en su única intervención

Otra de las noticias sería la titularidad de Keylor Navas, a priori guardameta titular a expensas de lo que suceda con De Gea, sin tener demasiado trabajo pero realizando una gran intervención en un mano a mano donde tapó los espacios y despejó el peligro. El Real Madrid fue de más a menos durante la primera parte, con mucho control pero sin crear apenas peligro lo que reflejó las ausencias de Karim Benzema y Cristiano Ronaldo. Uno de los encargados de hacer olvidar estas ausencias sería Jesé quien estuvo demasiado estático en los primeros minutos pero conforme pasaba el tiempo e iría soltando y crearía peligro con su movilidad.

Minutos para los menos habituales

Como viene siendo habitual en la pretemporada, Rafa Benítez realizó varios cambios en la segunda parte para probar otras variantes que puedan surgir efecto durante la temporada y dar minutos a los que a priori parten como suplentes. Dentro de estas rotaciones hay que salvar las de Carvajal y Kroos que serían los únicos habituales en los esquemas del conjunto blanco que disputarían lo que restaba de partido.

El peligro llegaría por la fusión de Carvajal y Lucas Vázquez

El técnico se guardaría el cambio de Odegaard para el primer minuto provocando así la ovación de todos sus paisanos. En esta mitad del partido se cambiarían las tornas, el peligro llegaría por la banda derecha mediante la fusión entre Carvajal y Lucas Vázquez. El extremo derecho volvió a demostrar que quiere ganarse la confianza de su entrenador, aprovechando los minutos que le concede y probando constantemente sus regates e internadas por la banda.

Foto: Liga BBVA
Caption

Otro de los que quiso ganarse un sitio sería Denis Cheryshev encargado de llevar el peligro del Real Madrid en forma de ocasiones una y otra vez, e incluso probando fortuna con una chilena que salió muy desviada. Buscaban el gol constantemente pero las ocasiones no llegaban a pesar de ser los dominadores claros del encuentro. Conforme pasaban los minutos ambos equipos se irían viniendo abajo, convirtiéndose en un partido monótono, sin apenas ritmo.

Rubén Yáñez tuvo sus minutos

En la recta final del partido entró al terreno de juego Rubén Yáñez quien tendría sus primeros minutos esta temporada sin tener que intervenir en ninguna ocasión y viendo en primera fila la calidad de Asensio que lo dejó detalles del gran jugador que lleva dentro. Finalmente el encuentro finalizó con el resultado inicial, sumando así 180 minutos sin marcar un gol el Real Madrid.

Así lo vivimos en VAVEL.

VAVEL Logo