La incomodidad de visitar al vecino
Antunes celebra un gol ante el Granada, la temporada pasada (Foto: LFP)

El Granada Club de Fútbol visita este sábado la vecina Costa del Sol para volver a revivir, un año más en Primera, el derbi de mayor rivalidad en Andalucía Oriental. Un Málaga tocado, último en la clasificación, recibe a las huestes de Sandoval que llegan con la moral acrecentada tras la victoria ante el Athletic y haber conseguido salir del descenso. Sin embargo, La Rosaleda no es, ni mucho menos, el escenario históricamente propicio para que los rojiblancos confirmen su despegue.

El Granada ha perdido en sus cuatro partidos en Málaga desde el ascenso a Primera

Como si de buenos hermanos se tratara, los duelos entre Málaga y Granada se han caracterizado desde el ascenso de los nazaríes a Primera por la regularidad. En territorio blanquiazul, los locales han ganado en las cuatro temporadas que se llevan enfrentando consecutivamente ambos equipos. De igual manera ocurre pero al revés cuando los boquerones rinden visita al coliseo del Zaidín: cuatro victorias granadinas.

Centrándonos en los enfrentamientos disputados en tierras malagueñas, el Granada solo ha conseguido la victoria en cuatro de las 39 veces que ha combatido en casa del vecino. Tres de ellas fueron en categorías inferiores a Primera y una en Copa del Generalísimo (actual Copa del Rey). El resto, 14 empates y 21 derrotas.

Como se ha comentado anteriormente, el regreso a la élite ha supuesto decepción tras decepción cuando los rojiblancos han asomado por el estadio ubicado en el Paseo de Martiricos. En la 2012/2013, un Málaga de Champions dio la bienvenida a Primera al Granada endosándole un contundente 4-0 en la segunda jornada con dobletes de Santi Cazorla y Joaquín Sánchez. En la siguiente, idéntico marcador con variedad en los goleadores: Joaquín, Camacho, Saviola y Santa Cruz. Eran los años dorados de la reciente historia del club costasoleño.

Hace dos campañas, en plena lucha por espantar al descenso, otra goleada: cuatro a uno. Camacho por partida doble, Nordin Amrabat y Juanmi firmaban los tantos locales, mientras que El Arabi hacía el del honor para el Granada. Esa racha de resultados abultados se frenaría en el curso pasado aunque no así el signo del encuentro. El Arabi adelantó a los visitantes nada más comenzar el partido y la ventaja duró 60 minutos, los que tardó Santa Cruz en empatar. Poco después, los nazaríes se quedarían con un hombre más por expulsión de Angeleri pero un penalti inexistente por supuesta mano de Iturra, y transformado por Antunes, desniveló la balanza para los de Javi Gracia.

VAVEL Logo