Jonathan Pereira se enfrenta a su ex equipo
(Foto: LaLiga.es)

El domingo el Real Valladolid se enfrentará al Lugo a las 12:00. Seguramente, de todos los jugadores que estén sobre el césped del Anxo Carro, Jonathan Pereira será aquel para el que más especial sea el choque, debido a su efímero pasado blanquivioleta. El vigués llegó el pasado mes de enero al Real Valladolid, cedido por el Villarreal, para reforzar el ataque vallisoletano. Pronto entraría en los planes de Rubi, que lo alineó de la partida en su primer encuentro, viéndose transformada está confianza en buen juego, destacando el encuentro ante el Mallorca, en el que Pereira anotó un hat-trick. Pero poco duró su idilio con el buen juego, ya que sus malas actuaciones lo condenaron al banquillo, lugar desde el que veía como Rubi dejaba de confiar en él.

El miércoles 16 de septiembre el jugador fichó por el Lugo, a pesar de que el mercado de fichajes llevase cerrado más de medio mes. El hecho de quedarse sin equipo antes de que el mercado se cerrase, junto al hecho de que al Lugo le sobrasen plazas, permitió que el jugador formase parte de las filas lucenses. Durante los primeros partidos tras su llegada apenas tuvo protagonismo, jugando siempre desde el banquillo, situación que se revertió en la jornada número ocho, un mes después de su llegada. Desde entonces se ha hecho con un puesto en el once titular, aunque en ningún encuentro ha llegado a disputar los 90 minutos, siendo sustituido siempre antes. En los 10 partidos que ha disputado, ha anotado dos goles, frente al Tenerife y al Elche, ambos en el Anxo Carro. Esta pobre cifra goleadora no lo es tanto ya que es el segundo máximo goleador de la plantilla, en un ranking liderado por Caballero, que acumula cinco dianas en 13 encuentros.

Foto de Real Valladolid

En el esquema de Luis Milla, que suele utilizar un 4-3-3, Jonathan Pereira juega arriba por la izquierda. El delantero gallego formaba tridente con Caballero por el centro e Iriome González a la derecha. Pero el partido del domingo será diferente, ya que la ausencia por sanción del pichichi del equipo, el argentino Caballero, podrá hacer cambiar de planes al técnico turolense. Esta ausencia posiblemente haga que el Lugo sume más efectivos en el centro del campo, para solo jugar con dos hombres arriba.

Jonhy rindió más en Valladolid

En cuanto a los tantos anotados, el primero de ellos supuso el 1-0 frente al Tenerife, en el encuentro que finalizaría 2-0. Fue un tanto tempranero, en el minuto 10, y vino tras una buena jugada colectiva, en la que el delantero vigués demostró una gran movilidad en su inicio, para más tarde rematar a placer tras la parada del también ex blanquivioleta Dani Hernández. Su otro tanto fue frente al Elche en la jornada 13 (1-1). Esta vez no fue tan tempranero, pero si durante la primera parte, exactamente en el minuto 32. El tanto llego tras un mal despeje de Javi Jiménez, otro ex blanquivioleta, que dejó el esférico muerto en el balcón del área, siendo aprovechado por Pereira, que con un fuerte disparo mandó el balón al fondo de las mallas tras tocar el palo.

Al comparar los números de Jonathan Pereira en el Lugo con los obtenidos en el Real Valladolid, se aprecia que el delantero tuvo un mejor rendimiento en sus primeros 10 partidos con la zamarra pucelana. Su cifra goleadora en esos diez partidos fue de cuatro tantos, mientas que en el Lugo solo lleva dos anotados. En cuanto a las titularidades, acumula una más en el Lugo que en sus primeros 10 partidos con el Pucela. Si nos fijamos en los minutos disputados durante los primeros 10 partidos en ambos equipos, ha jugado 175 minutos más en el conjunto lucense, casi dos partidos.

VAVEL Logo