El filial vuelve a caer
Jugadores del filial en los momentos previos a un partido/Fotografía: Laura Santana-VAVEL

Llegaba a la cita de ayer La Vela Chica clasificada en tercer puesto con 26 puntos y tras salir derrotada el fin de semana pasado contra el Villa de Santa Brígida, partido en el que el mediano de los hermanos Figueroa, David, anotó un doblete para los satauteños. A pesar de ello, los chicos de Mingo Oramas solo cedieron un puesto en beneficio del Telde. Mientras, la UD San Fernando de Suso Hernández venía de cinco partidos sin conocer el triunfo, tras cuatro empates y una derrota en la pasada jornada ante el Unión Sur Yaiza, siendo esta solo la segunda de los azulones en lo que llevamos de temporada.

Se antojaba, pues, un partido complicado e igualado en la Ciudad Deportiva de Maspalomas entre dos conjuntos que no arribaban con una buena racha de resultados precisamente, en el que destacó la ausencia en los amarillos del mediocentro Matías Dumpiérrez, jugador fundamental en los esquemas del técnico grancanario, que cumplía sanción tras haber sido expulsado el domingo pasado.

El primer tiempo resultó muy poco vistoso para los espectadores que acudieron al enfrentamiento y vino dado, sobre todo, por la solidez defensiva de ambos conjuntos, que concedieron muy pocas ocasiones. Sería en el segundo tiempo aquel en el que acontecería lo más relevante del juego, en el cual los amarillos se quedaron con diez jugadores sobre el terreno de juego tras la expulsión del zaguero Álvaro Arencibia. El joven canterano de 21 años agarró a un contrincante con el único objetivo de evitar que se plantase solo en el uno contra uno contra David. Al ser el último hombre, el colegiado Cupeiro Pérez no dudó en expulsarle.

Poco después de la expulsión, Las Palmas Atlético recibiría el gol de la victoria para el San Fernando.

Poco después, en el ecuador de la segunda mitad, y saliendo desde la banca, Claudio anotaría el único tanto. Si ya de por sí la expulsión afectó a los de Oramas, el gol supondría un obstáculo difícil de superar. Finalmente, los del barrio de San Fernando obtendrían tres puntos fundamentales para sus intereses y siguen, de esta manera, invictos como locales en ocho partidos tras tres victorias y cinco empates, haciendo, pues, de su estadio, un auténtico fortín. 

Mientras, el filial amarillo suma su tercera derrota en los últimos cinco partidos y tendrá que esperar a lo que suceda en el partido que enfrenta a dos rivales directos por la liguilla de ascenso como son el ya mencionado Villa de Santa Brígida y el conjunto majorero de El Cotillo. Una victoria de cualquiera de los dos apearía a los capitalinos de los puestos de promoción hasta la próxima jornada. Por su parte, el Telde, segundo clasificado con 27 puntos, perdió también en el día de ayer ante el Real Sporting de San José, por lo que no todo son malas noticias para los isleños.

La próxima cita, y con la necesidad imperiosa de volver a ganar tras dos partidos sin hacerlo, será ante el conjunto norteño del Arucas dentro de dos semanas y como local.

VAVEL Logo