El Rayo dice adiós a la Copa en el Calderón
Foto: VAVEL.com

Tras el empate de la ida en Vallecas, la eliminatoria estaba más que abierta, y sería en la Ribera del Manzanares donde se decidiría cuál de los dos conjuntos madrileños lograba pasar a cuartos de final.

Los rayistas salieron con mucha ilusión al césped del Calderón, sabiendo que marcando un solo gol, estarían metidos en la puja por el pase a la siguiente ronda. El Rayo quiso el balón, trabajó las jugadas pero, a la hora de acercarse a la meta rojiblanca, esta vez custodiada por Moyá, fue evidente la falta de pegada que arrastran los franjirrojos.

Los locales, sin embargo, hicieron todo lo contrario: replegarse en su campo, esperar al fallo, robar el esférico y salir a la contra, con Carrasco y Correa como jugadores más adelantados. Poco pudo hacer Yoel ante el acierto goleador de los delanteros rojiblancos, quienes volvieron a demostrar la tremenda competencia interna que hay en el Atlético, con hasta cinco jugadores de corte puramente ofensivo.

Foto: VAVEL.com
Foto: VAVEL.com

El descaro de Adrián Embarba y del canterano Jonathan Montiel, que estrenaba titularidad con la elástica franjirroja, pasó desapercibido ante una defensa con muchos suplentes pero igual de segura. Javi Guerra tampoco tuvo su día y protagonizó una dura bronca que le brindó su entrenador en el área técnica. Jackson Martínez tampoco estuvo acertado anoche ni aprovechó una nueva oportunidad saliendo desde el once inicial. El delantero colombiano sigue sin ver portería y sin ganarse el puesto de titular.

El Rayo salió con una alineación repleta de titulares, demostrando que su equipo quería pasar a cuartos, pero que no pudo con un Atleti que, pese a contar con hasta siete de sus jugadores menos habituales, sigue siendo contundente defensiva y ofensivamente.

Correa fue el futbolista que más brilló de esas siete novedades en el once rojiblanco, dejando a Kranevitter, Jackson o Thomas en un segundo plano. El delantero argentino aprovechó una buena internada por banda izquierda de Carrasco, orientó en balón y abrió el marcador a favor de los suyos (minuto 39), con un golazo desde la frontal del área que llegó a tocar en el travesaño.

Correa celebra el tanto que adelantó al Atlético en el marcador | Foto: VAVEL.com
Correa celebra el tanto que adelantó al Atlético en el marcador | Foto: VAVEL.com

Sin Llorente a Mestalla

La eliminación de la competición copera no fue la única mala noticia de la noche para el Rayo Vallecano. Poco después de que el árbitro señalara el inicio de la segunda parte, el joven central rayista, Diego Llorente, cayó lesionado en el terreno de juego y Paco Jémez se vio en la necesidad de sustituir a uno de los jugadores que más destacó anoche en el Calderón.

Un fortuito pisotón del centrocampista rayista Raúl Baena sobre su compañero Llorente fue el causante de la lesión. Ambos jugadores disputaban el esférico con el lateral rojiblanco Filipe Luis, con tan mala suerte de que el tobillo del central recibió la peor parte. Dorado fue el jugador que le sustituyó desde el banquillo y, a falta de conocer el alcance de la lesión, es duda para entrar en la lista de convocados de cara a la próxima jornada liguera, frente al Valencia en Mestalla.

La ausencia de Diego Llorente durante gran parte de los segundos 45 minutos se hizo notar en la jugada del gol que acabó con las esperanzas del Rayo. El jugador más en forma del Atlético, Antoine Griezmann, entró desde el banquillo para sentenciar una eliminatoria que siguió abierta hasta el minuto 80 de partido. El Cholo Simeone no quiso probar suerte ni dar opciones de empatar la eliminatoria a un Rayo que solo necesitaba un gol para forzar la prórroga.

Koke fue el jugador encargado de lanzar un córner que cayó en el área pequeña rayista y que ni Yoel ni ninguno de los jugadores que bajaron a defender lograron despejar con contundecia. El francés se aprovechó de esas dudas defensivas que mostró en Rayo y puso el 2-0 (minuto 80) en el luminoso con una media chilena que dejó sorprendió a todos los presentes.

Griezmann sentenció al Rayo con una media chilena | Foto: VAVEL.com
Griezmann sentenció al Rayo con una media chilena | Foto: VAVEL.com

Él mismo fue el que marcó el tercer gol de su equipo, convirtiéndose en uno de los grandes protagonistas de la noche. Tras ganar la espalda a la zaga rayista y sin caer en fuera de juego, Griezmann aprovechó un buen pase largo desde atrás que le dejó solo frente a Yoel, de quien se zafó con facilidad, rematando a puerta vacía y anotando un doblete en su cuenta particular (minuto 90).

Todos a una: lograr la permanencia

A falta de tres días para empezar la segunda vuelta, todo el rayismo tiene un único objetivo: salir de los puestos de descenso. La eliminatoria copera hace que el Rayo Vallecano pueda concentrar a toda su plantilla en cada jornada liguera, sin tener que preocuparse por otra competición ni por dar descanso a los titulares, teniendo así a todos sus jugadores al 100 %.

Las sesiones dobles de entrenamientos que el Rayo ha llevado a cabo durante esta semana demuestran que trabajo no falta y que encaran esta nueva segunda vuelta con la intención y la ilusión de hacerlo muchísimo mejor que en la primera. Puntuar contra el Valencia de Gary Neville sería una buena inyección de moral para los de Jémez y para empezar con otra cara esta nueva etapa, rompiendo así con la mala racha que arrastra el equipo.

VAVEL Logo