¡No te rindas, Zaragoza!
Foto: Andrea Royo, VAVEL.com

Primera victoria del Real Zaragoza de Carreras. Tras los numerosos tropiezos en las últimas jornadas, el conjunto aragonés por fin ha podido brindar una victoria ante su afición. El Real Zaragoza ha caído relegado a la décima posición y el partido ante el Llagostera se presentaba como una final. Finalizada la primera vuelta, el equipo aragonés volverá a jugar la semana que viene en La Romareda ante el Mirandés. 

A pesar de que todo indicaba que Carreras podría introducir algún cambio en el once, el técnico catalán ha vuelto a presentar el mismo once que ante el Oviedo. Isaac ha sido la única novedad en el once titular. Aunque el jugador no partió como titular ante el Oviedo, la lesión de Marc Bertrán a los pocos minutos de empezar el partido hizo que disputara prácticamente todo el encuentro.

De menos a más

El Real Zaragoza recibía a la UE Llagostera en una tarde desapacible de invierno donde solo la victoria podía calmar los ánimos maños. Ante ellos, un rival necesitado de puntos, penúltimo en la clasificación con 17 puntos y con el único objetivo de ganar para poder salir del pozo. Saltaron ambos equipos al terreno de juego ante una Romareda que dejaba claro el mensaje: ¡No te rindas Zaragoza! El mensaje de los suyos era claro. 

Unos primeros minutos de tanteo donde el balón no tenía dueño. Ambos equipos mostraban el máximo respeto y no habría ninguna ocasión de gol hasta pasados los 20 minutos iniciales. El Llagostera presentaba una línea sólida, pero con algún error del que se podían aprovechar los zaragocistas. El Real Zaragoza tocaba y tocaba intentando mover las líneas, pero no conseguía llegar con claridad. Los catalanes intentaban matar a la contra, pero la defensa zaragocista, más sólida que en los patidos anteriores, despejaba sin problemas. 

El primer acercamiento zaragocista llegaría en el minuto 25 a través de una gran jugada que finalizaba Pedro y el guardameta visitante despejaba a córner. A partir de ese momento, el Real Zaragoza se vendría arriba e intentaría ir a por el primero con una Romareda que también se animaba y pedía un poco más a los suyos. Dorca también intentaría probar fortuna, pero su disparo se marcharía fuera por poco. Minutos después, Pedro Sánchez marcaría primero tras una buena jugada de Ortuño por banda y este, de cabeza, mandaría el balón al fondo de la red. 

Con el marcador a favor, el asedio blanquillo empezaba a ser continuo en busca del segundo, pero sin fortuna. Casi al borde del descanso, Ortuño pudo hacer el segundo tras un mano a mano con René, pero cruzó el balón en exceso y se marchó fuera. El partido se marcharía al descanso con el marcador a favor del conjunto aragonés. Una primera parte fea para el espectador, con pocas ocasiones, pero con la tranquilidad de tener el electrónico a favor. 

Fría segunda parte

La segunda parte comenzaba con un Real Zaragoza más ofensivo, pero con la misma mala suerte de siempre de cara al gol. El equipo aragonés cuenta con ocasiones claras, pero sigue teniendo problemas graves para anotarlas. Hinestroza probaría fortuna, pero su disparo se marchaba fuera al poco de iniciar el segundo tiempo. Hoy no sería el día del colombiano, ya que minutos después tendría que abandonar el terreno de juego lesionado, en su lugar entraría Sergio Gil. El joven canterano ha sido uno de los mejores aportando tanto de manera ofensiva como defensiva arracando los aplausos en el público zaragocista. 

El Llagostera se intentaba animar y tuvo dos jugadas que dejaron mudo al público asistente, pero Bono paró todas las llegadas y despejó el peligro. El guardameta marroquí no tuvo excesivo trabajo, pero las veces que tuvo que intervenir lo hizo muy seguro. 

Pedro Sánchez a punto estuvo de hacer el segundo, pero su disparo se estrelló en el larguero. El extremo zaragocista fue uno de los mejores del encuentro entrando en todas las jugadas ofensivas y siendo una auténtica pesadilla para la defensa rival. Ortuño, Diamanka y Pedro seguirían intentando aumentar el marcador, pero resultaba imposible ante un René que se crecía por momentos con cada parada. Ortí también contaría con una ocasión en el minuto de descuento, pero su disparo lo despejaría de puños el guardameta visitante. 

Con el pitido final estallaría la alegría en La Romareda que, cuatro jornadas después, vuelve a ver ganar a su equipo. Tres puntos importantísimos que permiten al conjunto aragonés escalar hasta la séptima posición de la tabla clasificatoria con 31 puntos, empatado con el Leganés, que es sexto, y con el Elche, que es octavo. A pesar de la victoria, sigue preocupando la falta goleadora del equipo. 

Así lo vivimos en VAVEL.com

VAVEL Logo