A Coruña es blanquiazul
Óscar Pinchi celebrando su tanto con sus compañeros. Imagen: Laura Santos (VAVEL)

Nuevo derbi coruñés en la ciudad herculina donde los tres puntos se tiñeron de blanco y azul. En la mañana de este domingo se enfrentaron en A Grela el Club Silva y el Deportivo de La Coruña B en un vibrante encuentro con festival de goles. Estos encuentros nunca defraudan y el de este 22 de enero no iba a ser menos. Los visitantes afrontaban ante sus paisanos inmersos en una gran dinámica: invictos en lo que va de año y habiendo ganado seis de los últimos ocho encuentros. Los del filial del Dépor tropezaron únicamente ante el Club Deportivo Castro con derrota por dos a uno y empataron el pasado fin de semana ante un serio Bergantiños en As Eiroas.

Por su parte, el Club Silva llegaba también en una buena racha iniciada en este 2017. Los coruñeses ganaron frente el Negreira y la Unión Deportiva Barbadás, ambos con tres goles a favor y dejando la portería de Guillermo a cero. Dejaban así atrás los fantasmas del pasado año, el cual finalizaron con una dolorosa derrota ante el Choco y un empate contra el CCD Cerceda.

En un derbi no cuentan las rachas, son partidos distintos. Ambos conjuntos lo sabían y fueron a por los tres puntos desde el pitido inicial del encuentro. Un campo lleno de espectadores de las dos aficiones fue testigo de ello. El Dépor B pronto puso las cartas sobre la mesa y el Silva respondió no mucho más tarde, pero los blanquiazules acabaron dando un recital a domicilio ante sus paisanos.

Tablas, pero con superioridad blanquiazul

El encuentro comenzó con una mayor posesión de los visitantes y mayor llegada a la portería rival. Cerca del área, el Silva cometió una falta en el minuto cinco que fue tirada por Manu Molina. Tiro directo a portería y gol por la escuadra. Golazo del onubense para inaugurar el marcador en A Grela. El tanto deportivista hizo despertar a los locales y tan sólo tres minutos más tarde Renan puso las tablas en el luminoso. La posesión para los del filial del Dépor continuó y un gran Borja Galán tiró al arco en el minuto 16. Guillermo, el guardameta del Silva, rechazó el golpeo del madrileño y Óscar Pinchi supo aprovecharlo para poner de nuevo por delante a los suyos. Uno a dos tras haber transcurrido únicamente un cuarto de hora del encuentro.

Después de un mal partido de los deportivistas en Carballo el pasado fin de semana, los fabrilistas volvieron a mostrar su mejor versión en A Grela. El Dépor B seguía tocando el esférico con clara superioridad frente a su rival, quien únicamente llegaba a la portería de Cobo a través de contras de escaso éxito. Sin embargo, en el minuto 27, Movilla volvió a poner el empate al aprovechar un fallo en la defensa del Fabril. Transcurrida la primera media hora y con cuatro goles en el marcador, el encuentro contó con ocasiones para ambos equipos. El Dépor B llegaba más y con gran peligro, pero el Silva avisó varias veces al conjunto deportivista de que no se lo iba a poner nada fácil si quería llevarse los tres puntos. Una gran ocasión de Edu Expósito que se fue a la escuadra, un tiro del Silva que casi pone por delante a los locales y un despeje de Guillermo que no supo aprovechar Lucas Viña fue lo más destacado en los minutos siguientes. Dos a dos y descanso.

Llegó el recital fabrilista

La segunda dio lugar a los primeros cambios por parte del conjunto deportivista. Blas dejó su sitio a Jorge Carreón y Jardel hizo lo mismo con Borja Domingo. En el minuto 60 avisó el valenciano y en el 65 lo materializó. Lucas Viña centró raso para Óscar Pinchi, quien centró hacia atrás desde la línea y permitió que Borja pudiese rematar con un tiro pegado al palo. Con el dos a tres, los locales reaccionaron y fueron a por el empate de nuevo. Pero apareció Borja Galán. El atacante puso el dos a cuatro en el minuto 68 tras una gran jugada individual. Se fue de su marca y tiró el esférico acariciando el palo izquierdo de la portería. Volvió el Galán de siempre.

Gran distancia en el marcador a favor de los visitantes, pero no todo estaba escrito aún. En el minuto 87, Rodríguez Campos pitó penalti a favor del Silva. Y por si fuera poco el buen partido que estaba haciendo el Fabril, Álex Cobo se vistió de Anxo y paró la pena máxima al adivinar el tiro de Marcos Gómez. Penalti parado, contraataque y gol. Borja Domingo anotó su segundo tanto del partido y el quinto del equipo. El de Requena ha anotado 13 tantos en 976 minutos (uno cada 75), mientras que Jardel lleva dos goles en 766 (uno cada 383). El merecimiento de la titularidad parece claro.

Los tres puntos conseguidos en A Grela y el empate de los dos primeros de la tabla entre sí, hacen que el Fabril se sitúe segundo en la clasificación con un total de 42 puntos. Los deportivistas están empatados con el Racing Club Vilalbés y a cuatro puntos del líder: el Rápido de Bouzas de Patxi Salinas. 

VAVEL Logo