La contundente eliminación del Barcelona al Atlético de 1993
Laudrup fue el jugador clave de la eliminatoria Atlético-Barcelona del año 1993 / Foto: goal.com

Hoy nos remontamos al año 1993 para recordar unos octavos de final de Copa del Rey entre Atlético de Madrid y FC Barcelona. También se jugó en el mes de febrero como este año, y en esa ocasión acabó con dos goleadas contundentes por parte del equipo azulgrana.

Laudrup decidió el partido de ida

Era el 4 de febrero de 1993. El FC Barcelona visitaba el Calderón para disputar la ida de la Copa del Rey con unas sensaciones contradictorias. La parte positiva era la situación en Liga, que acabaría ganando, pero el condicionante negativo es que había sido eliminado de la Champions League, título que había ganado la temporada anterior.

Por otra parte, el Atlético de Madrid se disputaba entrar en posiciones de la Copa de la UEFA y la Copa del Rey era la aspiración para conseguir un título durante la temporada.

Los dos equipos presentaron las siguientes alineaciones:

Atlético de Madrid: Abel, Alfredo, Toni, Ferreira, Tomas, Donato, Manolo, Schuster, Vizcaino, Luis Garcia, Sabas.

FC Barcelona: Zubizarreta, Ferrer, Guardiola, Koeman, Eusebio, Bakero (Salinas), Goikoetxea, Stoichkov, Laudrup (Witschge), Amor, Begiristain.

El Barcelona llegaba con dudas en su juego, alternando buenos partidos, con otros desastrosos. El partido empezaba con dominio colchonero, apretando al equipo azulgrana pero sin certificarlo en el marcador. El que si acertó fue Laudrup. Stoichkov puso un centro desde la izquierda que remató al segundo palo el mediapunta danés, ante una mala salida de Abel. Con este 0-1 llegábamos al descanso, con la sensación de que el Atlético de Madrid podía dar la vuelta al marcaror pero que el gol había dado mucha confianza al equipo de Johan Cruyff.

Pero en la segunda parte, el FC Barcelona fue una apisonadora mostrando su mejor fútbol e imagen. Laudrup, Stoichkov, Bakero, Amor o Begiristain se juntaron para hacer jugar a las mil maravillas y marcar hasta cuatro goles. El segundo gol lo marcaba, otra vez, Laudrup al recoger un balón rechazado dentro del área colchonera. El Barcelona se creció con el gol y Begiristain puso el tercero de cabeza gracias a un centro de, como no, Laudrup.

El Atlético de Madrid estaba totalmente superado y Salinas puso el 4-0 en un uno contra uno contra Abel, al que superó por bajo con un disparo potente y cruzado. Por último, Witschge, que había sustituido a Laudrup, marcó el definitivo quinto gol al remachar un balón suelto en la línea de gol.

Luis Aragonés fue cesado

La contundente goleada del FC Barcelona en el Calderón, provocó una crisis en el Atlético de Madrid. Tanto fue así que su entrenador, Luis Aragonés, fue cesado de su cargo, buscando un revulsivo y señalándole como el responsable del resultado en el partido de ida de Copa del Rey.

Con este panorama se afrontaba el partido de vuelta en el Camp Nou, un 17 de febrero. Aunque cuatro días antes se enfrentaban los dos equipos en Liga y el conjunto colchonero consiguió sacar un empate a 1, con un gol de Koeman de penalti. Un buen resultado para afrontar con garantías para ofrecer una buena imagen en el partido de Copa.

Los dos equipos presentaron los siguientes onces titulares:

FC Barcelona: Zubizarreta, Ferrer, Guardiola, Juan Carlos, Nadal, Vucevic, Goikoetxea, Chistiansen, Salinas, Witschge (Oscar), Begiristain (Pablo).

Atlético de Madrid: Diego, Acosta, Pedro, Ferreira, Gonzalo, Tomas, Manolo, Schuster, Orejuela (Alfaro), Alfredo, Luis Garcia.

Ambas entidades presentaron sus equipos suplentes, sabiendo que la eliminatoria estaba solucionada. El conjunto local presentaba a jugadores como Vucevic, Christiansen, Witshge o Juan Carlos. El Atlético alineó a Diego, Acosta, Gonzalo, Orejuela o Alfredo, jugadores normalmente suplentes.

El partido no tenía mucha emoción en cuanto al resultado pero los suplentes del Barcelona aprovecharon la ocasión para reivindicarse y hacer muy buen partido. Vucevic fue el gran protagonista con un doblete, pero también marcaron Begiristain, Salinas, Ferrer y Oscar. Un partido sin oposición por parte del Atlético de Madrid, que acabó con un claro 3-0 en la primera mitad, para acabar en un contundente 6-0 en la segunda.

De esta manera, el Atlético de Madrid quedaba eliminado de la Copa del Rey, un título que había ganado en la temporada anterior. El FC Barcelona pasaba a cuartos de final aunque esa Copa del Rey no la ganaría el equipo azulgrana al quedar eliminado por el Real Madrid en semifinales, por un global de 3-2.

VAVEL Logo