Simeone: "Conseguimos tranquilizarnos y remontar"
Foto: Club Atlético de Madrid

Diego Pablo Simeone ha hablado ante los medios de comunicación después de que su equipo, el Atlético de Madrid, haya logrado sumar los tres puntos en el Vicente Calderón, a pesar de que el partido se le puso muy cuesta arriba a los locales. A falta de diez minutos para acabar el encuentro, Guidetti finalizó un contraataque perfecto del Celta de Vigo, poniendo el que parecía ser el definitivo uno a dos en el marcador. Sin embargo, Carrasco y Griezmann anotaron en cuestión de minutos para dar la vuelta al luminoso y lograr una victoria que sabe a gloria tras la eliminación copera.

"La afición fue clave en el arreón final"

El técnico rojiblanco ha alabado el empuje de los suyos: "El equipo ha hecho un esfuerzo tremendo después del partido del Barcelona". "Hoy fue otro gran esfuerzo y el partido se estaba desarrollando en un escenario que se veía lejos la remontada, pero nos tranquilizamos y lo hicimos", añadía.

En el apartado de nombres propios, Simeone ha querido destacar el trabajo de Kevin Gameiro, que salió en la segunda parte y fue decisivo en la remontada del Atlético. El francés asistió a la perfección a su compatriota Griezmann, en el que fue el tercer y definitivo gol rojiblanco: "Gameiro está haciendo un gran trabajo, es un jugador al que queremos mucho. Tiene que tener tranquilidad". En cuanto al belga Yannick, el míster le ha reconocido que "se esfuerza mucho por mejorar" y afirma que su gol "ha sido el más espectacular de los tres".

El único pero que se le puede poner al Atleti en el partido fue que, de nuevo, volvió a fallar desde los once metros. Esta vez fue Torres el encargado de tirar el penal, pero lo tiró al travesaño, igual que Gameiro contra el Barcelona. El Cholo se ha mostrado irónico ante esta debilidad que tienen que pulir los rojiblancos: "Lo bueno que seríamos si marcásemos los penaltis. Es parte del juego. Y no se pueden entrenar salvo que vengan 30.00 o 40.000, porque no se representa la misma situación. Esperamos seguir teniéndolos y estar más fríos".

Respecto a la afición, la hinchada rojiblanca no falló cuando su equipo más les necesitaba y, precisamente, Simeone ha querido reconocerles el empuje cuando el marcador no acompañaba: "Hoy era un día difícil: viento, colegio, trabajo, pero el arreón final fue clave. En otras ocasiones se podían haber irritado con el 1-2, pero han empujado y han llevado a un final emocionante y vibrante, que coincidió con lo mejor porque el equipo se tranquilizó", concluía el míster colchonero.

VAVEL Logo