El juvenil B del Deportivo Alavés asciende a Nacional
El juvenil B del Deportivo Alavés asciende a Nacional. Fuente: deportivoalaves.com

Uno de los ejemplos del buen hacer del Deportivo Alavés, respecto a los equipos de sus categorías inferiores es lo que ha ocurrido con el equipo Juvenil B. Su buena marcha a lo largo de la competición en esta temporada se ha visto premiada con el ascenso a categoría nacional. La victoria frente al Gernika por uno a dos certificó este ascenso.

Composición de la plantilla

El entrenador que ha conseguido la proeza del ascenso es Roberto Martínez. Le ha acompañado durante toda la temporada, su segundo entrenador, Odei Calzón. Hay que mencionar también el buen trabajo realizado por el entrenador de porteros Javier Barbero. Como delegado de campo ha actuado Miguel Pérez. Las tareas del puesto de readaptador han estado al mando de Asier Ansa y el fisioterapeuta, encargado de que los chavales llegasen al final de la temporada en perfectas condiciones físicas ha sido Jorge Sánchez.

Jugadores del juvenil B del Deportivo Alavés, entrenando en Ibaia. Fuente: deportivoalaves.com
Jugadores del juvenil B del Deportivo Alavés, entrenando en Ibaia. Fuente: deportivoalaves.com

La plantilla ha estado formada por los siguientes jugadores: Aitor Ruiz de Eguílaz, Mikel Martínez, Adrián Ortiz de Urbina, Carlos Andrés, Sugoy Soto, Iker Fernández, Eneko Lombraña, Andoni Gallego, Yeray Viana, Johan Manuel Patiño, Yon Martínez, Yeray Sotelo, Unai Rodríguez, Ibahim Keyta, Iván Torres, Andoni Sánchez, Daniel Sánchez, Daniel Encinas, Unai Rodríguez González, Cristian Mechán, Ignacio Castillo, Imanol Baz y Aritz Uriarte. Todos ellos son merecedores de un gran aplauso por el gran esfuerzo demostrado a lo largo de la temporada. 

El partido del ascenso

El equipo llevaba siete u ocho jornadas que no dependían de sí mismos para poder meterse en ese grupo selecto de los tres primeros clasificados para poder subir de categoría. Así lo manifestaba un pletórico Roberto Martínez, entrenador del equipo, en declaraciones anteriores al enfrentamiento contra el Gernika. Se mostraba optimista, manifestando: “Ha sido una temporada muy bonita, hemos aprendido mucho y estamos preparados para lo que venga”. Precisamente en esa última jornada, dependían de ellos mismos. “Va a ser complicado porque nos enfrentamos al líder y a nosotros sólo nos vale la victoria”.

Jugadores del juvenil B del Deportivo Alavés, en un entrenamiento. Fuente: deportivoalaves.com
Jugadores del juvenil B del Deportivo Alavés, en un entrenamiento. Fuente: deportivoalaves.com

Y llegó el día. Domingo, nueve de abril a las cinco y media de la tarde. Estadio de Urbieta, en Gernika. Rival: Gernika. Club fundado en 1922 y que milita en el grupo segundo de la Segunda División B. Su equipo juvenil se jugaba también el ascenso a Nacional, pero se quedó a las puertas tras la derrota.

Jugadores del juvenil B del Deportivo Alavés, en un entrenamiento. Fuente: deportivoalaves.com
Jugadores del juvenil B del Deportivo Alavés, en un entrenamiento. Fuente: deportivoalaves.com

El equipo juvenil del Deportivo Alavés consiguió adelantarse en el marcador, pero el equipo vizcaíno conseguía el empate, cuando faltaban cinco minutos para llegar al descanso. Pero, nada más empezar la segunda parte, en una jugada de estrategia, los babazorros ponían el uno a dos en el marcador y no se movería hasta el final. De esa manera, el equipo albiazul se colocaba en la tercera posición, habiendo conseguido siete victorias y un empate en las últimas ocho jornadas. Eso hizo que llegasen al final, con 59 puntos, 18 victorias, cinco empates y siete derrotas, en las 30 jornadas de campeonato. Marcaron 53 goles y sólo recibieron 33, lo que les daba una media de casi dos goles marcados por encuentro y tan sólo uno recibido. De esa manera, consiguieron el ascenso de categoría, junto al Leioa y al Tolosa, primer y segundo clasificados. 

VAVEL Logo