Resumen temporada 2016/17: Granada CF, un nuevo proyecto que cae a Segunda
Fotomontaje: Anxo Rei | Vavel.

La sexta temporada del Granada CF en Primera División comenzó con el club renovado, con nuevo dueño y presidente, Jiang Lizhang, pero el objetivo no se ha cumplido para nada, el equipo ha firmado una de sus peores temporadas en Primera División, acumulando muchos récords negativos, y ha finalizado con su descenso a Segunda División. La pieza suprema del proyecto de Jiang Lizhang cae bajo y ahora solo le queda resurgir para volver cuanto antes a la élite del fútbol español.

Jémez, el líder para el nuevo proyecto

El elegido para dirigir al Granada CF en esta nueva 'era' bajo el mando de Jiang Lizhang fue Paco Jémez, un entrenador que apuesta por el fútbol ofensivo y vistoso para el espectador. El extécnico del Rayo Vallecano llegó al Granada recomendado por Pere Guardiola, asesor del nuevo presidente del club rojiblanco. Jémez tomó muchas decisiones junto al director deportivo, Javier Torralbo 'Piru', para conformar la plantilla que se renovó prácticamente por completo. Decisiones que, con el paso de la temporada, se pudo demostrar que no fueron nada acertadas.

Paco Jémez el día de su presentación junto a dirigentes del Granada | Foto: AL Juárez
Paco Jémez el día de su presentación junto a dirigentes del Granada | Foto: AL Juárez

El Granada CF sufrió bajas muy importantes ya que, además de los cedidos, se marcharon varios jugadores que pertenecían al fondo de inversión de Gino Pozzo, el anterior propietario. El Arabi, Success, Peñaranda... fueron bajas muy sensibles. A ellos se unió la de Rubén Rochina, una pieza que Jémez podría considerar clave para su equipo pero que se la arrebató el Rubin Kazan, que pagó la claúsula de rescisión del jugador. Pero Jémez sí tuvo que ver en la baja de otros jugadores que rescindieron contrato con el club. Fue el caso de Ricardo Costa, Edgar Méndez o Babin. También en las cesiones de otros futbolistas como Rubén Pérez, Darwin Machís o Fran Rico, que se marcharon para, encima, reforzar a rivales directos del Granada. 

Los jugadores que llegaron al Granada, muchos mediante cesiones, fueron en su mayoría jóvenes con poca experiencia. Solo Tito o Guillermo Ochoa tenían más que sus compañeros. Entre las altas destacó la que el club anunció como su fichaje estrella, el delantero colombiano 'Tin' Angulo, que acabó por 'estrellarse'. Tras una presentación rimbombante en el Palacio de Congresos, ante la afición, el jugador no llegó ni a debutar con el Granada pues dio positivo por consumo de cocaína durante su etapa en su anterior club, Independiente del Valle, por lo que recibió la correspondiente sanción. 

Con este panorama, la temporada empezó para Paco Jémez sin la plantilla al completo. El primer partido del Granada fue en casa, contra el Villarreal CF, y los rojiblancos consiguieron un empate a un gol. En la segunda jornada, el Granada visitó a Las Palmas y allí sufrió una goleada sonrojante (5-1).

El descontento y el cese de Jémez

A partir de ese partido, el descontento del entrenador Jémez fue en aumento, más cuando su equipo volvió a perder contra el Eibar, en el descuento (1-2). Tampoco pudo ganar en su visita al Benito Villamarín, donde sumó un empate a dos goles tras ponerse 0-2 por delante. Ponce falló desde el punto de penalti en aquel partido en el que la defensa demostró su endeblez. El técnico cordobés dirigió solamente dos partidos más al Granada y ambos acabaron con derrota. Los rojiblancos perdieron por 1-2 contra el Athletic Club de Bilbao, en Los Cármenes, y por 3-1 contra el Alavés, en Mendizorroza. Los malos resultados y algunas de las declaraciones del técnico provocaron su cese el 28 de septiembre. Le sustituyó momentaneamente Lluis Planagumá, el entrenador del Granada CF B, que dirigió el partido contra el Leganés. El Granada perdió por 0-1, en un mal partido con un gol encajado tras una contra.

El regreso de Lucas Alcaraz

Para enmendar la situación del equipo, la dirección deportiva apostó por un viejo conocido para la hinchada granadinista: Lucas Alcaraz. El granadino regresó al banquillo del Granada CF tres temporadas después como tabla de salvación para un equipo roto tanto en lo deportivo como en lo anímico. El objetivo del míster era recuperar mentalmente a los jugadores para poder empezar a sumar para salir de los puestos de descenso.

Alcaraz, en su presentación, junto a 'Piru' | Foto: AL Juárez
Alcaraz, en su presentación, junto a 'Piru' | Foto: AL Juárez

Su primera prueba de fuego fue contra el Atlético de Madrid, en el estadio Vicente Calderón. El Granada sufrió una sonrojante goleada por 7-1, en un partido en el que volvió a demostrar su fragilidad defensiva. 

En la siguiente jornada, el encuentro se presentaba como una 'final', contra un rival directo como el Sporting de Gijón. El equipo nazarí logró dejar su portería a cero por primera vez en la temporada, pero no fue capaz de crear peligro y logró un insuficiente empate a cero. Después tuvo que visitar el Camp Nou para medirse al 'todopoderoso' FC Barcelona. Los rojiblancos ofrecieron una mejor imagen que en el Calderón y perdieron solamente por 1-0, con un solitario gol de Rafinha Alcántara. La imagen de solidez daba esperanza para los partidos venideros.

Otro rival directo se cruzó en el camino del Granada. Los Cármenes acogió en la jornada 11 otro duelo ya considerado vital para los interes del equipo. El Deportivo de la Coruña visitó el feudo granadino y los rojiblancos solamente pudieron 'arañar' un triste punto. Mestalla y Balaídos fueron los siguientes estadios que tuvo que visitar el Granada CF de Alcaraz. Contra el Valencia CF, el equipo nazarí ofreció una buena imagen y logró un empate a uno gracias a un tanto de Mehdi Carcela. Contra el Celta, la historia fue diferente. El Granada se mostró errático y perdió por 3-1, un resultado que afectó un poco más a la moral de un equipo que no lograba ganar. 

La primera victoria llegó por fin

Tuvo que llegar la eliminatoria de dieciseisavos de final de la Copa del Rey para que el Granada CF saboreara, por fin, una victoria. Los rojiblancos se impusieron a Osasuna por 1-0 gracias a un golazo de Jon Toral. Ese triunfo fue una inyección de moral para el equipo, que consiguió luego ganar en Liga al Sevilla FC en Los Cármenes. Una victoria merecida, por fin, contra un equipo hispalense que llegó pensando más en su eliminatoria de Champions, y le pasó factura. 

El Granada logró su primera victoria en Liga contra el Sevilla | Foto: AL Juárez
El Granada logró su primera victoria en Liga contra el Sevilla | Foto: AL Juárez

La mejoría del Granada continuó en el siguiente partido. Los rojiblancos visitaron La Rosaleda y consiguieron un empate a uno contra el Málaga CF, gracias a un gol de cabeza de Artem Kravets. Ese punto permitía al Granada soñar con terminar 2016 empatado con los puestos de la salvación si lograba vencer a la Real Sociedad en la última jornada del año. Pero no lo consiguió. El equipo vasco fue bastante superior a un Granada que volvió a ofrecer una mala imagen, y logró imponerse por 0-2.

Mala imagen para terminar el año

Para más inri, el Granada cerró el año con otra decepción más, ya que Osasuna remontó la eliminatoria de Copa del Rey, tras vencer por 2-0, y le eliminó de la competición. El equipo nazarí se fue con suspenso a las vacaciones navideñas y con tarea para la dirección deportiva, que necesitaba reforzar al equipo en busca de una reacción para evitar la debacle. 

Renovación de Alcaraz hasta 2018 en enero

El mes de enero trajo consigo la renovación de Lucas Alcaraz hasta junio de 2018. El club granadino quiso "ampliar" en ese momento su confianza en la figura del entrenador granadino y afianzarle "como técnico del proyecto".

Lucas Alcaraz fue renovado hasta 2018 | Foto: AL Juárez
Lucas Alcaraz fue renovado hasta 2018 | Foto: AL Juárez

Deportivamente, el mes de enero fue un verdadero varapalo para los intereses del Granada CF. Es cierto que el calendario solo presentaba un partido en Los Cármenes, pero es que no consiguió sacar los tres puntos ni ante un rival directo como Osasuna en casa. Una manita en el Bernabéu abrió el año de la peor manera posible para el Granada CF. Un choque en el que se puede perder, pero la imagen y la sangría de goles dañó todavía más a un equipo tocado.

La oportunidad de poder sacar los tres puntos ante un rival directo se esfumó. Osasuna logró puntuar en Los Cármenes y la permanencia, en el mes de enero, ya se veía muy complicada. Para acabar el mes, el Espanyol y el Villarreal esperaban a los rojiblancos. Dos nuevos zarpazos recibieron los nazaríes en Cornellà y en el Estadio de la Cerámica. 3-1 y 2-0 para acabar con la paciencia de una afición que estaba cada vez más pesimista por el devenir de su equipo. Y no era para menos.

Un febrero para creer

La esperanza llegó a la ciudad granadina en un mes de febrero para creer. Hasta tres victorias consecutivas en casa devolvieron la ilusión a un equipo que parecía estar muerto. Las Palmas, Real Betis y Alavés fueron los verdugos de los andaluces en tres partidos donde la afición respondió y el equipo estuvo a la altura. Solo en las salidas hacia territorio vasco, a San Mamés e Ipurúa, mancharon el mes fantástico del Granada. Febrero hizo creer de nuevo a la ciudad de la Alhambra.

Los jugadores del Granada celebran un gol con la afición | Foto: AL Juárez
Los jugadores del Granada celebran un gol con la afición | Foto: AL Juárez

Coruña, último tren por la salvación perdido

Y cuando parecía que la luz aparecía al final del túnel, la llama se apagó. A partir de ahí solo llegaron noticias negativas para el cuadro dirigido por Alcaraz. Dos derrotas dolorosísimas ante rivales directos como Leganés y Sporting en marzo mataron a los nazaríes. Pero no todo acabó aquí. La visita al Deportivo de la Coruña abrió la última puerta del tren con el que podía reenganchar a la salvación. Pero el Granada se encargó de cerrarla. Un empate a nada, que pudo ser peor si no es por Ochoa, fue el resultado del choque. Entre medias, Atlético de Madrid y FC Barcelona visitaron Los Cármenes para llevarse ambos los tres puntos. 

El Granada solo pudo empatar en Riazor | Foto: La Liga
El Granada solo pudo empatar en Riazor | Foto: La Liga

Cese de Alcaraz y hundimiento con Tony Adams

Ocho jornadas para el final y las esperanzas eran mínimas. Alcaraz hizo cuentas diciendo que ganando seis encuentros, la salvación era rojiblanca horizontal. Lamentablemente, el técnico no pudo ni acabar los ocho partidos al frente del equipo, pese a que fue renovado hasta 2018 en enero. Fue cesado tras la derrota en casa contra el Valencia (1-3), en un pésimo partido en el que Ponce se convirtió en el triste protagonista con su inadecuado gesto en la celebración del gol, mandando callar a la afición. Tras el encuentro, Alcaraz dijo que su equipo no estaba "a la altura de la ciudad, del club ni de la afición" y que a sus jugadores les faltaba "aptitud". Para el granadino, solamente la afición había estado a la altura durante la temporada. Ahí se puso el punto final a la tercera etapa de Alcaraz al frente del Granada.

Alcaraz fue destituido tras perder contra el Valencia | Foto: AL Juárez
Alcaraz fue destituido tras perder contra el Valencia | Foto: AL Juárez

Sustituyó al granadino Tony Adams, vicepresidente de DDMC Football Club Management Company, la compañía encargada de los negocios relacionados con el fútbol que tiene el empresario chino Jiang Lizhang. El inglés llevaba meses trabajando para el Granada y fue el encargado de dirigir al equipo en el tramo final de la Liga, pese a su poca experiencia como entrenador. 

El pésimo nivel de los equipos de la zona baja de la tabla dejó con opciones al Granada hasta el partido de Anoeta, en la jornada 35, en el que consumó su descenso a Segunda Divsión. Perder los últimos ocho partidos no solo descendió al equipo, sino que hizo que finalizara como colista de una de las peores ligas en la zona baja de las últimas décadas.

Tony Adams dio ánimos a sus futbolistas en Anoeta | Foto: AL Juárez
Tony Adams dio ánimos a sus futbolistas en Anoeta | Foto: AL Juárez

La gota que colmó el vaso fue en la penúltima jornada. Dos equipos descendidos jugaban un partido, a priori, intrascendente en Navarra. El honor de no ser el peor equipo de la liga estaba en juego y solo Osasuna, alentado por los suyos, pareció comprenderlo. El Granada no compareció en tierras pamplonicas y se llevó el puesto de farolillo rojo. Una gestión pésima con un desenlace trágico.

Análisis de la plantilla del Granada CF en la temporada 2016/17

Resumen Granada CF 2016/2017: porteros

Resumen Granada CF 2016/2017: defensas

Resumen Granada CF 2016/2017: centrocampistas

Resumen Granada CF 2016/2017: delanteros

VAVEL Logo