Amenaza blanca
Foto: RCD Espanyol

Buscando la primera victoria en el Bernabéu. Así llega el Real Madrid al encuentro ante el Espanyol. Tras empatar con Valencia y Levante y perder ante el Betis por la mínima, los aficionados blancos aún no saben lo que es ganar en su estadio esta temporada. El conjunto merengue confía en su calidad para intentar hacer daño a los blanquiazules y conseguir el primer triunfo ante los suyos.

Para ello, Zidane no podrá contar con Bale. El jugador gales abandonó el partido de Champions que los merengues disputaron el pasado martes con molestias en el muslo izquierdo. Por este motivo se ha ejercitado al margen durante la semana y parece que no estará disponible para entrar en la convocatoria. Además, siguen sin estar disponibles Kovacic, Marcelo Vieira, Theo Hernández y Benzema.

Por su parte, Ronaldo también hizo trabajo diferenciado el jueves pero ya se ha incorporado a la normalidad de los entrenamientos y todo apunta a que el domingo será titular. El portugués es una de las principales amenazas del conjunto blanco. Después de cumplir su partido 400 con el Real Madrid, Cristiano Ronaldo es el gran goleador y la estrella del equipo. Junto con la creatividad de Marco Asensio, constituye un verdadero dolor de cabeza para la defensa rival. Su talento con el balón es más que evidente.

Pero los pericos no deben temer tan solo a Cristiano Ronaldo, pues el domingo se medirán a uno de los grandes de Europa. El Madrid es un equipo con mucha pegada y muy peligroso en las transiciones, donde hacen mucho daño gracias a su velocidad. Además, el centro del campo con cuatro centrocampistas es una de las características del Madrid de Zidane. La calidad de hombres como Casemiro, Modric, Kroos o Isco da estabilidad y control al equipo, al mismo tiempo que más posesión y elaboración de sus jugadas.

Así pues, el Madrid es una clara amenaza para los pericos. Los hombres de Quique Sánchez Flores deberán tener muy claro cómo jugar para frenar las virtudes de un Madrid que quiere sumar sus tres primeros puntos en casa. 

VAVEL Logo