El duelo: calidad y goles al servicio del equipo
Ángel Rodríguez festejando un gol.  // Fuente La Liga

El lunes en Cornellá dos de los delanteros más en forma del momento miden sus fuerzas en lo que va a ser un duelo clave para Espanyol y Getafe. Dos equipos que en las últimas jornadas han visto como el buen hacer de sus arietes les ha permitido asentarse en la zona tranquila de la tabla. Y es que estos últimos partidos han evidenciado que si ellos están bien, el equipo también. Ángel plasma a la perfección el fútbol ofensivo que busca desarrollar un Getafe práctico y ordenado. Los dos goles del pasado sábado frente al Alavés le convierten en el delantero con mejor promedio goleador de Europa. Mientras, Gerard Moreno orquesta y lidera el caudal ofensivo tan coral que propone el Espanyol de Quique Sánchez Flores. El delantero catalán, con peores cifras anotadoras, supone la mayor amenaza del Espanyol, como demostró el pasado domingo frente al Valencia.

Ángel, el arma perfecta para Bordalás

Eran muchas las voces detractoras de Ángel cuando en Julio llegó al Coliseum. Sin embargo el delantero canario ha demostrado con creces que Pepe Bordalás no se equivocaba cuando vio en él una pieza que encajaría a la perfección en su sistema. El técnico alicantino ya sufrió al tinerfeño la temporada pasada en La Romareda, cuando un gol del delantero casi evita lo que acabó siendo una meritoria victoria azulona.

Si bien es cierto que a Ángel le costó entrar en la dinámica del equipo. Los comienzos siempre son complicados. Y más con un delantero como Jorge Molina en tu equipo. Porque a pesar de la edad y lo que suponía un cambio de categoría, a nadie en Getafe se le pasaba por la cabeza cuestionar a Molina. Menos aun cuando empezó respondiendo tan bien. Sin embargo la sequía goleadora se empezó a hacer palpable en Balaidos. Ángel, saliendo desde el banquillo acabaría anotando a pocos minutos del final un gol salvador para el Getafe, que acabaría llevándose un valioso punto de Vigo.

Pero es en el Coliseum donde Ángel ha campado a sus anchas con tres auténticas exhibiciones. El Villarreal fue la primera víctima de un Ángel que demostró, abriendo la lata y cerrándola, que Molina quizás necesitaba un socio. Sin embargo su titularidad no acababa de esclarecerse. Fue en otro momento de apuros, frente a la Real Sociedad, donde Ángel volvería a reivindicarse agitando el partido. El Getafe acabaría ganado ese encuentro. Sería muy complicado a partir de ahí prescindir del delantero tinerfeño. Una magnífica actuación en el Villamarín y un doblete en la goleada al Alavés acabarían por convencer a Bordalás y al Coliseum de que en Ángel tienen un seguro arriba.

Gerard Moreno, dueño y señor del ataque perico.

Diferente es el caso de un Gerard Moreno, en el cual, a diferencia de Ángel, nadie dudaba. Dos temporadas y media le han bastado al ex del Villarreal para ganarse a la afición perica. A pesar de la derrota final, si algo quedó claro en Cornellá después del domingo es que con Gerard Moreno tienen un gran argumento para repetir la buena campaña que hicieron la temporada pasada.

El delantero catalán supone hoy en día la principal baza ofensiva de los de Quique Sánchez Flores. Porque aunque Gerard presente unas cifras goleadoras inferiores a las de otros delanteros de La Liga, pocos delanteros en España se mueven como él. La calidad y la inteligencia que el ariete posee resultan claves para un estilo como el del Espanyol. Entendiéndose a la perfección además con Baptistao.

Los pericos no han comenzado de la mejor manera el campeonato. Es por eso que en Gerard Moreno, un delantero al que cada vez se le va quedando más pequeño el Espanyol, residen todas sus esperanzas europeas.

VAVEL Logo