Yo jugué en el Real Zaragoza: Leo Ponzio
Montaje: Sergio Medina

Uno de los capitanes del Real Zaragoza y querido por la afición blanquilla. Un jugador que ha sido histórico y ha conseguido la admiración de la afición, no solo en el Real Zaragoza, sino también en otro de los grandes equipos del planeta fútbol, como es River Plate.

Inicios en Newell's Old Boys

Leo Ponzio empezó jugando en las categorías inferiores del Club Atlético Williams Kemmis de Santa Fe, su localidad natal. De allí pasó al Newell's Old Boys, donde debutó el 17 de julio del 2000. Comenzó jugando en la posición de centrocampista por la derecha y empezó a hacerse un hueco en el equipo, anotando hasta cinco goles en su primera temporada. Su primer gol en la liga de Argentina lo anotó ante San Lorenzo al entonces joven guardameta Sebastián Saja, un exzaragocista que el curso pasado puso fin a su carrera futbolística, siendo el conjunto maño su último equipo.

En su segunda y tercera temporada en el club pasó a jugar en el centro del campo y se hizo dueño de esa zona del terreno de juego. Hizo alarde de su buen tiro a larga distancia, anotando cinco goles más y siendo llamado por la selección Argentina sub-20. Sus buenas actuaciones empezaron a llamar la atención de grandes equipos argentinos pero terminó siendo traspasado al Real Zaragoza.

Primera etapa zaragocista

Leo Ponzio ha vestido la elástica blanquilla durante aproximadamente seis temporadas y media. Llegó al club en el verano de 2003 tras pagar el conjunto maño 2.300.000 euros a Newell's Old Boys y firmó por cuatro temporadas.

Ponzio como zaragocista | Foto: lagaleriadelfutbol
Foto: lagaleriadelfutbol.blogspot.com

Desembarcó en la capital del Ebro con 21 años, una edad temprana para un cambio de aires tan brusco, pero el jugador se mostró muy voluntarioso a dar ese paso y ya lo hizo patente antes incluso de firmar con el Real Zaragoza: “Me gustaría jugar en la Liga española porque es una de las mejores. Sé que soy muy joven y no todos los futbolistas de 21 años pueden ir a España, pero creo que estoy listo para ir allá”.

En su primera temporada fue haciéndose un hueco en el equipo y fue un jugador importante, llegando a marcar tres goles en 43 partidos ante Celta de Vigo, Mallorca y Villarreal. Participó en la consecución de la sexta Copa del Rey del Real Zaragoza, siendo titular en aquella final en el Estadio Olímpico de Montjuïc ante el Real Madrid, pese a que fue sustituido en el minuto 69 con el equipo con un jugador menos tras la expulsión de Cani por doble amarilla y con empate a dos en el marcador.

​Gracias a conseguir este título, el Real Zaragoza se clasificó para jugar la Supercopa de España contra el campeón de Liga, el Valencia. El equipo de la capital del Ebro consiguió derrotar al club che en el marcador global por tres a dos, consiguiendo así Ponzio su segundo título como zaragocista.

Ponzio pugna con Zidane |Foto: LosBlanquillos

En su segunda temporada luciendo el dorsal 14, que llevó en su primera etapa, disputó 42 partidos y anotó un gol en una temporada con muchos grises en la que el conjunto zaragocista terminó en la 12ª posición con 50 puntos y disputó la UEFA al haber conseguido la Copa del Rey la temporada anterior. En esta competición europea participó en cinco de los ocho partidos que disputó el conjunto maño hasta que fue eliminado en la ronda de octavos de final.

En la temporada 2005-2006 jugó un total de 44 partidos, en los que anotó un gol de falta directa ante el Club Atlético Osasuna, un gol que valió al Real Zaragoza para sumar un punto en El Sadar. La temporada 2006-2007 fue la última de Leo Ponzio en esta primera etapa de zaragocista, disputó 13 encuentros entre Liga y Copa, no anotó ningún gol y fue expulsado en una ocasión. En el mercado invernal fue traspasado a River Plate por algo más de un millón de euros.


Vuelta a Argentina

Volvió a su país de origen, donde se estrenó como goleador en la Copa Libertadores en un encuentro entre River Plate y Colo-Colo y en el global de la temporada disputó 14 encuentros y anotó dos goles.

Comenzó jugando en el centro del campo pero no tardó en demostrar su polivalencia, ocupando el lateral derecho en algunas ocasiones (posición en la que volvería a jugar más adelante en el Real Zaragoza) y también el izquierdo. Se ganó el cariño de la afición por su polivalencia y su entrega y fue una pieza clave para el técnico de River Plate.

En la temporada 2007-2008, con Diego Pablo, “el Cholo”, Simeone como entrenador, comenzó siendo suplente en un equipo en el que se encontraban algunos jugadores que terminarían llegando al fútbol europeo o haciéndose figuras mundiales, tales como Gustavo Cabral, Mateo Musacchio, Augusto Fernández, Radamel Falcao o Alexis Sánchez. Ponzio consiguió hacerse con un hueco en el once de Simeone, aunque no pudo disputar el encuentro que dio a River Plate el título liguero, conocido como Superliga, debido a que había sido expulsado en el encuentro anterior. En la temporada 2008-2009 terminó perdiendo la titularidad y dejaría el club para volver a un Real Zaragoza que se encontraba en Segunda División.

Segunda etapa zaragocista

Volvió al Real Zaragoza tras el pago a River del conjunto maño de dos millones y medio, luciendo en esta ocasión el número 23 a la espalda. El equipo maño se encontraba entonces en Segunda División y llegó cuando había algo de tensión, pues se esperaba que volviese ese mismo año a la máxima categoría.

El equipo comenzó a ir mejor con su llegada, disputó 18 partidos y anotó dos goles, uno de ellos el 13 de junio de 2009 ante el Córdoba, partido en el que el Real Zaragoza certificó su vuelta a Primera.

En la temporada 2009-2010 disputó 36 encuentros y marcó un tanto en una temporada en la que el conjunto maño entró en puestos de descenso para diciembre, lo que provocó grandes cambios. Marcelino García Toral fue destituido y ocupó su lugar José Aurelio Gay con Nayim como segundo entrenador, además llegó a la presidencia del club Agapito Iglesias tras la dimisión de Eduardo Bandrés. Pero además de los cambios en la directiva llegaron siete jugadores nuevos en el mercado invernal: Roberto, Jarosik, Contini, Edmilson, Eliseu, Colunga y “Chupete” Suazo. En la segunda vuelta el equipo de la capital del Ebro obró el milagro y consiguió mantenerse en Primera División.

En la temporada 2010-2011 anotó dos goles en 33 partidos en una temporada en la que Gay y Nayim fueron remplazados por Javier Aguirre, que consiguió dos victorias históricas, ante el Valencia en La Romareda por cuatro goles a cero y ante el Real Madrid en el Santiago Bernabéu por dos a tres. El Real Zaragoza terminó salvándose en la última jornada en un partido muy polémico ante el Levante, en el Ciutat de València, al cual acudieron 11.000 zaragocistas, el que para entonces fue el mayor desplazamiento de la historia del fútbol en España para un partido de liga.

El curso 2011-2012 fue el último de Leo Ponzio en el Real Zaragoza, y tras la marcha de Gabi al Atlético de Madrid, pasó a ser el primer capitán del equipo maño.

Foto: futbol.aminoapps.com

Marcó un gol en 17 partidos, de penalti en San Mamés. El día cuatro de diciembre, Leo Ponzio se desvinculó del Real Zaragoza tras llegar a un acuerdo con Agapito iglesias, por el cual perdonó un millón de euros de los 1,4 que tenía estipulado como salario en su contrato. Explicó entre lágrimas su marcha, en una rueda de prensa en la que explicó que se iba a Argentina por motivos personales y que dejaba una parte de su corazón en Zaragoza. Es un jugador que más allá de su buen rendimiento y de la admiración que despertó en la afición blanquilla, hizo historia al ser el segundo jugador extranjero con más partidos disputados en el Real Zaragoza (246), después de Poyet.

Última etapa

Volvió a River Plate para estar cerca de su familia y fue pieza clave en el final de la temporada 2011-2012 en la que River consiguió el ascenso a la Primera División Argentina. Ponzio demostró su entrega llegando a disputar un partido con un problema de hemorroides que le obligó a cambiarse de pantalón hasta en cuatro ocasiones, pero terminó el encuentro ante Boca Unidos y River venció por dos goles a uno.

En la 2012-2013 fue el segundo capitán y un referente del equipo junto a David Trezeguet. Disputó 29 encuentros anotando cuatro goles, el segundo de ellos fue de falta en su partido 100 en la escuadra argentina. Anotó de tiro libre en el primer minuto de juego en el clásico ante Boca Juniors.

Fuente: cariverplate.com.ar

En la 2013-2014 sufrió varias lesiones de carácter leve que le cortaron el ritmo de competición y terminó alternando la titularidad con ser suplente, por lo que solo disputó 27 encuentros. En el verano de 2014 renovó su contrato con River hasta 2017 y recuperó su nivel pero terminó perdiendo la titularidad debido a su mala relación con el técnico de entonces, Ramón Díaz, y se empezó a hablar de su salida del club. En este año consiguió ganar la Primera División Argentina y la Copa Campeonato, aunque no disfrutó de minutos en la Copa. Sorprendentemente Ramón Díaz renunció como técnico de River y Ponzio se quedó en el equipo. En el segundo semestre de 2014, Marcelo Gallardo ocupó el puesto de entrenador y ganó la Copa Sudamericana 2014. Ponzio tuvo una gran actuación en los choques contra Boca Juniors y recuperó la confianza y el cariño de la afición “Millonaria”.

En el 2015 Ponzio no jugó ningún minuto de la Recopa Sudamericana, pero River consiguió hacerse con el trofeo tras jugar la final a doble partido contra San Lorenzo. Jugó los octavos de final de la Copa Libertadores frente a Boca, rindiendo a un gran nivel y en el partido de vuelta Ponzio fue uno de los jugadores de River agredidos en los altercados que provocaron antes del partido unos ultras de River. Consiguió sumar buenos encuentros durante la Copa Libertadores y terminó ganándola, consiguiendo así su quinto título en su estancia en River y la clasificación de su equipo para el Mundial de Clubes 2015.

Foto: zimbio.com

Una semana después sumó su octavo título individual al ganar la Copa Suruga Bank 2015 frente al Gamba Osaka; volvió a Japón al final de la temporada para disputar el Mundial de Clubes y fue titular en la semifinal y en la final; una final en la que el equipo argentino fue derrotado por el Fútbol Club Barcelona por tres a cero. En el 2015 Ponzio jugó 33 partidos, ganando tres títulos y anotando un gol.

En el 2016 River fue eliminado de la Copa Libertadores, pero volvió a ganar la Recopa Sudamericana. Tuvo una cierta regularidad en el once, firmó buenos encuentros y consiguió la Copa Argentina, sin embargo terminó la temporada sin anotar ningún gol. En la temporada actual ha disputado 15 encuentros sumando tres competiciones y ha anotado un auténtico golazo al comienzo del mes frente a Boca Juniors.

Ponzio en la selección argentina

Leo Ponzio ha sido convocado en numerosas ocasiones con su selección, pero no se ha afianzado en las convocatorias ni como titular. En total ha disputado 18 partidos sumando amistosos, eliminatorias y trofeos internacionales en tres categorías distintas, sub-17, sub-20 y absoluta, anotando un gol cuando disputó el Campeonato Sudamericano sub-17 de 1999.

En el Mundial sub-20 que ganó en 2001, jugó en los siete encuentros que tuvo que disputar Argentina, partiendo como titular en cinco de ellos. Por otro lado, con la absoluta tan solo ha disputado ocho partidos, cinco de ellos encuentros amistosos y los restantes en fases eliminatorias.

Ponzio ha sido un jugador idolatrado por las aficiones de River y Real Zaragoza debido a su gran capacidad de lucha, recuperación y liderazgo, un jugador de esos con los que la afición se identifica. Ha sido capitán en ambos conjuntos y en su carrera ha conseguido ocho títulos en River Plate (dos ligas, una Copa Nacional y cinco Copas Internacionales), dos títulos en su primera temporada en el Real Zaragoza (Copa del Rey y Supercopa de España) y un campeonato con la selección argentina sub-20, el Mundial Juvenil de 2001.

VAVEL Logo