Los octavos pasan por Torres y Giménez
Foto: www.atleticodemadrid.com

El primer partido de Copa del Rey que se ha jugado en el Wanda Metropolitano ha enfrentado al Atlético de Madrid contra el Elche.

Con mucho frío en la capital a las 21:30h el conjunto de Diego Pablo Simeone salía con la novedad de Vietto y Torres como pareja de ataque, dejando a Griezmann en el banquillo, Moyá en la portería y Koke como capitán.

Los primeros quince minutos de partido fueron un poco de tanteo, ni Atlético ni Elche tomaban la iniciativa en ataque. Los de Simeone tenían el control del balón, pero sin mucha profundidad, las llegadas al área eran desde los laterales, sobre todo por el izquierdo con las subidas de Lucas y los intentos de llegada de Carrasco, pero no encontraban rematador.

A quince minutos para el final de la primera parte, el Atlético intensificó la presión sobre el rival y adelantó líneas, lo que provocó más jugadas de peligro por los laterales y los delanteros gozaron de ocasiones.

En el minuto 31 Giménez se elevó por encima de la defesa para rematar un córner que acabó dentro de la red. Tras varias ocasiones llegaba el gol que encarrilaba el partido ante un Elche prácticamente desaparecido.

Tras el gol, el Atlético se volcó completamente al ataque y llegó el gol de Fernando Torres en el minuto 33. Aprovechó un rechace escorado del portero para definir cruzado y pegado al poste.

Los últimos diez minutos fueron de menos intensidad por parte del conjunto rojiblanco y se llegó al descanso con el marcador de 2-0 para el conjunto local. Una primera parte falta de ritmo en la que el Atlético no necesitó mucho para ser superior.

La segunda parte comenzó como la primera, ritmo lento y juego conservador. Los rojiblancos tocaban el balón, pero no buscaban con mucho ímpetu la portería rival. Simeone movió el banquillo metiendo a Vrsaljko por Thomas en el lateral, esto hizo el equipo ganara profundidad en las bandas y se sucedieran los centros.

Durante los segundo cuarenta y cinco Vietto fue el jugador que dispuso de más ocasiones para ampliar el marcador, pero no fue posible y el jugador se marchó disgustado por irse, de nuevo, a casa sin encontrar portería.

En el minuto 67 Fernando Torres volvió a marcar para el conjunto local, lo que supuso el 3-0 y el segundo en su cuenta personal. El delantero madrileño firmó un gran partido, recuperando el gol y ganando confianza en si mismo para afrontar los próximos encuentros.

Tras el gol del conjunto rojiblanco Simeone retiró a Koke del terreno de juego para meter a Saúl. En ese momento el equipo se cerró un poco atrás y dejo de producir tantas jugadas de ataque, pero el como el Elche tampoco se dispuso a atacar, el Atlético siguió llegando a puerta y Torres buscaba su tercer gol sin éxito.

El encuentro finalizó 3-0 y los hombres del Cholo se clasifican para octavos de final de Copa del Rey con una victoria plácida ante un flojo Elche que no le puso las cosas difíciles.

Al Atleti le gusta la Copa y eso se nota, además este año tiene un sabor espacial poder ganarla porque la final se jugará en el nuevo estadio del Atlético de Madrid.

VAVEL Logo