El fantasma de Casquero volvió a planear sobre el Colombino
Momento previo al gol del Recreativo. Foto: recreativohuelva.com

Todas las derrotas duelen, desmoralizan y desaniman pero la de ayer, caló hondo en la parroquia recreativista. Tras los malos resultados de Casquero como entrenador recreativista, el Recre de Ángel López había conseguido cambiar la dinámica y la cara en los partidos. Un cambio radical que comienza a estropearse por culpa de las dos últimas derrotas (Las Palmas y Jumilla). 

El encuentro comenzó con muchas novedades, sobre todo en las alineaciones. El Recre saltó al verde con un once revolucionario (contradiciendo lo que el propio Ángel López había dicho en la previa del partido) donde aparecían Mario Marín en el lateral izquierdo, Jonathan Vila y Santi luque en detrimiento de Casado, de Gorka Santamaría y Djack Traoré. Cambios que en teoría deberían favorecer la creación y el juego entre líneas y que no funcionaron en absoluto.

La primera parte transcurrió sin apenas ocasiones en ambos conjuntos. Lo único destacado fue un libre directo de Chupe que tuvo que exhibir de nuevo al mejor Marc Martínez con un vuelo directo a la escuadra y una jugada polémica donde el Recreativo fue a sacar rápido de banda y el entrenador visitante José Francisco Grao, más conocido como 'Pato', desplazó el balón para impedirlo. Acción que acabó con una amonestación verbal y con toda la hinchada local enfurecida ya que jornadas antes, por el mismo motivo Ángel López fue expulsado en Córdoba.

Partido distinto en la segunda mitad

Tras el descanso, la imagen fue otra. Aunque la segunda parte amaneció igual de fría, pero una jugada aislada calentó el partido y a la afición. Antonio Núñez peleó una incursión hasta la línea de fondo colocando el balón en el centro del área, y aunque el pase de la muerte fue taponado por la defensa, el rechace fue a parar a las llamativas botas de Rafa de Vicente, quien fusiló a Mandaluniz.

Tras el gol, todo parecía cambiar. El Decano comenzó a ser otro, algo similar al de la racha triunfal de Ángel López, y las ocasiones se iban trenzando... Aunque la alegría iba a durar poco.

Manu Miquel agarró un balón suelto en la lejanía y fabricó el disparo de su vida. Un misil tierra - aire que fue directo a la escuadra de Marc Martínez y a su vez a la línea de flotación albiazul. Un gol que ponía las tablas en el marcador de Gol Norte y que bajaba al Recreativo de la nube.

Tras el gol, el conjunto onubense trató de salir al ataque sin apenas éxito. El equipo local no conseguía trenzar  una sóla jugada que acabara con peligro en la meta de Mandaluniz, demostrando una vez más que este equipo no sabe jugar a otra cosa que no sea el juego directo.

A Ángel López se le acababa el tiempo y comenzó a mover el banquillo pero ni siquiera la aparición de David Segura ni la de Gorka Santamaría ayudó a cambiar las tornas.

Todo parecía indicar que se iba a consumir el empate pero lo peor para el bando recreativista estaba aún por llegar. El colegiado añadió seis minutos de prolongación debido a una lesión del portero visitante Mandaluniz. El Recre estaba volcado intentando colgar balones y conseguir una segunda jugada cuando se consumó la derrota. Una pérdida del Recre acabó en una galopada espectacular de Manolo, (que acaba de entrar apenas 30 segundos y estaba fresco) que se plantó en la línea de fondo tras dejar atrás a Sergio González y consiguió meter un pase raso milimétrico entre Marc Martínez y Diego Jiménez que fue aprovechado por Chaco para poner el definitivo 1-2.

Un punto de nueve posibles que mete de lleno al Decano en una crisis estúpida y que certifica el mal momento albiazul.

VAVEL Logo