Anuario VAVEL Atlético de Madrid 2017: Koke Resurrección, la fidelidad hecha persona
FOTO: Daniel Nieto - VAVEL

Termina 2017, un año en el que el Atlético ha sufrido un sinfín de cambios. El Vicente Calderón siempre quedará en el corazón de los colchoneros, desde la sombra del Manzanares: ahora, la nueva casa atlética se llama Wanda Metropolitano y se encuentra en el barrio de San Blas. Además, la camiseta, el escudo, la mascota… Muchas cosas han cambiado en el equipo rojiblanco, y por lo pronto, no volverán a ser como antes. La esencia del Atlético de Madrid reside, sin embargo, en la gente que lo hace ser lo que es. Buena parte de este espíritu son jugadores como Jorge Resurrección Merodio, que con sus valores dentro y fuera del campo, hacen que la entidad siga siendo la misma de siempre, por muchas modificaciones que se le hagan. 

De la cantera hacia lo más alto

Koke es uno de los jugadores del primer equipo que proviene de la cantera, y eso siempre se nota. Este año, después del partido ante el Levante en el Ciudad de Valencia, en el que el equipo se alzó con la victoria por 0-5, Koke se convirtió en el sexto jugador que más veces ha ganado vistiendo la elástica rojiblanca. Sólo tiene 25 años y muchos dicen desde ya que se quedará toda la vida; quizás sea demasiado pronto para hablar, pero lo cierto es que Koke renovó el pasado mayo hasta 2024.

Sin duda, a un jugador que ha rechazado pujantes ofertas de equipos como el Chelsea y el Bayern de Múnich, no le puede esperar más que un brillante futuro. Él mismo aseguró que el Atleti es el club de su vida, y así lo espera también la hinchada del Metropolitano.

Las claves: humildad y talento

Con el tiempo, Koke se ha ido asentando como una de las piezas clave de este Atlético. La pasada temporada encajó un total de 5 tantos; en la vigente, ha marcado 2 goles en 19 partidos. El mediocentro es esencial para que el juego colchonero funcione bien, y siempre que sus servicios no están disponibles, se nota.

La humildad es sin duda la virtud por excelencia de este jugador. Siempre hablando con prudencia pero defendiendo al equipo y a cada uno de sus integrantes por encima de todo, ha sabido pasar desapercibido aun a sabiendas de lo importante que es para la zaga.

Su ausencia, un gran problema

A principios de esta temporada, Koke sufrió un edema en la pierna que lo mantuvo alejado de los terrenos de juego durante unas semanas. El centro del campo perdió muchísimo mientras no estuvo, pero éste volvió a formar parte de la convocatoria justo a tiempo, pues llegaba la hora del primer derbi madrileño en el Metropolitano y Simeone pudo volver a contar con él en el momento más oportuno.

Aunque sí que es cierto que al principio le costó volver a estar al mismo nivel de siempre, poco a poco se fue adaptando hasta recuperar la versión que necesitaba el equipo, y vuelve a ser el mismo de siempre: un jugador que no defrauda y que mantiene vivo el espíritu colchonero.

Las duplas de Koke

Otro de los aspectos importantes de Koke Resurrección es su capacidad de asociación para con otros jugadores: las más destacadas, las parejas que conforma con Gabi, Griezmann, Saúl y… Diego Costa.

En la medular no cabe duda de que el capitán rojiblanco es su compañero más fiel: los dos son el Atlético en estado puro y así lo han demostrado este año. También Saúl es un gran apoyo, puesto que ambos se encuentran en una situación muy pareja, ya que son dos jóvenes entregados en cuerpo y alma al equipo, y saben también formar un gran dúo en el terreno de juego.

Otro jugador con el que Koke se lleva de maravilla, dentro y fuera del campo, es Antoine Griezmann, que en la última franja de este año se ha visto muy salpicado por diversas polémicas. Koke ha salido a defenderlo cuando todos se le echaban encima, siempre desde la discreción y mirando, ante todo, por el Atleti.

Pero sin duda, la pareja más esperada del año es la de Koke y Costa, que volverá a partir de enero para deleite de los colchoneros. Sólo cabe esperar que empiecen y terminen el año con la misma fuerza que mantuvieron en campañas anteriores. 

Lopetegui también lo quiere

No hace tanto que en la Selección Española no había jugadores más que del Barça, del Madrid y, como mucho, del Athletic. Sin embargo, la cosa ha cambiado ahora, y cada vez hay más jóvenes promesas se suben al tren de la absoluta.

Koke ha sido, este 2017, uno de los elegidos para la lista. La selección buscaba clasificarse para el Mundial de Rusia 2018, y así ha sido. Todo, gracias a la colaboración de los grandísimos jugadores que la conforman, entre ellos, Koke.

Un aporte que siempre viene bien

Sin duda, se acaba un año que aunque para el Atlético no ha sido del todo redondo hablando de títulos, ha estado plagado de cambios para éste. La renovación de Koke ha llegado en un momento muy oportuno, y después del mismo, sólo pueden esperarse buenas noticias. Ha sido un año del que se puede sacar en clave un gran crecimiento de los jugadores, también de Koke, que ha vuelto a demostrar lo importante que es para el equipo

VAVEL Logo