Anuario VAVEL Sporting de Gijón 2017: Nacho Méndez, la perla de Mareo
Nacho Méndez en una sesión de entrenamiento. | Imagen: Diego Banco-VAVEL.

Nacho Méndez ha sido uno de los jugadores referentes en el centro del campo esta temporada con el Sporting de Gijón tras la lesión de Sergio Álvarez. Su agilidad y su movilidad de balón lo sitúan como uno de los perfectos sustitutos del avilesino, pero aún le queda mucho por desarrollar con el primer equipo. En este 2017 cambió su protagonismo y su implicación con el equipo, ya que empezó el año en el Grupo 1 de División de Honor Juvenil, pasaría a jugar partidos con el Sporting de Gijón B y lo termina con el primer equipo en la Segunda División.

Un inicio de año muy esperado

El 2017 lo empezaba entrando en la convocatoria del Sporting de Gijón B en su visita al campo del Unión Club Ceares, siendo titular en este partido, disputando además los 90 minutos, y en donde no pudo hacer nada para que su equipo rompiese el marcador inicial, por lo que el partido quedó con tablas en el marcador. Su lucha y ganas de superación harían que se asentara en el filial sportinguista, ya que disputaría la mayor parte de la segunda vuelta con este, pudiendo así darse a conocer para recibir la llamada del primer equipo.

Como demuestra cada partido, es un jugador ágil y con facilidad para mover el balón, por lo que el gol y él no son muy compatibles dentro de un terreno de juego, puesto que desde su asentamiento en la Tercera División solo consiguió marcar goles al Condal Club y Real Avilés. Gozó de titularidad en la mayoría de partidos, exceptuando los partidos en los que se enfrentó al Club Deportivo Praviano, Club Deportivo Mosconia, Real Avilés y Club Deportivo Covandoga donde, por diversas razones, no pudo conseguir acabar los partidos.

Play Off de infarto y pretemporada con el primer equipo

Nacho Méndez cerró una excelente campaña con el filial, pero aún quedaban los play off de ascenso a la Segunda División B, siendo esta una nueva oportunidad para ser llamado la próxima campaña por el primer equipo y poder aportar su granito de arena. Su primer partido podía ser el último de esta eliminatoria, ya que si ganaban subían automáticamente por ser campeón de grupo. Si la vida les había sonreído hasta ahora, permitiéndoles quedar líderes, ahora no les ayudaría y caerían en el marcador global por dos goles a uno. En estos dos partidos el joven canterano disputó los 90 minutos e intentó, con su fútbol, ayudar al equipo pero no pudo ser. En las dos eliminatorias restantes consiguieron el premio del ascenso y Nacho Méndez disputaría los 90 minutos de los cuatro partidos, pudiendo ya en estos ayudar al club con todo lo que tenía en sus manos.

Como premio por su esfuerzo, recibió la llamada del primer equipo para estar durante el verano bajo las órdenes de Paco Herrera y pudo gozar de las oportunidades para demostrar el tipo de futbolística que es en la actualidad.

Datos a destacar con el filial y con el primer equipo

La estadística en jugadores jóvenes es, normalmente, en lo que el aficionado mira como primer recurso antes de verle jugar un partido o, incluso, de hacer su propio criterio. En este caso Nacho Méndez tiene buenos datos, tanto con el filial como con el primer equipo, ya que en su nueva campaña con el Sporting de Gijón B lleva diez partidos en total, siendo nueve de titular, con una única tarjeta amarilla y una roja. En cambio con el primer equipo, si atendemos a que apenas tuvo oportunidades con Paco Herrera, registró un total de cuatro partidos jugados, siendo los cuatro de titular indiscutible, recibiendo solamente con cartulinas amarillas.

VAVEL Logo