Jorge Ortiz cae de pie en el Atlético B
Jorge Ortiz celebra su primer tanto con el Atlético B | Foto: Alberto Molina - Atlético de Madrid.

Sugería Óscar Fernández, en el que fue el último partido del Atlético de Madrid B en El Cerro del Espino antes de cerrar el año 2017, la necesidad de reforzarse en el mercado de invierno -una vez se levantara la sanción que la FIFA impuso por la contratación irregular de menores- con el objetivo primordial de dar al equipo "pequeños detalles que ayuden a empujar al resto del grupo" que viene peleando con los mismos elementos desde el año pasado en Tercera División. Una vez abierta la ventana de fichajes, la secretaría técnica de La Academia del Atlético confirmó la incorporación de Jorge Ortiz para el Atlético B, debutando esta misma semana en el partido contra el Unión Adarve y dando finalmente la razón al técnico valenciano.

Ortiz (Villacañas, Toledo, abril de 1992), con el ‘10’ a la espalda, ha caído literalmente de pie en el filial colchonero. Pese a llevar practicamente un mes entrenando con la totalidad del grupo, Óscar Fernández no dudó en darle la ansiada alternativa en el derbi contra el Unión Adarve. Ya figuró entre los futbolistas convocados para el encuentro contra la Gimnástica Segoviana, una cita que no se llegó a celebrar como resultado de la nevada que cayó en Segovia. Tan solo una semana después, el de Villacañas arrancó desde el inicio y jugó por detrás de Alberto Ródenas.

Un gol y una asistencia fue la carta de presentación de Jorge Ortiz con el Atlético B

El exfutbolista del Real Oviedo pilotó al filial colchonero dando muestras de las cualidades que puede aportar para los próximos cinco meses de competición oficial. Tras un primer periodo en el que le costó entrar en calor, Jorge Ortiz tuvo diez minutos de brillantes en el segundo acto: provocó el primer tanto del partido tras un acrobático remate de chilena que rebañó Alberto Ródenas tras rechace del guardameta Parra y tan solo cinco minutos después redondeó su debut con un disparo raso desde la frontal que significó el 2-0, un tanto que a la postre resultó ser crucial dado que Héctor, desde los once metros, recortó las diferencias antes de la conclusión del derbi liguero.

“Estoy contento porque ayudé al equipo con un gol para conseguir los tres puntos. Es bueno para todos. Todo ha sido gracias al equipo y al cuerpo técnico porque desde que llegué me he sentido muy cómodo. Me han ayudado mucho en las decisiones y al final, llevar un mes entrenando aquí hace que parezca que llevo un año”, admitió el villacañero ante los medios de comunicación. “Tener unos años más o haber jugado en otra categoría te hace saber en qué momento puedes leer el partido de una forma o de otra”, admitió.

Después de un mes entrenando con el grupo, Óscar consideró que podía debutar en un partido clave como es el derbi contra el Adarve

Es esa experiencia el cofre del tesoro que espera abrir tanto Óscar Fernández como un Atlético de Madrid B que no conoce la derrota desde el mes de noviembre. Ortiz llega al filial rojiblanco después de una breve trayectoria en Segunda División con el Alcorcón, competición en la que debutó en mayo de 2015 contra el Real Betis en el Benito Villamarín, y en el Real Oviedo. Sin apenas oportunidades con Fernando Hierro en el banquillo, se antoja como una pieza clave para el filial dado su largo recorrido en los campos de Segunda División B defendiendo la camiseta del Fuenlabrada (7 goles en 36 partidos durante el curso liguero 2015/16).

VAVEL Logo