El Sevilla saca petróleo del Metropolitano
Mercado y Filipe disputan un balón en el partido de Liga. Foto: Daniel Nieto. VAVEL

Echó a rodar el balón en el Metropolitano. Salieron ambos equipos muy enchufados. Los primeros minutos fueron de balones divididos y sin dominio claro por parte de ninguno de los dos. Se alternaban las llegadas de ambos conjuntos a las áreas contrarias, y así sería durante los primeros 45 minutos.

Partido de golpe y respuesta

La primera buena ocasión fue para el Sevilla. Un disparo desde la frontal del área de Sarabia en el minuto ocho se marchaba desviado por poco. Moyá se quedó como una estatua y siguió el balón con la mirada. Si hubiera ido entre los tres palos, estaríamos hablando del primero.

La respuesta del Atlético fue inmediata. Tan solo dos minutos después, fue el Atlético el que creó peligro en el área sevillista. Gabi sacó una falta, que fue un pase para Juanfran. Este realizó un centro-chut que no llegó a controlar Griezmann. El francés se encontraba en una buena posición dentro del área. El balón acabó en las manos de Rico.

Sería de nuevo el Atleti el que golpearía. Costa enviaba el balón al fondo de la red con la cabeza un centro de Gabi de córner. El gol no subió al marcador porque el árbitro señaló falta de Griezmann sobre Rico. Fue el primer gran susto para los sevillistas.

Muchas llegadas, poco juego

El partido entró en una dinámica en el que ambos equipos se encontraban cómodos. Cada cinco-siete minutos, uno de los conjuntos tenía la posesión y un relativo control. En esos minutos, tenía ese equipo dos o tres llegadas con peligro. Luego, se intercambiaban los roles y era el otro conjunto, que antes defendió esas llegadas, el que comenzaba a generar peligro. Fue una primera parte de “toma y daca”.

Los locales tuvieron la siguiente ocasión clara en el minuto 18. Gabi botaba una falta al lateral izquierdo del área sevillista, donde Lucas prolongaba al centro del área. Allí, Costa remató de cabeza y Rico se estiró de forma providencial para salvar a su equipo. Gran mano del guardameta que evitó el primero. Esta jugada de estrategia no es la primera vez que se la vemos a los del Cholo.

La respuesta sevillista llegó en el minuto 26. Koke pierde el balón ante Banega y el argentino lidera una gran contra. Correa se desmarcó y recibió el balón. Se queda solo ante Moyá. En el mano a mano, sale vencedor el portero local, que sacó una mano prodigiosa para negar el gol al argentino.

Mostraron ambos equipos un fútbol muy directo. Se llegaba a las distintas áreas sin necesidad de elaborar demasiado juego. Tendrían una ocasión clara más cada equipo antes de llegar al descanso. En el minuto 38, Rico detuvo un buen disparo de Costa. Por parte de los visitantes, en el minuto 40, Escudero se anima a chutar desde lejos. Su tiro se fue envenenando y se iba colando por la escuadra. Paró Moyá con apuros.

Segunda mitad, menor ritmo

Comenzaba la segunda mitad con el cambio de Vitolo por Correa. En la segunda parte, hubo mayor continuidad en el juego y menos llegadas. Sin embargo, hubo más y mejor definición, pues fue en esta segunda mitad cuando llegaron los goles.

Se adelantó el Atlético de Madrid. Diego Costa, en el minuto 73, abrió la lata. Era el jugador colchonero que más peligro estaba creando, junto a Correa, que desde su entrada estuvo muy activo. En la segunda jugada de una falta lateral, el brasileño chutó con la izquierda dentro del área y anotó.

Remontada sevillista

A pesar de abrir la lata los locales, fueron los de Nervión los que se llevaron el encuentro. En el minuto 79, llegaba el empate. Navas galopaba por su banda y centró. En frente tenía a Lucas, que metió la pierna para despejar. Envenenó el centro que fue directo a portería. Llegó a tocar Moyá, pero el balón acabó en el fondo de la red.

En el minuto 88 se culminaría la remontada. Ben Yedder peinó hacia un atrás un balón que le cayó a Correa. El argentino logró quitarse de encima a su marcador. Se perfiló para el disparo y cruzó el balón para superar a Moyá y hacer el segundo. Se desató la locura entre los sevillistas allí presentes.

Los de Montella consiguen un magnífico resultado para la vuelta en el Sánchez-Pizjuán. Además del buen resultado, el equipo ha conseguido plantar cara al Atlético y cuajar un muy buen encuentro. La clasificación para las semifinales se decidirá en Nervión. De momento, el Sevilla se lleva el primer combate.

VAVEL Logo