Asensio evita la debacle
Asensio durante un partido esta temporada | Foto: Daniel Nieto (VAVEL)

Minuto 89 de partido, el Real Madrid no es que estuviera dejando una buena versión en el Estadio de Butarque, sin embargo tras una buena combinación entre Isco y Asensio, le llegó el balón a Theo abierto en banda izquierda, que puso un centro al área, para que Marco Asensio se anticipara al defensa con un movimiento de delantero centro puro, y batiera a Champagne que solo pudo mirar. Un centro, uno más en este Madrid de Zidane que parece que es lo único a lo que se puede dedicar en ataque, salvó a los blancos de estar durante dos partidos consecutivos sin marcar, algo que no pasaba desde el año 2011, con Mourinho aun como entrenador, es extraño que se haya pasado de estar durante 73 partidos consecutivos marcando, igualando un récord del Santos de Pelé, y que durante toda la temporada pasada se marcaran en todos los encuentros oficiales que se jugaron, a esto,  a ver a un equipo que le cuesta muchísimo meter un gol.

Lo mejor para los aficionados madridistas fue que su equipo se logró llevar la victoria, que al final es de lo que va este deporte, de marcar un gol más que el rival, pero lo cierto es que el fútbol no hay quien lo entienda y por eso es tan maravilloso, el sábado pasado el Real Madrid dejaba una buena imagen en cuanto a juego y ocasiones y al final acababa perdiendo contra un Villarreal que sólo tuvo dos llegadas con peligro, aunque muy bien plantado en el campo y que le complicó mucho, sin embargo ayer, tras firmar un muy mal partido en cuanto a juego y posicionamiento, los blancos se llevaban la victoria.

Marcelo durante el partido frente al Villarreal | Foto: Daniel Nieto (VAVEL)
Marcelo durante el partido frente al Villarreal | Foto: Daniel Nieto (VAVEL)

El equipo es prácticamente el mismo que el del año pasado, y la duda que a todo el mundo le incumbe es, ¿Qué ha cambiado para que este año no salgan las cosas?, lo cierto es que nadie lo sabe, ni siquiera el propio Zidane que parece más perdido que nunca, ya que el plan de juego parece ser siempre el mismo juegue quien juegue, y por ejemplo, si pones a dos laterales tan diferentes como Marcelo o Theo a jugar de la misma manera, es complicado que las cosas funcionen, al igual que es que le salgan a Asensio, si su función se limita jugar por banda izquierda ayudando al lateral y poner centros en situación de ataque, como si fuera un extremo vulgar de los de antes.

Lo cierto es que el Real Madrid ayer ganó y lo único que espera la afición del equipo blanco, es que esta victoria sirva para que el equipo coja confianza y recupere sensaciones, porque el duelo frente al PSG se acerca y las cosas no terminan de ir a mejor.

VAVEL Logo