El Reus tiñe Tarragona de “roig-i-negre”
Fran Carbia celebrando la victoria reusense | Foto: CF Reus

López Garai, desde la grada debido a su expulsión, decidió dar entrada a Karim Yoda en el once titular, dejando en el banquillo a David Haro. Por su parte, el Gimnàstic de Rodri saltó al terreno de juego con Javi Jiménez y Matilla en el once titular, ocupando el lugar de Abraham y Eddy Silvestres respecto al once que les dio la victoria el jueves pasado en El Sadar.

Tanteo y aproximaciones tarraconenses

Este frenético derbi empezó con la igualdad como tónica dominante. Con pocas ocasiones, la efectividad sería clave para el devenir del partido. La primera ocasión se la llevaría un Reus que saltó al césped más tranquilo y omnipresente de lo habitual, con un centro de Menéndez en el minuto ocho que a punto estuvo de rematar Fran Carbia.

Aunque el Reus se apoderaría de la posesión, fue el Nàstic quien gozó de la primera ocasión clara del match: en el minuto veinte, Xavi Molina cuelga un balón que Tete peina en la frontal del área, llegándole así el balón a Maikel Mesa, que encaró a Edgar Badia pero erró en el disparo. La réplica reusense llegaría cinco minutos después, con un chut mordido de Carbia desde la frontal tras una buena triangulación reusense, aunque el balón acabaría en las manos de un Dimitrievski intratable. Poco después llegaría la segunda ocasión más clara de un Nàstic impreciso y poco efectivo, con un tiro libre de Muñiz que se marcharía rozando el poste derecho de la portería defendida por Edgar Badia. En el 37, el mismo Muñiz lo volvería a intentar, pero su disparo lejano se marchó muy por encima de la portería reusense.

Jugadores de Reus y Nàstic disputando un balón aéreo | Foto: Gimnàstic de Tarragona
Jugadores de Reus y Nàstic disputando un balón aéreo | Foto: Gimnàstic de Tarragona

Juan Domínguez, omnipresente y goleador

Y en el minuto 38 del primer tiempo llegaría el gol que adelantaba los reusenses. Menéndez cuelga un balón al área con un servicio de banda, el balón llega a pies de Carbia que no logra rematar, pero deja el balón perfecto para que Juan Domínguez, que llegaba desde la segunda línea, remate a placer para poner el 0-1 en el electrónico.

Jarro de agua fría para un Nàstic que estaba empezando a crecerse, y aunque intentarían empatar con un tiro libre de Juan Muñiz en el 42 que se marchó por encima de la portería reusense, se irían a vestuarios con el marcador en contra.

Juan Domínguez, autor del 1-0 reusense | Foto: CF Reus
Juan Domínguez, autor del 1-0 reusense | Foto: CF Reus

Quince minutos de oro

El Reus empezó el segundo tiempo aún mejor que la primera mitad, con un dominio acaparador sobre un Gimnàstic muy impreciso y lento que apenas conseguía tocar balón. En el primer minuto llegaría la primera ocasión del segundo tiempo, con un disparo del omnipresente Juan Domínguez que el guardameta grana lograría detener sin problema alguno. Para continuar con el festival reusense, en el minuto cuatro Máyor pudo haber puesto en el 0-2 en el marcador; el killer reusense aprovechaba un despiste defensivo para ceder el balón a Fran Carbia, pero el remate de este se marcharía muy por encima de la portería tarraconense. Tres minutos más tarde llegaría otra ocasión clara para el Reus; tras una espectacular combinación del conjunto “roig-i-negre” en la frontal del área del Nàstic, Karim Yoda acabaría disparando demasiado suavemente, permitiendo a Dimitrievski atajar el balón sin problemas.

Campins disputando un balón con Barreiro | Foto: Gimnàstic de Tarragona
Campins disputando un balón con Barreiro | Foto: Gimnàstic de Tarragona

Álvaro Vázquez y Dumitru, el resurgir del Nàstic

En el minuto 55 Rodri decidió dar entrada a Álvaro Vázquez, cedido por el Espanyol este mismo invierno. Cuando peor lo estaba pasando el conjunto grana, Vázquez daría aliento para intentar revertir la situación. Dumitru, que también había entrado en esta segunda mitad, tuvo en el 66 una ocasión clarísima, pero su centro-chut no encontraría rematador y se marcharía rozando el palo derecho de la portería defendida por Edgar Badia. Y tras siete minutos de tanteo por parte de los dos equipos, llegaría el gol de la igualada para el Gimnàstic. Jiménez colgaba el balón al segundo palo para que Álvaro Vázquez lo cabeceara a la perfección, poniendo así el 1-1 en el electrónico.

Álvaro Vázquez celebrando el gol de la igualada | Foto: Gimnàstic de Tarragona
Álvaro Vázquez celebrando el gol de la igualada | Foto: Gimnàstic de Tarragona

Vítor Silva al rescate

Inmediatamente, el Reus se pondría manos a la obra para intentar volver a adelantarse. En el 29, Vítor Silva culminaría una buena contra reusense, aunque su disparo se marcharía demasiado alto. Dos minutos más tarde, David Haro que había entrado sustituyendo a Karim Yoda, lo intentaría con un chut muy lejano y sin potencia que el guardameta grana detuvo sin complejos.

Y a falta de siete minutos para terminar el partido, el Reus volvería a avanzarse en el marcador, aunque esta vez sería de forma definitiva. El gol lo anotó Vítor Silva, que tras aprovechar una cesión de Máyor dentro del área, golpearía el balón con una magnífica rosca, ante la atónita mirada de la zaga tarraconense.

El Nàstic intentaría empatar el encuentro a la desesperada, y en el último minuto del descuento tuvo que aparecer un Edgar Badia salvador para evitar que el disparo de Gaztañaga entrase en la portería reusense.

Con este triunfo, el Reus vuelve a alejarse de los puestos de descenso, que quedan ahora a cinco puntos; pero sobretodo, el Reus consigue recuperar la confianza perdida durante las últimas semanas, y vuelve al camino de la victoria mes y medio después.

VAVEL Logo