Asenjo no pudo mantener al equipo solo

El Villarreal cayó en Francia, con una muy mala imagen del equipo a nivel defensivo.

Asenjo no pudo mantener al equipo solo
Asenjo durante el partido frente al Lyon | Foto: OLweb

El Olympique de Lyon tiene unos magníficos jugadores en la parte ofensiva, Mariano, Fekir, Depay, Traoré, son solo algunos de los jugadores que Bruno Genesio puede alinear en esa zona, ayer incluso se permitió el lujo de que Depay solo jugase los últimos 15 minutos del encuentro, y lo cierto es que el Submarino Amarillo se vio desbordado defensivamente en algunas fases del partido, principalmente en el inicio de la segunda mitad, cuando en apenas tres minutos recibieron dos goles, lo peor de todo es que todos los goles vinieron precedidos de graves errores defensivos y es que a pesar que se vio una gran versión de Sergio Asenjo, el portero palentino no pudo mantener él sólo la portería a cero.

El primer gol vino precedido de un mal despeje al que le faltó contundencia, eso permitió que Mariano cabeceara la pelota hacia el segundo palo donde estaba Ndembelé completamente sólo, el extremo no falló, en el segundo Mariano sentó a Mario Gaspar y encaró al portero, pero su disparo lo iba a detener Asenjo con una gran acción, tapando toda la portería posible, aunque otro error, esta vez en el repliegue defensivo, supuso que Fekir llegase libre de marca dentro del área y mandara el balón al fondo de la red. Finalmente el último gol lo marcó el recién entrado en el terreno de juego, Memphis Depay, que enganchó un balón suelto por un mal despeje de Víctor Ruíz, y aunque estaba muy lejos el holandés ajustó el balón pegado a la cepa del poste donde Asenjo no podía llegar.

En ninguno de los tres tantos pudo hacer nada el guardameta groguet, y es que a pesar de recibir tres goles fue uno de los mejores de su equipo, realizando auténticos paradones, el primero en una falta lejana que lanzaba Fekir y en la cual Asenjo se iba a lucir con una estirada prodigiosa, en las segunda mitad realizó otros dos auténticos paradones más, ambos a Mariano, el delantero cedido por el Real Madrid, se encontró con el portero cada vez que quiso buscar el gol, aun así la actuación del meta no fue suficiente para evitar la derrota de los amarillos.