Joan Francesc Ferrer "Rubi": el responsable de este Huesca
El entrenador azulgrana durante un partido de esta temporada | Foto: LaLiga

No le espera una cita fácil al Real Zaragoza el próximo sábado, ya que se enfrentará a la SD Huesca a las 18:00 horas en La Romareda. El equipo oscense llega empatado a 58 puntos con Rayo Vallecano y Sporting de Gijón en el liderato, a seis puntos del Real Zaragoza.

Uno de los principales artífices de que el club altoaragonés se encuentre en la que está siendo la mejor temporada de su historia es su técnico, Joan Frances Ferrer, más conocido como "Rubi". Nacido en Vilassar de Mar (Barcelona) el uno de enero de 1970, comenzó su carrera como jugador en el equipo de su ciudad natal, y la desarrolló en su totalidad en Segunda División B, en las filas de Manlleu, Espanyol B, L'Hospitalet y Terrassa, antes de volver a Vilassar.

Modesta pero larga carrera como entrenador

Como técnico ya cuenta con una experimentada trayectoria. Comenzó en la temporada 2001-02 a entrenar a la UE Vilassar de Mar, por entonces en Tercera División, pasando en la 2003-04 a dirigir al CE L'Hospitalet, donde disputó la promoción de ascenso a Segunda B.

Su salto a la división de bronce se produjo en la temporada 2004-05, en las filas del Sabadell, siendo cesado en febrero de 2005 estando en posiciones de descenso. La siguiente temporada pasó a dirigir al Espanyol B, al que ascendió a Segunda B y donde permaneció hasta 2008, cuando fue cesado.

Entre 2008 y 2010 entrenó a dos conjuntos, la SE Eivissa-Ibiza y el Benidorm CF. En 2011 se incorporó al Girona como ojeador y analista, pasando a ser primer entrenador en la campaña 2012-13, debutando entonces en Segunda División. Esa temporada disputó el conjunto catalán la promoción de ascenso a Primera, siendo eliminado por el Almería en la final. Al finalizar la temporada decidió no renovar y marcharse al FC Barcelona, donde sería asistente de Tito Vilanova primero y del "Tata" Martino después.

En la 2014-15 volvió a actuar de primer entrenador, ahora en el Real Valladolid, donde consiguió disputar de nuevo la promoción de ascenso a la máxima categoría. Fueron eliminados por la UD Las Palmas, que luego eliminaría al Real Zaragoza en la final. El conjunto pucelano rescindió su contrato, y en octubre de 2015 recaló en el Levante, donde debutaría en Primera División, aunque sin conseguir la permanencia.

En enero de 2017 fue contratado por el Sporting de Gijón, donde volvería a descender, y en verano de ese mimo año llegó a la SD Huesca, en la que está siendo históricamente la mejor temporada del equipo azulgrana.

Su papel en el Huesca

En Huesca, el míster catalán resulta ser un entrenador tranquilo pero exigente, con un estilo basado en el dominio en ambas áreas, así como la posesión de balón. Además siempre pide a sus jugadores bastante orden, disciplina y esfuerzo. La formación que Rubi lleva usando la mayor parte de esta temporada es un 4-2-3-1 con un delantero rápido y que también cae a las bandas, que ha solido ser el "Cucho" Hernández, o "Chimy" Ávila en ausencia de este. En presencia de Cucho, Ávila ocupa posición de extremo.

VAVEL Logo