Recuerdos de la última visita de los leones al Bernabéu

La última visita del Athletic Club de Bilbao a la casa blanca se saldó con una victoria local en la que brilló sobre todo la figura de Morata, ex delantero del Real Madrid.

Recuerdos de la última visita de los leones al Bernabéu
Foto: Real Madrid CF

Jornada de liga entre semana que enfrentará al Real Madrid con el Athletic Club de Bilbao en el Santiago Bernabéu mañana a las 21:30 horas. Al conjunto vasco no se le da bien Chamartín, la última victoria de los leones en el estadio blanco fue hace más de 13 años. Corría la temporada 2004/05 y Ernesto Valverde era el entrenador de un equipo que se hizo con los tres puntos gracias a los goles de Iraola y Del Horno.

Zinedine Zidane no se guardará nada para recibir al Athletic Club de Bilbao en el Santiago Bernabéu. Se espera el once de gala con la única duda de quién será el broche si Isco o Benzema. Los leones vienen con un estado de forma inferior al que nos tienen acostumbrados pero con ganas de pegar un golpe en la mesa y subir unos peldaños en la clasificación, donde van decimocuartos.

La última ocasión en la que el conjunto vasco visitó el Bernabéu (23 de octubre de 2016) tras semanas antes ser eliminados de la Europa League, pelearon hasta el final en un partido en el que el Real Madrid se jugaba la primera plaza de Liga y acabó ganando con un ajustado 2-1

Victoria que sirvió para ser primeros en liga

Ese día, el partido comenzaba con errores de los de Zidane hasta que en el minuto siete al Real Madrid se le puso el partido de cara tras un terrible error de Saborit.  Al joven defensa rojiblanco le temblaron las piernas, literalmente, en el envío largo de Marcelo hacia Isco. Al intentar corregir la posición Saborit se fue al suelo y dejó solo al malagueño quien, dentro del área, asistió a Benzema. El francés, libre de marca, fusiló a Gorka Iraizoz el 1-0. 

Los vascos no tiraron la toalla y aprovecharon sus ocasiones, que no fueron pocas. Era más que notable la ausencia de Modric en el centro del campo. El Athletic encontró el empate en el minuto 27, Eraso se lió con el centro de su compañero pero justo pudo enviar con la puntera hacia atrás. Sabin Merino, libre de marca, recogió el balón para lanzar un derechazo imparable para Navas y poniendo así el 1-1 en el marcador. Aunque el Real Madrid había pisado más veces el área rival, no se podía considerar injusto el empate que reflejaba el marcador cuando Iglesias Villanueva señaló el camino de vestuarios al descanso.

Zidane decidió dar relevo a Benzema por Morata en la punta de ataque mientras que Valverde protegió algo más su medio del campo relevando a Raul García por Iturraspe, primero, y a Susaeta por Sabin Merino, después.  La presión del Real Madrid sobre el Athletic se intensificó en la recta final gracias a los envíos en largo de Kovacic que poco a poco iban metiendo al conjunto vasco en su área. Bale (77') y Morata (80') rondaron el gol que al final caería en el minuto 83. Bale centró desde la izquierda del ataque blanco y Morata remató de primera; Gorka despejó como pudo pero con la desgracia que el balón volvió al ariete madridista que, esta vez sí, Morata remachó el 2-1. Al final el Real Madrid sacó el máximo rendimiento a un partido irregular que supo encarrilar.

Morata salvó los platos rotos

El Bernabéu afinaba los labios para silbar, el Athletic amenazaba, el resultado dolía y el Madrid recaía de una enfermedad y un pasotismo a la hora de jugar de la que parecía curado y que este año al inicio de temporada volvió a reaparecer. Zidane dio la orden de encender el cartel de los cambios con el 21 de Morata. El día que cumplía 24 años, Álvaro sopló las velas de un grito, el del gol, el del 2-1, el de la victoria, el del liderato. El canterano volvió a ser héroe con un gol a falta de siete minutos para darle el triunfo a un Madrid que no hizo méritos para lograr ese día la victoria.

Morata encajando el gol de la victoria // Foto: Real Madrid FC
Morata encajando el gol de la victoria // Foto: Real Madrid CF

En la pasada campaña, Morata solía aparecer en la última fase del partido y en la mayoría de las ocasiones lograba besar el santo, endosando de esta manera goles muy importantes. Una pena para el jugador no sentirse protagonista en los planes de Zidane, decidiendo de esta manera, al final de temporada, fichar por el Chelsea, gran equipo de la Premier League. Con el más que evidente bajo estado de forma de Benzema, al canterano blanco esta temporada se le ha echado en falta por la casa blanca y la prensa en diversas ocasiones le ha preguntado acerca de una hipotética vuelta a Chamartín, él siempre se ha mostrado tajante, expresando su deseo de volver pero siendo consciente que va a ser muy difícil que eso ocurra.

Estados de forma distintos

El Real Madrid de aquel día era muy diferente al actual, el estado de forma de jugadores como Cristiano Ronaldo fueron más que deficientes. A día de hoy el luso está arrasando cada portería rival que ve y su estado de forma es más que sobresaliente. La contra es que en la pasada campaña, por esas fechas, los de Zidane peleaban por el primer puesto en La Liga, actualmente los blancos pelean por la segunda plaza con el Atlético de Madrid.

También cabe destacar que Athletic esta temporada no levanta cabeza y desde que fichó Ernesto Valverde por el FC Barcelona, el equipo muestra claros deficits en el terreno de juego que su entrenador, José Ángel Ziganda, no ha sabido curar en lo que llevamos de temporada.