Adiós al triplete
El Juvenil A del FC Barcelona no podrá levantar la Copa de Campeones | Imagen: Archivo

Adiós al triplete

El equipo de Denis Silva cae ante un Sporting que supo jugar muy bien sus cartas

FranPolo
Francisco Polo
Real Sporting DHCristian Joel; Guille, Miguel, Juanma, Pablo; Mecerreyes, Gragera, Morilla (Gaspar, min. 85) Abraham (Ferre, min. 66); Sandoval (Toquero, min. 74) y César (Yoel, min. 71)
FC Barcelona Juvenil ALazar; Mate, Mingueza, Chumi, Martí (Miranda, min. 46); Jandro, Guillem (Konrad, min. 70), Collado, Marqués; Riqui y Edgar (De Vega, min. 57)
MARCADOR1-0, min. 10, Sandoval, 1-1, min 65, Marqués, 2-1, min. 81, Ferre.
ÁRBITRORubén Ruiz (MAN). Amarillas: Pelayo Morilla (min. 58), Mecerreyes (min. 64)

El estadio Príncipe Juan Carlos acogía en la tarde de hoy uno de los encuentros más importantes de la temporada para el Juvenil A del Fútbol Club Barcelona ya que el equipo de Denis Silva tenía en su mano meterse en la final de la Copa de Campeones. Sin embargo el equipo catalán se vio superado por un buen Sporting que aprovechó sus ocasiones. 

Un primer acto con dos caras

El primer acto de la semifinal tuvo varias etapas, en las cuales cualquiera de los dos equipos pudo haber conseguido sacar mucho beneficio. Los primeros quince minutos de encuentro tuvieron un color rojiblanco muy destacado. El Real Sporting, conocedor de la importancia que ostentaba el partido, salió con las energías al máximo y rápidamente comenzaron las oleadas de ataques contra la portería del barça, con internadas de Cesar García, actuando como puñal en banda izquierda y sobretodo con un buen Sandoval como referencia en ataque creando espacios y peligro en favor de su equipo. 

Precisamente sería Sandoval quien aprovecharía un rechace para batir de forma incontestable al meta culé, Lazar, y adelantar de esa manera a un Sporting que tras el gol, decidió comenzar otro partido completamente diferente, regalando al Barcelona todo el protagonismo ofensivo. 

Cristian Joel fue uno de los baluartes hoy en el Sporting | Imagen: Archivo
Cristian Joel fue uno de los baluartes hoy en el Sporting | Imagen: Archivo

Un protagonismo que el equipo de Denis Silva no supo aprovechar pese a la multitud de ocasiones que generó durante los primeros cuarenta y cinco minutos. Ni la ambición de Riqui, que intentó todo y más para poner el empate, ni las internadas de Edgar consiguieron quebrar la seguridad defensiva del Real Sporting, que se marchó al descanso con la sensación de haber llevado su plan inicial a la perfección.

La justicia en el fútbol, son los goles

La segunda mitad comenzó con un movimiento de piezas por parte de Denis Silva, quien decidió variar a su lateral zurdo, Martí, por otro futbolista de perfil similar pero algo más ofensivo como es Miranda, con el objetivo de penetrar en la defensa asturiana con velocidad y agilidad. Sin embargo la variante no trajo demasiados resultados en el desarrollo del juego, que continuó con el guión casi calcado al que vimos durante la segunda mitad del primer tiempo. 

El Barcelona creó ocasiones durante todo el segundo tiempo. Una de las más claras llegaba casi a la hora de partido. Transición iniciada por Alex Collado que terminó con un centro rematado a bocajarro por Riqui Puig. El gol se cantaba en el Principe Juan Carlos pero el meta del Real Sporting, Cristian Joel, salvó la ocasión con una mano espectacular que permitió a su equipo conservar la ventaja en el marcador.

De nuevo el Barcelona estuvo apunto de conseguir el empate cuando no sobrepasábamos los 62' de partido, en un buen centro al que estuvo apunto de llegar Guillem pero que finalmente se perdió por línea de fondo. Y apenas un minuto después era Marqués el que intentaba llevar a la red la pelota en el punto de penalti tras una falta lateral pero la defensa rojiblanca repelió el intento. 

El propio Marqués sería el que finalmente encontraría el premio del gol de nuevo en un centro lateral que remataba a la perfección el joven futbolista del Barcelona para hacer el empate y devolver la tranquilidad al equipo catalán cuando aún no se habían cumplido los 70' de partido. 

Con las tablas en el tanteador llegaron de nuevo variaciones en ambos equipos. El Barcelona, que no cambió la idea de seguir asediando al Sporting, dio entrada a Konrad, mientras que el conjunto de Mareo decidió dar la oportunidad a tres hombres, se marcharon Abraham, César García y Sandoval para dejar lugar a tres futbolistas de un perfil más conservador como Yoel, Toquero y Ferre. 

Los cambios no dieron un vuelco al partido, sino que reforzaron hasta prácticamente el final del encuentro el guión visto hasta el momento; Un Barcelona volcado en busca de un segundo tanto que lo convirtiera en finalista y el Real Sporting agazapado deseoso de una oportunidad para poder hacer daño al conjunto de La Masia. Y precisamente esta idea del equipo sportinguista sería la que al final acabaría teniendo premio tras otro centro lateral, el enésimo en el partido, que esta vez acabaría aprovechando el filial del Sporting para hacer el segundo gol en su cuenta. Ferre remataba a la red casi con la portería vacía tras una mala actuación defensiva del Barcelona, que dejó pocos efectivos atrás debido a su afán por conseguir el gol que los clasificara para la final. 

Con el gol Ismael Piñera decidió retirar a Pelayo para dar entrada a Gaspar y oxigenar de esa manera al equipo de cara al duro final de encuentro que se avecinaba para los asturianos. 

El Barcelona intentó hasta el último minuto conseguir el tanto que diera paso a la tanda de penaltis pero el equipo azulgrana no consiguió derribar el muro creado por la defensa rojiblanca para defender su ventaja. Con el pitido final los de Denis Silva vieron como sus opciones de triplete se esfumaron en un encuentro donde pudieron imponerse con severidad pero en el cual pagaron y muy caro la poca efectividad demostrada.

 

VAVEL Logo