Resumen de la temporada 2017/2018: FC Barcelona B, la gloria entre el desastre
Carles Pérez y Marc Cardona abrazados durante el Barça B 3-1 Cádiz. Foto: Noelia Déniz, VAVEL.com

Resumen de la temporada 2017/2018: FC Barcelona B, la gloria entre el desastre

El Barça B ha tenido una temporada difícil y de mucha inestabilidad. Sin embargo, tuvieron una buena racha en la que parecía que las cosas irían bien.

mireiars99
Mireia Ruiz Serapio

El filial del FC Barcelona puso punto y final el pasado día dos de junio a una Liga que no ha terminado siendo cómo se esperaba. Pese a esas irregularidades, el equipo que todavía entrenaba Gerard López antes de ser sustituido por García Pimienta, encadenó una muy buena racha de cuatro victorias en cinco partidos, 12 puntos conseguidos de entre un total de 15.

Esa buena sintonía empezó el 21 de enero en el Tenerife 1-3 Barça B, correspondiente a la jornada número 23 del campeonato nacional. Una brillante actuación de los azulgranas que culminó con un autentico espectáculo de Carles Pérez y su hat-trick. El primer tanto fue un doble caño al defensa y al guardameta del equipo tinerfeño. Un regate al portero y con el balón solo delante de la portería fue la escena del segundo gol. En ese encuentro, el pánico cundió cuando pitaron penalti a favor del Tenerife por unas manos de Marc Cucurella dentro del área, sin embargo, el balón se fue por encima del travesaño. El tercer y último gol del Barça fue una jugada individual del mismo goleador: una vez pisó el área rival, se deshizo de la defensa que le presionaba y, como si no hubiera portero, coló el balón hasta el fondo de la red con un disparo diagonal.

La buena racha siguió en el Mini Estadi cuando se enfrentaron al Granada. Esta vez, también metieron tres dianas, pero consiguieron dejar la portería a cero. Carles Aleñá mandó un cañonazo desde fuera del área que rebotó en el palo izquierdo del portero Varas y terminó cruzando la línea de gol. Pese a los intentos del equipo andaluz, las líneas defensivas de los azulgranas jugaron mejor colocadas que nunca y, cualquier vez que la pelota conseguía pasar esos defensas, estaba Ortolá con las manos. Juan Miranda colocó el 2-0 después de un loco saque de córner lleno de balones rebotados y un posible gol fantasma anterior. Con el partido a punto de terminar, Marc Cardona puso el 3-0 después de un sprint de Carles Pérez desde la línea del medio.

A contrapronóstico, la racha seguiría a domicilio ante el Córdoba, un partido que se llevaron los culés en el minuto 93. Narváez adelantó el marcador para los locales en el 36. Fue un partido con muchas tarjetas amarillas y, aunque el Barça lo intentó, no consiguió empatar la batalla hasta el minuto 78 cuando el colegiado pitó penalti sobre Marc Cardona y Carles Aleñá se encargó de transformarlo. Los de Gerard López querían los tres puntos pesara lo que pesara y no pararon hasta conseguirlo. En el segundo minuto de descuento, el mismo Marc Cardona fue quien le dio un pase de la muerte a Matías Nahuel, goleador que hizo que los tres puntos se fueran a Barcelona.

El Alcorcón fue el responsable de que el Barça no consiguiera los 15 puntos en cinco partidos. En la jornada 25 pisaron el Mini Estadi y salieron de allí victoriosos después de un gol de Bellvís. Por parte de los azulgranas, Rivera tuvo unas cuantas oportunidades claras desde el pico del área que Castro, el guardameta del Alcorcón, consiguió bloquear.

Un doblete de Matías Nahuel devolvió la confianza a los de Gerard López para enfrentarse al Lugo. Aunque empezaron perdiendo con un gol de los locales en el 17 de partido, supieron darle la vuelta a la tortilla. Varo cometió un error que podría haberle costado el partido, al regalarle el balón a Campillo en el pico del área. El 1-1 costó en llegar. En un contragolpe, Marc Cucurella, que se estaba quedando sin profundidad, cedió el balón para Nahuel, que no decepcionó. Los futbolistas de azulgrana se vinieron arriba. El segundo gol fue posible gracias a la velocidad: Nahuel vino desde segunda línea para recibir un pase de Marc Cardona y, anticipándose al portero, consiguió que la pelota tocara la red.

Esa buena racha fue el momento de más estabilidad en el vestuario azulgrana. Con un inicio de temporada de partidos ajustados donde se perdía y se ganaba por la mínima y donde abundaban los empates, las jornadas entre la 23 y la 27 fueron un gran chute de autoestima. Después del partido del Lugo, encadenaron cuatro empates seguidos y siete partidos sin rascar ni un solo punto. El cambio de entrenador llegó tarde y García Pimienta no pudo evitar el descenso a Segunda B. Así pues, la temporada 2018/19 se prevé como llena de retos y con el objetivo principal de volver a la categoría de plata.

VAVEL Logo