Guía Atlético Malagueño: vuelta a Segunda División B una década después
Foto: Málaga CF

Guía Atlético Malagueño: vuelta a Segunda División B una década después

El Atlético Malagueño vuelve once años después a la categoría de bronce tras descender a Tercera División en la temporada 2006/07.

JaviMCF
Javier Muñoz

El filial malaguista vuelve a Segunda División B después de once largos años donde han estado en los terrenos de Tercera División. El Atlético Malagueño tratará de lograr la permanencia y absentarse en la categoría mientras le sirve de apoyo al primer equipo malaguista, que ha descendido a Segunda División.

Años para conseguir el ascenso

El Atlético Malagueño ha llegado a jugar en Segunda División durante tres temporadas, entre 2003 y 2006, cuando aún se denominaba como 'Málaga B'. La siguiente temporada al descenso a la categoría de bronce, el filial blanquiazul realizó otra pésima campaña la cual le llevó a un nuevo descenso, esta vez a Tercera. Desde entonces hasta ahora ha estado jugando en el grupo IX de Tercera División. Durante muchos años, los malaguistas han conseguido jugar play-off de ascenso, pero sin lograr subir de categoría.

En las últimas temporadas, la fase de ascenso ha marcado días negros para el Atlético Malagueño. En mayo de 2016, una derrota por 2-1 en Castalia y un empate a cero en La Rosaleda ante el Castellón, dejó al conjunto costasoleño una vez más en Tercera, sin llegar a pasar la primera ronda.

Al año siguiente, en la temporada 2016/17, el equipo por entonces dirigido por Ruano, consiguió una meritoria primera plaza en su grupo, la cual le hizo participar en la ronda de campeones en la fase de ascenso, que le haría equipo merecedor de ascenso si se ganaba la eliminatoria. El Malagueño quedaría emparejado ante la Gimnástica Segoviana, y una victoria malaguista por 1-0 en Málaga y un resultado por 4-0 en Segovia le daría el ascenso al conjunto castellanoleonés. Al ser primero de grupo tuvo una nueva oportunidad, esta vez a dos rondas, donde se le emparejó al Peña Deportiva. El filial conseguiría ganar la eliminatoria, y llegaría a la tercera y última ronda de la fase de ascenso, esta vez jugaría ante el Unión Adarve. Esta vez la eliminatoria fue en el Complejo Deportivo Vicente del Bosque, en Madrid. El partido de ida se lo llevaría el Adarve con un 2-0 a su favor. En la vuelta, ya en Málaga, el Malagueño ganaría 4-2, pero sería insuficiente debido al valor doble de los goles fuera de casa que consiguió los madrileños. Este partido quedó marcado en la mente de los canteranos malaguistas, los cuales vieron como, a falta de tres minutos de que pitasen el final del partido, el balón entraba en su portería tras un desafortunado toque de Luis Muñoz, jugador del Malagueño, que se marcaba en propia.

Ya en la temporada 2017/18, el ascenso sería más una necesidad que una opción para el filial malacitano, tras muchos años en la cuarta categoría del fútbol español. Una temporada perfecta fue la que culminó los blanquiazules, con un total de 96 puntos de 126 posibles, repartidos en 30 victorias, seis empates y seis derrotas. El Campo de la Federación Malagueña fue un fortín donde se consiguió sumar en todas las jornadas excepto en una, ante el Antequera CF en un partido que acabó con un 0-1.

Pese a los buenos resultados, Manel Ruano, entrenador del filial malaguista, fue destituido a mitad de temporada de manera desconcertante. El banquillo terminaría siendo dirigido por el panameño Dely Valdés hasta final de temporada. En la fase de ascenso, una vez más jugando la ronda de campeones de Tercera, fue emparejado ante el Yeclano Deportivo. El partido de ida, en el Campo de la Federación, terminaría con un empate a cero. Todo se decidiría en Yecla, en el estadio de la Constitución. Un empate con goles o una victoria malaguista le daría ese ansiado ascenso que se deseaba durante años. Finalmente un golazo de rabona de Ignacio Abeledo en la primera parte del partido daría a posteriori el ascenso a Segunda División B tras el final del encuentro por empate a uno. Tras once años en Tercera, el Málaga CF contaría con su filial en la categoría de bronce.

Altas y bajas

Durante el mercado estival ha habido varias salidas en el Atlético Malagueño. La más importante de ellas ha sido la de Ignacio Abeledo, máximo goleador de la pasada temporada con 19 tantos. El extremo onubense salió del equipo blanquiazul tras ser clave en el ascenso, fichando por el Nàstic de Tarragona, de Segunda División.

Ignacio Abeledo remantando | Foto: Málaga CF
Ignacio Abeledo remantando | Foto: Málaga CF

El centrocampista húngaro Maty fichó por el Diósgyöry VTK de su país natal, donde trabaja su padre como director deportivo, aunque el Málaga se guardará una opción de recompra para las próximas dos temporadas. Otras salidas han sido la de NanéManu Alemán y de Pablo Clavería, al Betis Deportivo, Real Jaén y al Fuenlabrada respectivamente. Por último, acabaron contrato con el Málaga los canteranos Jaime Moreno y Altamirano, y hasta el momento se encuentran sin equipo.

Respecto a llegadas, Joan Grasa, extremo procedente del Motril, ha sido el único fichaje para reforzar al equipo en Segunda B. Por otra parte, el venezolano Kuki Salazar vuelve tras una cesión en el Cartagena, donde ha contado con minutos en la categoría de bronce. Las demás incorporaciones han llegado del Juvenil División de Honor del Málaga CF, como son el caso de Álvaro Fernández, Alejandro Meléndez, Sergio Guerrero y Sanchidrián, donde muchos de ellos ya jugaron la pasada temporada algún partido con el filial malaguista.

Dely Valdés, el míster

El panameño Julio Dely Valdés es el entrenador que dirigirá al filial malaguista durante la próxima temporada. El exjugador del Real Oviedo y del Málaga CF, entre otros, comenzó su trayectoria en los banquillos como segundo entrenador del Málaga CF en Primera División entre 2008 y 2010. Tras esto, llegó al banquillo de la selección de Panamá, donde estuvo hasta 2013. Más tarde pasaría por el Árabe Unido y por el CD Águila, clubes de Panamá y de El Salvador respectivamente.

Finalmente llegaría de nuevo a la entidad malaguista, donde fue entrenador del Málaga Juvenil en la temporada 2016/17. En enero de 2018 llegó al cargo de entrenador del Atlético Malagueño tras la destitución de Manel Ruano. En los seis meses con el filial, conseguiría el ascenso a Segunda B, donde tendrá el objetivo de la permanencia durante esta temporada.

Dely Valdes en un entrenamiento de pretemporada | Foto: Málaga CF
Dely Valdes en un entrenamiento de pretemporada | Foto: Málaga CF

Plantilla y XI

Los jugadores que formarán la plantilla del Atlético Malagueño son los siguientes:

Porteros: Samu Casado, Kellyan y Álvaro Fernández
Defensas: Sergio Chica, Ian Soler, Juande, Abqar, Alberto López, Meléndez, Iván Rodríguez, Álex Robles y David Ramos.
Medio campo: Rodri, Deco, José Carlos, Sergio Guerrero y Luismi.
Delanteros: Harper, Joan Grasa, Santi López, Kuki y Sanchidrián.

Visto con lo que ha jugado el míster panameño en pretemporada, el XI que sacará posiblemente en liga será el siguiente: Samu Casado; Robles, Ian Soler, Chica, Alberto López; Deco, Luismi, Santi, Iván Jaime; Santi, Kuki, Joan Grasa.

Aún así, Dely Valdés cambiará continuamente de once y de convocatorias debido a que muchos de sus jugadores estarán a caballo entre el primer equipo y el filial, como es el caso de Jack Harper, Abqar, Iván Rodríguez e Ian Soler, entre otros.

Pretemporada y expectativas

La pretemporada ha acabado con un bagaje de cuatro victorias (1-3 vs Alhaurín, 0-1 vs Algeciras, 1-3 vs Alhaurino y 1-2 vs El Palo) y tres derrotas (2-1 vs Recreativo Granada, 4-2 vs Alcorcón y 1-0 vs Ciudad de Lucena).

Tras esto, llegará la hora de la verdad, y será ante el San Fernando, en la primera jornada ligera. Tras un ascenso brillante, el Atlético Malagueño con Dely Valdés a la cabeza tratará de conseguir la permanencia en la categoría de bronce como principal objetivo.

VAVEL Logo