La posesión no siempre gana partidos
Cristian Tello pelea el esférico con Ioannis Fetfatzidis | Foto: UEFA Europa League.

La posesión no siempre gana partidos

El Betis sacó un punto de la visita al Olympiacos en su estreno en Europa League, en el que dominó el esférico pero no intimidó en exceso la meta de su rival.

miguel-cristino
Miguel Cristino

Arrancar un empate de un infierno griego como es el Giorgios Karaiskakis es positivo, máxime cuando era el estreno de los verdiblancos en la segunda competición continental. Pero quizás, la conyuntura del partido fue favorable para conseguir la victoria y es posible que el punto se acabase quedando corto en cierto modo.

Posesión abrumadora...

No es una novedad que los de Quique Setién sean los protagonistas del balón, y ayer no fue diferente. De hecho, el Betis alcanzó una posesión del 74%, unos guarismos estratósfericos y que evidencian quién dominó el juego durante la mayor parte del encuentro.

Sin embargo, ser el dueño del cuero no siempre trae consigo hacerse con la victoria. Y ayer, fue una de esas veces en las que tocar y tocar no permitió al equipo sumar los tres puntos.

De esta forma, los verdiblancos dieron un total de 744 pases -92% de acierto-, siendo el equipo que encabeza esta particular clasificación de entre todos los equipos que participan en la Europa League. Estos números contrastan con los 252 que dieron los futbolistas del Olympiacos.

... Pero poco peligro de cara a puerta

Pecando de falta de verticalidad, el Betis apenas inquietó la portería defendida por Giannotis. El portero y capitán del conjunto de El Pireo intervino en cuatro ocasiones, pero ninguna de éstas le supuso excesivo peligro y, por ende, tampoco le obligaron a esforzarse.

Como ya sucediese ante el Valencia y el Alavés, los verdiblancos fueron claros dominadores del choque pero sin grandes oportunidades de gol. No por no disfrutar de varios intentos, sino porque éstos no reúnen el peligro necesario para perforar las mallas de sus rivales. Ante el Levante, en cambio, sí disfrutó de varios tiros que bien podrían haberse alojado en el fondo de las mallas.

Parece que el gol se le resiste al Betis en este inicio de campaña. Solo un tanto en cinco encuentros -el de Joaquín en el derbi- es un bagaje bastante pobre para un equipo con tantísimo potencial a nivel ofensivo. No obstante, los goles acabarán llegando a buen seguro si mantiene este estado de forma.

En cualquier caso, estas carencias en ataque de este inicio de curso se están supliendo con una notoria solidez defensiva que ya ha permitido a los verdiblancos dejar la portería a cero en cuatro enfrentamientos. Solo el Levante, en tres ocasiones, eso sí, pudo batirle.

Gran actuación de Lo Celso

Si el argentino fue titular la pasada campaña en el PSG con Unai Emery y recibió la llamada de Sampaoli para acudir al Mundial fue por algo. Lo raro es que Thomas Tuchel, actual técnico del cuadro parisino, no haya querido contar con él para esta temporada y se le haya buscado una cesión.

El juego que a Quique Setién le gusta imponer en sus equipos es idóneo para Giovani Lo Celso que, tras cuajar un buen papel el pasado domingo en los trece minutos que dispuso en Mestalla, ayer fue el jugador de campo más destacado del encuentro. Su zurda es exquisita y la sensación es que no ha tocado techo y que cuando se adapte definitivamente a sus nuevos compañeros -cabe recordar que llegó a la capital hispalense en las postrimerías del mercado estival- aportará mucho más y será clave para el entrendor cántabro.

Un jugón en mayúsculas pese a su juventud que ha visto en el Betis una de las mejores opciones para crecer como futbolista. Actualmente propiedad del PSG, si los verdiblancos finalizan en puestos europeos abonarán los 25 millones correspondientes a su cláusula de rescisión y el rosarino pasaría a pertenecer al cuadro heliopolitano a partir de la próxima temporada. Un traspaso que, viendo como está el mundo del fútbol a día de hoy, sería una ganga total.

Joel Robles, un sustituto de garantías para Pau López

Cuando al comienzo de verano Serra Ferrer ató los fichajes de Pau López y de Joel Robles todo dejaba entrever que el catalán partía por delante del ex guardameta del Everton y que, por tanto, estaba llamado a ser el portero titular del equipo. Y lo cierto es que, a día de hoy, Pau López es uno de los mejores porteros españoles. Incluso Luis Enrique ha sabido valorar sus actuaciones y no dudó en citarle para los compromisos de la selección española ante Inglaterra y Croacia.

Sin embargo, eso no excluye que Joel Robles sea un buen recambio para aquellas ocasiones en las que sea necesario. Y ayer, el getafense cuajó un sensacional encuentro en su debut en partido oficial con el club de las Trece Barras. Sin errores de enjundia -solo marró en una ocasión en la que se juntó cierto exceso de confianza y un bote extraño del balón que bien caro pudo costarle a su equipo-, Joel Robles estuvo muy acertado bajo los palos.

Es verdad que el Olympiacos mereció menos que el Betis, pero no puede obviarse que, por el contrario, el cuadro heleno creó más peligro en sus ocasiones. Joel Robles cumplió con su cometido a la perfección, haciendo hasta tres o cuatro paradas de nivel que impidieron una derrota que habría sido injusta. Entre ellas, cabe destacar su acierto en un mano a mano ante Fetfatzidis, que se había plantado solo frente al arquero.

VAVEL Logo