Osasuna y su dificultad a domicilio
Gol del R. Oviedo frente a Osasuna en Asturias. Foto: LaLiga 123

A Osasuna se le están haciendo cuesta arriba los partidos fuera de casa, no consiguen superar su dificultad. Si el club navarro no está abajo en la categoría, es por los resultados sumados en El Sadar. En total, los rojillos solo han sumado dos puntos a domicilio.

Las dos unidades conseguidas han sido frente al Zaragoza y Rayo Majadahonda. En el primero Osasuna completó un gran partido y las sensaciones fueron muy buenas. Los rojillos empezaron perdiendo, a pesar de ser superiores en todo el encuentro. Aun así no se rindieron y siguieron peleando cada balón hasta empatar. Tuvieron incluso opciones de volver con los tres puntos, y finalmente tuvieron la sensación de haber perdido dos. En Madrid el partido fue diferente. Es verdad que el club navarro jugó mejor y controló el balón, pero no tuvieron ideas ni ocasiones claras para adelantarse. Juan Villar anotó el gol para adelantar a los rojillos y con el tanto despertaron. La afición desplazada veía a un equipo diferente que se quería llevar los tres puntos, pero el Majadahonda empató y Osasuna volvió a tener la sensación de haber perdido dos unidades.

Las cuatro derrotas han sido duras para un Osasuna, que debería haber demostrado más a domicilio. Los de Arrasate empezaron la temporada de la peor manera: perdieron frente al Mallorca por la mínima. En la siguiente salida las cosas empeoraron con la derrota en Granada por 2-0. Los rojillos viajaron a Tarragona con ganas de darle la vuelta y conseguir la primera victoria a domicilio, pero volvieron igual: con una derrota por 1-0. La otra derrota rojilla fue en Asturias frente al Oviedo, que después de empezar ganando se les escapó el encuentro.

En cada partido las sensaciones han sido diferentes. En algunos encuentros como frente al Oviedo, Rayo Majadahonda y Zaragoza, la afición se fue con sensación de haber podido hacer más. En Mallorca, Granada y Tarragona, sin embargo, los rivales fueron superiores y Osasuna no estuvo en el encuentro. Todos estos resultados resumen una realidad: los rojillos no han sabido aún cumplir el objetivo fuera de casa.

A Osasuna siempre se le ha identificado por su garra, personalidad y ganas. Estas tres características no se están consiguiendo fuera de casa y la excusa no es el cambio de equipo, ya que mantienen casi todo el equipo de Diego Martínez y ese once conseguía mejores resultados a domicilio. Al equipo siempre le ha ayudado mucho la presión y empuje de la afición, pero este apoyo también lo han tenido lejos de Pamplona. Los aficionados se han desplazado hasta los diferentes estadios para apoyar al club y ha animado sin parar. Tendrán que darle la vuelta para ser el "once de Osasuna valiente y luchador" fuera de casa también.

Lillo: "Llevar la iniciativa e ir a por todas desde el minuto uno".

Lillo ha pasado por rueda de prensa y ha asegurado que en Extremadura saldrán desde el principio a por el partido: "Después de dos puntos de 18 fuera, ya toca. Debería llegar y queremos que llegue." El lateral derecho tiene esperanzas, ya que considera que el equipo ha ido de menos a más: "Parece que el equipo ha mejorado un poco como visitante en las tres últimas salidas. Estamos en una buena situación para ganar los tres puntos. Vamos con esa mentalidad y el refuerzo de haber ganado a un buen equipo como el Málaga."

No es el peor visitante de LaLiga 1|2|3, pero no anda lejos. El Córdoba es el equipo que peores resultados a conseguido fuera de casa, ya que solo ha empatado un partido y el resto ha perdido. Le siguen el Nàstic, Sporting y Osasuna con dos puntos. Los rojillos en casa han demostrado ser muy fuertes y que pueden ser candidatos a los playoffs. Si se ha logrado eso, también se podrá fuera de casa. Lo que está claro es que para estar arriba hay que sumar y no dejar escapar puntos a domicilio. Próximo objetivo: Extremadura.

VAVEL Logo