Las claves de Segunda: Natxo González, una carrera basada en el trabajo y la fe
Natxo González dando indicaciones // Liga 123

 Las claves de Segunda: Natxo González, una carrera basada en el trabajo y la fe

Aterrizó en A Coruña en el mes de junio para liderar el nuevo proyecto del Deportivo. Con el objetivo de regresar a Primera, Natxo González afronta el mayor reto de su carrera. Cuatro meses después, el técnico vitoriano tiene al Dépor en lo alto de la tabla tras un gran arranque de campeonato. 

money23marc
Marc Vázquez

Es uno de los técnicos con más prestigio en la categoría de plata del fútbol español y, a su vez, el encargado de liderar el nuevo proyecto del Deportivo, cuyo objetivo es indiscutible: el ascenso a Primera. A sus 52 años, Natxo González Saén afronta el mayor reto de su carrera. Una carrera amplia y contrastada. Del fútbol base en el País Vasco al fútbol profesional, pasando por distintas categorías en el fútbol catalán. La carrera del técnico vitoriano es el ejemplo de que el trabajo, la constancia y la fe tienen sus frutos.

Inicios en el fútbol base vasco

González comenzó su andadura en el mundo del fútbol formativo en 1986, como entrenador de las categorías inferiores del CD Ariznabarra. En el verano de 1994, Natxo llegaba a Vitoria para hacerse cargo del Juvenil ‘A’ del Deportivo Alavés. Hizo una carrera de nueve temporadas en el club vitoriano. A destacar su ascenso con el filial a la Segunda División B, algo que no había ocurrido nunca en la historia del club. 

Cataluña, tierra de ascensos para Natxo

Su primera etapa como entrenador del Reus Deportiu comenzó en el verano de 2003, como Director Deportivo del club. Al año siguiente, Natxo tomó las riendas del banquillo rojinegro para lograr el ascenso a la Segunda División B, terminando así con una larga travesía del equipo por la Tercera División.

En el verano de 2007, Joan Gaspar, el entonces presidente del Sant Andreu, confía en Natxo González para ascender al equipo a la Segunda División B tras el traumático descenso a Tercera. El Sant Andreu de Natxo demostró ser un conjunto muy fiable, sólido y con una gran ambición a su vez. Éste terminó logrando el ascenso a la categoría de bronce del fútbol español el 15 de junio de 2008. En los dos cursos siguientes, rozaría el ascenso a la Segunda División cayendo en las eliminatorias de play-off.

Nacho dirigiendo al Reus // LaLiga 1|2|3
Nacho dirigiendo al Reus // LaLiga 1|2|3

Matrícula de honor en la 2ºB

Entre el final de su etapa en el Sant Andreu y el inicio de una nueva como entrenador del Deportivo Alavés, estuvo un año alejado del verde. Un año después de tomar el mando del conjunto vitoriano, Natxo González lograba el ascenso a la Segunda División quedando campeón de la categoría. Su debut en Segunda no sería el deseado, siendo cesado a principios de diciembre debido a una primera vuelta muy pobre por parte de su equipo.

Su cese del Alavés sirvió para que Natxo volviese a un club por el que siente un cariño especial, el Reus Deportivo. En su segunda etapa como técnico rojinegro, lograría un ascenso histórico: el Reus ascendía a la Segunda División por primera vez en su historia. Con este logro, González obtenía su matrícula de honor particular en la 2ºB, mejorando así su caché como entrenador.

Asentamiento en Segunda y confirmación de un estilo

El Reus Deportiu debutaba en Segunda con el objetivo de obtener una permanencia que le supusiera la confirmación de su proyecto. A su vez, Natxo González buscaría confirmarse como técnico y asentarse en Segunda. La temporada fue brillante por parte de ambos y concluyó con el conjunto catalán en 11º posición a ocho puntos del descenso y a otros ocho de las posiciones que acceden a la promoción de ascenso. Tras un curso sobresaliente, el técnico vitoriano confirmaba su marcha rumbo a Zaragoza.

El Real Zaragoza sería un testigo de primera mano de la confirmación del ‘estilo Natxo’. Una propuesta ambiciosa y atractiva que apostaba por una presión alta en campo rival, un mediocampo formado por cuatro hombres en rombo y unos laterales actuando como extremos, entre otras cosas. Pese a no lograr el deseado ascenso, el trabajo de Natxo en el conjunto maño fue excelente, algo que le abriría las puertas del Deportivo de La Coruña.

Nacho González entrenando al Zaragoza // LaLiga 1|2|3
Nacho González entrenando al Zaragoza // LaLiga 1|2|3

El proyecto de Natxo González y Carmelo del Pozo

El tándem Natxo-Carmelo ha resultado ser una de las mejores direcciones deportivas de la categoría. Dos hombres cuya experiencia en el fútbol español goza de un amplio bagaje. La confección de una nueva plantilla es siempre algo complicado, pero si además esta confección se debe hacer en un equipo que acaba de descender, la dificultad es doble. Pese a ello, el Deportivo dispone de una de las mejores plantillas de la categoría, sino la mejor. Jugadores de diferentes perfiles: algunos con mucha experiencia, otros con ganas de crecer y mejorar, y otros son apuestas personales por parte de Carmelo del Pozo. El gran inicio de liga del Dépor ha hecho que esta plantilla se convierta en un grupo unido, fuerte y que lucha cada punto hasta el último minuto.

El ‘estilo Natxo’

Los equipos dirigidos por Natxo González son fácilmente reconocibles. Son conjuntos que apuestan por un fútbol ambicioso, atractivo y de ataque pero que, a su vez, ejercen una defensa muy solidaria y una gran presión. El 4-4-2 con un rombo en el centro del campo es el esquema del que Natxo parte en la mayoría de sus equipos. En ese esquema, los laterales asumen la función de atacantes y el mediocampo es el núcleo de todo el juego. El objetivo con esta propuesta está claro: dirigir y controlar el juego juntando al mayor número de jugadores posibles por el medio. El balón aéreo también adquiere una gran importancia en el ‘estilo Natxo’. Tanto en la estrategia ofensiva como defensiva. En el Deportivo este estilo ya ha hecho mella y la plantilla parece haberlo asimilado desde el primer día de trabajo.

Nacho ordenando a los suyos desde el área técnica // LaLiga 123
Nacho ordenando a los suyos desde el área técnica // LaLiga 123

El día en que Guardiola acudió a Natxo

En verano de 2008, cuando ya se había anunciado que Pep Guardiola sería el próximo entrenador del FC Barcelona, el entrenador catalán acudió a Natxo González para consultarle ciertas dudas que tenía, sobre todo en el aspecto defensivo del juego. Guardiola había quedado maravillado por el nivel defensivo del Sant Andreu esa temporada y decidió hablar con su artífice, Natxo. Fruto de esa consulta nace una buena amistad entre ambos entrenadores. Una amistad que, a día de hoy, todavía perdura. El técnico vitoriano desveló hace poco que cuando éste pasaba por un mal momento profesional, Guardiola no tuvo reparo en escribirle una carta de recomendación a su compañero.

El Dépor de Natxo

El Deportivo vive un momento dulce. Con apenas una derrota en lo que va de competición, el conjunto gallego se sitúa en la zona noble de la tabla. Una plantilla que cree en el mensaje de su entrenador y que es capaz de ejecutar su propuesta a la perfección. La gran presión que ejerce el equipo, el mediocampo situado en forma de rombo o la salida de balón desde atrás son una de las claves de este Deportivo. Jugadores como Quique, Carlos Fernández, Carles Gil o Edu Expósito se nutren de esta propuesta para mostrar su mejor versión como jugadores. Además, las continuas rotaciones que ejerce el técnico provocan que la totalidad de la plantilla esté comprometida con el proyecto.

Aunque todavía queden dos tercios de liga, los números son propios de un ascenso. En Riazor, el Deportivo lo ha ganado todo exceptuando un empate contra el Málaga. Estos números y el atractivo juego del equipo, hacen que el aficionado deportivista confíe en el esquema de Natxo tanto como lo hacen sus jugadores.

VAVEL Logo