En casa de Herrera, cuchillo de palo
Paco Herrera da instrucciones a sus jugadores durante el desarrollo de un partido. | Imagen: U. D. Las Palmas.

En casa de Herrera, cuchillo de palo

Las Unión Deportiva Las Palmas es el único de los tres descendidos que no está dando la talla.

vavel-oviedo
Vavel Oviedo

Aunque con el playoff a tiro, siendo este un objetivo que en las islas se debería considerar como mínimo, la Unión Deportiva Las Palmas no está cosechando los resultados que ni afición ni junta directiva deseaban.

Eso que se suele decir de: "entrenador nuevo, victoria segura", no se cumplió en el último partido de los pío-pío en LaLiga 1|2|3. Los amarillos sucumbieron ante un equipo con el que comparten colores, el Cádiz. Paco Herrera, que, como antes mencionábamos, debutaba -o redebutaba, mejor dicho- con el equipo grancanario, no logró dar con la tecla y un Cádiz en racha le pasó absolutamente por encima, redondeando la noche con un 4-1 en el descuento.

Paco Herrera se saluda con Álvaro Cervera antes del inicio del Cádiz - Las Palmas.
Paco Herrera se saluda con Álvaro Cervera antes del inicio del Cádiz - Las Palmas.
Imagen: LaLiga 1|2|3​​​​

Pero el insuficiente trabajo de los canarios no recae sólo sobre las espaldas del entrenador ex del Sporting, sino también sobre el trabajo realizado bajo la responsabilidad de Manolo Jiménez. La Junta Directiva, no dio continuidad a su proyecto tras cuatro partidos sin ganar... ¡pero también sin perder!

Exacto, cuatro empates, o lo que es lo mismo, cuatro puntos de doce posibles le abrieron la puerta de salida al técnico sevillano y la de llegada al catalán. Podemos considerar que el despido de Jiménez fue imprudente y sobre todo apresurado, ya que de los cuatro encuentros que finalizaron en tablas, tres fueron contra equipos de la zona alta de la tabla, tales como Mallorca (6º), Deportivo (2º) y Granada (3º, con el ascenso directo a tiro).

Pero independientemente del modo en que cesaron al técnico andaluz y a sabiendas de que no se puede volver atrás, Las Palmas recibe al Real Oviedo en una mala dinámica, ya que la derrota en la tacita de plata, sumada a los cuatro empates consecutivos hacen que el momento de la temporada por el que pasa el conjunto isleño se haya convertido en la segunda peor racha de la liga en los últimos cinco partidos, sólo superada por la de un insolvente Reus.

Los amarillos, que todavía no han jugado en casa bajo la supervisión de Paco Herrera, llegan empatados al choque con el conjunto carbayón, y entre sus armas tienen a un viejo conocido de Primera División como Rubén Castro, que se encuentra, actualmente, entre los máximos goleadores de la categoría, con ocho tantos en su casillero.

Además del ex del Betis, Herrera tiene a su disposición a futbolistas de renombre para la categoría en que nos encontramos, como Raúl Fernández, el guardameta, Tana, Javi Castellano, Lemos, Mantovani, de la Bella o Sergio Araújo, que le brindó a los pío-pío el último ascenso a Primera.

El encuentro será reñido y disputado, teniendo en cuenta que, a pesar de la baja puntuación de Las Palmas en sus últimos cinco partidos, su racha se puede interpretar también de forma positiva, y es que de los últimos cinco partidos, tan sólo ha perdido uno. El Real Oviedo tratará, por su parte, de alargar la caída en picado amarilla y matar dos pájaros de un tiro consiguiendo su tercera victoria consecutiva, que le permitiría aventajar a los de Herrera en tres unidades.

VAVEL Logo