Ontiveros reactivador, Ricca ejecutor
Foto:  www.laliga.es

Ontiveros reactivador, Ricca ejecutor

El marbellí, tras salir en la segunda mitad, empujó al equipo hacia la victoria con la intensidad mostrada

jorgeg
Jorge Gómez

Alineaciones:

Málaga CF: Munir, Cifu (Lomban, min.90), Diego González, Pau Torres, Ricca, N´Diaye, Adrián, Juanpi (Ontiveros, min.65), Pacheco (Renato Santos, min.89), Harper y Leschuk.

Cádiz CF: Cifuentes, Rober Correa, S.Sánchez (Kecojevic, min.61), M.Mauro, B.Oliván (Aketxe, min.80), Garrido, Jose Mari, Alex, Manu Vallejo, Jairo y Lekic (Carrillo, min.63).

Colegiado:

Trujillo Suárez (SPA).Mostró tarjeta amarilla a Pau Torrés (min.26), Jose Mari (min.41), Juanpi (min.44), Sergio Sánchez (min.45), Brian Oliván (min.54) y N´Diaye (min.62)  

Incidencias:

Partido correspondiente a la jornada 18 de la Liga 1|2|3 en el Estadio de La Rosaleda ante  unos 17.000 espectadores. 

 

Otra vez desde el banquillo, Ontiveros ofreció nuevamente sus virtudes. Es cierto que desde el inicio de la segunda mitad el equipo salió con empuje y la afición se volcó con los suyos, pero el marbellí fue el revulsivo definitivo para contagiar al equipo y convencerlo para lograr la victoria. Ricca, capitán del equipo, fue el ejecutor con el gol logrado. Totalmente merecido para el uruguayo, premio a su constancia.

En una noche fría en la capital costasoleña, se enfrentaban dos equipos con aspiraciones a luchar por las plazas de ascenso directo que actualmente ocupan tanto Granada como Alcorcón. En el equipo local, Muñiz nuevamente contó con el mismo once inicial de la pasada jornada, por lo que nuevamente Ontiveros, jugador desequilibrante para el equipo, empezó en el banquillo. Enfrente el Cádiz, con siete victorias seguidas en liga, en un excelente estado de forma.

Penalti no pitado a favor de los visitantes

Los primeros veinte minutos de partido transcurrieron con mayor posesión del esférico para el equipo local pero en las áreas no aconteció peligro alguno, ni para los blanquiazules ni para los amarillos. Los porteros se mantuvieron como espectadores del juego que se desarrollaba sobre el césped de La Rosaleda. El equipo cadista se mantenía firme en defensa y a veces intentaba por las bandas aproximarse al área rival, aunque sin éxito. Y en el minuto 29 llegó la primera y más clara ocasión del equipo local en la primera parte: centro por la banda derecha por parte de Juanpi, fallo defensivo del equipo visitante en el marcaje y Leschuk solo en área pequeña, de espalda a portería, peinó el balón pero en el lugar donde estaba el portero visitante que pudo despejar el peligro. Nueva ocasión clara fallada por Leschuk, que acumula muchas ocasiones desperdiciadas de gol en diversas jornadas de liga como ante el Granada, Extremadura o ésta ante el Cádiz.

En el minuto 42 llegó la polémica del partido, tras un ataque del equipo gaditano el jugador Álex Fernández realizó un fuerte disparo a puerta siendo ocasión manifiesta de gol y el defensa local Pau tapó el lanzamiento con el codo. La pena máxima fue clara, pero el árbitro no lo estimó oportuno ante las protestas aireadas de los jugadores visitantes tanto al árbitro como al asistente. Con ello, acabó la primera parte, donde el marcador permanecía 0-0.

Ímpetu local magnificado en Ontiveros

La segunda parte empezó con mayor mordiente del equipo local, donde se hizo con la posesión del balón y en el minuto 49 el centrocampista Pacheco desde fuera del área realizó un fuerte disparo que salió ligeramente desviado por el palo derecho del portero visitante. La afición empujaba al equipo malaguista y en el minuto 51, tras lanzamiento de Juanpi y gran parada de Cifuentes, el rechace lo recogía Harper que marcó pero el árbitro lo anuló tras posición de claro fuera de juego. Eran los mejores minutos de los locales en todo el encuentro; nuevamente en una jugada en área visitante efectuó un fuerte disparo Pacheco que se fue desviado.

El partido poco a poco se fue equilibrando, el Cádiz intentaba salir al ataque con algunas contras esporádicas. Con este panorama, el entrenador local decidió cambiar a Juanpi por Ontiveros y esta decisión sería clave en el partido. El marbellí contagió al equipo con sus anticipaciones defensivas, desborde por banda, intensidad y un lanzamiento a portería....que acabaría en córner tras despejar el guardameta. En el minuto 68 llegó el delirio de la afición local, saca desde la esquina Pacheco y tras despeje del equipo visitante el balón fue a Harper que, tras centrar al área, Ricca remató con el pie al palo cruzado y el balón entró lentamente por el palo derecho del guardameta visitante. Era el 1-0 en el marcador.

A partir de aquí el  Málaga no se encerró, pero con la ventaja en el marcador tuvo mayor rigor defensivo. Aún así el equipo visitante, en el minuto 82, gozó de una falta a favor por la banda izquierda que sacó al primer palo y Carrillo de cabeza sin oposición alguna remató fuera cerca del palo derecho de la portería de Munir, ocasión desperdiciada por el equipo visitante. A pesar de la insistencia en los minutos finales de los amarillos, el Málaga CF supo mantener el marcador y volver a lograr los tres puntos en su feudo después de la derrota encajada ante el Granada.

El equipo acaba el viernes como líder de la categoría a la espera de que se juegue el resto de los partidos de la jornada. Una inyección de moral para el equipo local tras ganar a un rival directo de la zona alta y cortar a su vez la racha de victorias seguidas que llevaba el equipo cadista.

VAVEL Logo