El Rayo Vallecano se gana el Roscón de Reyes
Jugadores del Rayo Vallecano antes del penalti | Fotografía: Rayo Vallecano S.A.D

El Rayo Vallecano se gana el Roscón de Reyes

El conjunto franjirrojo comenzó el año con una victoria fuera de casa que le deja a un punto de la salvación.

martin-tincho
Martín Zamora

Volvió LaLiga después del parón navideño, a excepción del Villarreal-Real Madrid aplazado por el Mundialito de Clubes de los blancos, lo hizo de la mejor manera posible para el Rayo Vallecano. El equipo de Míchel llegaba al José Zorrilla con la intención de empezar el 2019 de la misma manera en la que terminó el 2018, con una victoria. Y así sucedió. En un partido, no muy vistoso para el aficionado al fútbol pero, tácticamente perfecto del equipo de Vallecas, los franjirrojos se impusieron por la mínima ante un Valladolid superior, pero falto de acierto.

El encuentro comenzó con un ritmo frenético. Tanto es así que a los 27 segundos ya mandaba el Rayo en el marcador. Un incontenible Medrán robaría un balón en el mediocampo que, tras una jugada colectiva y su rápida intervención en el ataque, supondría a la postre el único tanto del partido.

Dimitrievski se convirtió en el hombre del partido tras sus múltiples paradas y su penalti detenido en el minuto 88

El Valladolid no se achantó, al contrario, asumió su rol de local e intentó llevar el control del partido, para así darle la vuelta al marcador; pero no lo consiguió. En cada ataque de los pucelanos se encontraban con un sólido Rayo Vallecano que esperó atrás durante todo el encuentro para llevarse el gato al agua.

Aún con la colocación de la defensa franjirroja, el Valladolid fue capaz de ir encontrando huecos, sobre todo a partir de las botas de Keko, que les darían claras ocasiones a los locales de poder empatar el partido, sin ningún éxito. Fue aquí cuando apareció la figura de Dimitrievski. El arquero del Rayo sacó de quicio al jugador vallisoletano tras sacarle un remate a bocajarro que ya cantaban en Pucela. No satisfecho con el trabajo realizado, y tras otra fantástica jugada personal, Dimitrievski salvaría a su equipo de nuevo ya en la segunda mitad.

El tanto conseguido por Medrán a los 27 segundos es el más rápido en lo que se ha disputado de Liga

El macedonio fue sin duda el hombre del partido ya que, a pesar de las providenciales paradas realizadas durante el encuentro, sería en el minuto 88 donde se elevaría a la categoría de Rey Mago deteniendo un penalti a Míchel Herrero. El partido acabaría ahí pues, aún con tiempo para una última contra del Rayo, Álvaro García desperdiciaría una clara ocasión prácticamente a puerta vacía.

Con la portería a cero y Míchel contento con el trabajo de su grupo, el Rayo daría un paso adelante en su objetivo por la salvación, la cual ve cada vez más cerca.

VAVEL Logo
CHAT