El Rayo niega la entrada a un aficionado
Aficionados de la Real Sociedad en las gradas del Estadio de Vallecas. Fotografía: La Liga

El Rayo niega la entrada a un aficionado

Carlos Rodrigo es un aficionado que intentó entrar al Estadio de Vallecas para presenciar el Rayo Vallecano – Real Sociedad, pero no lo logró.

viviana
viviana vega

Carlos Rodrigo tiene 36 años, es entrenador de fútbol, y gracias a él se cambio una normativa de la Federación Española, que impedía a las personas en silla de ruedas. Logró conseguir gracias a la fundación, Change.org, 75 mil firmas. Consiguiendo que la normativa se cambiara.

Él tiene una amiotrofia muscular espinal, que es una enfermedad degenerativa que se manifiesta por una pérdida progresiva de la fuerza muscular. Esto ocurre debido a la afectación de las neuronas motoras de la médula espinal, que hace que el impulso nervioso no se pueda transmitir correctamente a los músculos y que éstos se atrofien. A Carlos se lo diagnosticaron cuando era pequeño, pero esto nunca fue un impedimento para realizar sus propósitos.

Carlos siempre fue aficionado al fútbol, y desde niño fue acompañado por su padre y abuelo, a los partidos en el Vicente Calderón. Pasó por un momento de decepción en el deporte, pero la ilusión aparentemente perdida volvió cuando vio un partido de la liga femenina. Según él, el deporte es estado puro. Una de las grandes ilusiones es que la Liga Iberdrola y también otras categorías, tengan las mismas oportunidades que los equipos masculinos.

Hace poco en una entrevista al medio El país, Carlos declaró: “Sueño con estar en todos los banquillos femeninos de España; sueño con viajar por todo el mundo con equipos femeninos; por soñar, sueño con ganar la Champions femenina con la Real Sociedad o con el Rayo Vallecano."

En la actualidad está estudiando para ser entrenador con licencia Pro. Es habitual en los partidos del Rayo Femenino.

Lamentablemente el último fin de semana a Carlos no se le brindaron las facilidades para ver el partido debido a que el Rayo, no vendía entrada para discapacitados. Aunque en todo momento Antonio Castilla, quien es el presidente de la asociación a quien el equipo madrileño cede los pases para discapacitados y máximo mandatorio de la Federación de Peñas, intentó ayudar a Carlos y sus acompañantes, aunque no se logró que entraran al partido.

VAVEL Logo