Muñiz busca la unión, el optimismo y convertir La Rosaleda en un
fortín
Muñiz durante la rueda de prensa de hoy | Foto: MálagaCF.com

Muñiz busca la unión, el optimismo y convertir La Rosaleda en un fortín

El técnico blanquiazul pasó por rueda de prensa previa al partido del domingo ante Las Palmas, donde ha hablado sobre el próximo rival, el ambiente que rodea al equipo, la asistencia a La Rosaleda, la situación de algunos jugadores y donde lanzó un mensaje de optimismo a la afición.

javier-j_-ballesteros
Javier J. Ballesteros

Que no iba a ser un paseo militar el volver a primera división, es algo que para todos los aficionados malaguistas era de sobra conocido. Pero quizás un buen arranque de competición y la buena suerte que acompañó en las primeras jornadas pudo hacer pensar a los seguidores blanquiazules que esto podía ser coser y cantar. Pero la derrota ante un desahuciado Reus CF., los malos horarios, ciertos resultados junto a la mala climatología y la crítica al juego del Málaga, ha creado un ambiente alrededor del equipo algo negativo, donde la asistencia al estadio de Martiricos no supera los 15.000 espectadores y donde la opinión de la afición hacia un futuro ascenso parece estar en duda.

Ante todo esto, Juan Ramón López Muñiz pasaba hoy por rueda de prensa, como suele ser habitual previo a cada partido, para tratar los temas de actualidad del conjunto malacitano no pudiendo ser ajeno a todo lo que rodea al equipo. El técnico asturiano hizo un análisis de la realidad del club, desde que el equipo dio con sus huesos en segunda división y toda la incertidumbre que se generó sobre el club, el buen inicio de competición y las dificultades que se han ido encontrando a lo largo de una muy difícil temporada en segunda división donde no siempre se puede jugar bien y donde le objetivo si o si es ganar: "Cuando terminamos la temporada pasada o empezamos esta temporada se decía ‘este equipo no se va a poder hacer’, ‘no hay entrenador’, ‘no hay director deportivo’, ‘el equipo va a ir a una zona que va a desaparecer’, ‘de Segunda B’, etc. Oí cosas que asustan porque parecía que no estabas hablando del Málaga CF. Nuestra primera final fue en Lugo y al ganar los cuatro o cinco partidos siguientes todo se estabilizó y nos pusimos en el lado contrario: en la euforia. Hay que ser conscientes de que la Segunda es muy difícil, que es mucho más fácil bajar que subir, que no hay equipo mejor que otro. Los equipos que están arriba compiten bien. ¿Juegan bien? Bueno, a veces sí a veces no, pero compiten siempre muy bien y entre esos equipos que están ahí arriba y compiten bien está el Málaga CF y, a partir de ahí, tenemos que ser conscientes de que lo que nos queda por delante es difícil y duro".

Ante las últimas pobres entradas de la afición malaguista en cada partido del Málaga en La Rosaleda, Muñiz ha querido hacer hincapié en los partidos claves que están por llegar en esta segunda vuelta donde la afición va a ser clave y donde además de que el equipo lo va a dar todo y conseguir que el estadio de Martiricos sea un Fortín para apoyar el equipo: "Tenemos que ser conscientes de que aquí al final de liga van quedando menos partidos, pero todavía es mucho lo que queda por delante. Tenemos que ser conscientes de que va a haber partidos importantes en este tramo de liga y ahí es donde pedimos un poco el apoyo de la afición. Necesitamos que haya una unión tremenda y que La Rosaleda sea un estadio fuerte, un estadio difícil para el rival, un estadio complicado y que el jugador se sienta en un ambiente cómodo. En un ambiente de ánimo, de apoyo, no en un ambiente de crispación. A nosotros no nos va a quedar por honradez, por trabajo, por exigencia en nuestro día a día ni por horas. Sabemos que para conseguir lo que necesitamos, La Rosaleda tiene que ser un estadio fuerte en el tramo final de Liga ante un buen equipo. Esperamos estar al nivel y que La Rosaleda sea un verdadero fortín apoyando al equipo en los momentos buenos y en los no tan buenos”.

Además el entrenador, quiso llamar al optimismo para disipar la nube de dudas que envuelve al conjunto de la Costa del Sol y atraer un ambiente positivo tanto de la afición, como de apelar a seguir trabajando por parte del equipo para enganchar a la afición y saber que todo no es malo: "No podemos generar ni confusión, ni que pase algo extraño cuando el equipo va primero, equiparándonos al nivel del resto de equipos que dan por hecho que estarán en ‘playoff’. Creo que hay más optimismo en equipos que van en mitad de la tabla, que en nosotros que el otro día íbamos ganando 1-0 para ponernos líderes y había un ambiente difícil de conseguir sacar ese resultado. Ahí es donde pedimos esa ayuda. Somos conscientes de que nosotros somos los primeros que tenemos que enganchar a la afición en ciertos momentos. Hay que ser un poco más optimistas, tenemos que ver las cosas más claras sabiendo de la dificultad. No todo lo que pasa es malo. Hay que darle cierta normalidad a todo, ni todo es blanco ni todo es negro". Lo que tiene claro Muñiz que hay que ser optimistas y enganchar a la afición porque todos los rivales son duros, donde el equipo pasará por varias etapas a lo largo del partido y donde tiene claro que van a sufrir y el que piense lo contrario está equivocado: "Muchas veces no somos conscientes de que el equipo rival juega y que el rival es igual que tú, a veces es peor y a veces es mejor. A lo largo del partido, el equipo pudo sentenciar y a veces no lo haces y llegas a los últimos minutos y vas a sufrir. Si pensamos que vamos a ganar los partidos sin sufrir, estamos muy equivocados. Si pensamos que cuando nos dominan o el rival pase de medio campo es que el equipo está haciendo alguna cosa mal, estamos muy equivocados. Lo que se trata es de tener acierto, a veces para sentenciar el partido o para intentar conservar el resultado".

Sobre la UD. Las Palmas, Muñiz sabe que es un equipo confeccionado para estar en lo alto de la clasificación y que a pesar de estar más abajo tienen buenos jugadores, sabe que el equipo canario acabará estando en la parte alta. Además valora la importancia de ganar, ya que el equipo que se lleve el partido va a dar un golpe en la mesa: "Es un equipo confeccionado para estar en lo más alto posible. Cuando lees la prensa de las ciudades, ves que es uno de los equipos más fuertes de la categoría. Tiene jugadores importantes, tiene muchas cosas que hacen prever que va a estar en la parte alta de la clasificación. El equipo que gane va a tener un espaldarazo importante. Son tres puntos importantes, tengo unas ganas de domingo de la muerte. Estoy motivado".

En relación a los últimos acontecimientos o declaraciones de algunos jugadores, Muñiz habló sobre ello. En relación a las declaraciones de Javi Ontiveros donde dijo que quería ser titular y no el revulsivo, el técnico lo tiene claro que donde debe hablar es en el campo, comenzando por ganárselo en cada entrenamiento, trabajando y no hablando: "Si quiere hablar conmigo, me llama. La titularidad se gana. Si yo fuera jugador, mi exigencia sería salir 15 minutos y ayudar al equipo. Ahí es donde tengo que empezar a hablar, veremos a ver si en los entrenamientos se lo gana. Los 22 jugadores que han entrenado hoy, pueden serlo. Cuando salga, me voy a preocupar de ser el mejor. En el cuerpo técnico no somos tontos. El puesto se gana currando, no hablando. A partir de ahí, gana cualquiera. A veces, para hacer la convocatoria dejo fuera a gente que puede estar dentro. Me gusta ver mucho y oír poco". También sobre las manifestaciones del delantero de origen escocés Jack Harper y sobre que le gustaría que se le valorase desde el club, el entrenador cree que esos asuntos se deben tratar dentro del club y no en entrevistas con la prensa: "Harper está haciendo una gran labor y no tengo nada que reprocharle. Empezó a muy buen ritmo. Lo que le ocurra a él no se tiene que hablar con los medios, sino en los despachos. Lo de mandar mensajes en prensa no lo veo".

Sobre el desaparecido Boulahroud y sus problemas burocráticos, Muñiz dijo desconocer cuando volvería y que de haber tenido conocimiento de los problemas con los papeles, lo habrían solucionado en junio: "Nos dijeron que se iba cuando dimos descanso y volvía al día siguiente. No sé cuando va a volver. Si lo llego a saber, ese papel lo hubiese solucionado en junio. Ahora es ese papel el que no le permite volver. Ni yo, ni él ni, ni el resto del cuerpo técnico sabemos cuándo va a poder regresar". También se le interrogó sobre la oferta que se rechazó en el último día de mercado por Diego González, manifestando Muñiz desconocer el equipo y agradece al jugador continuar en el proyecto: "No sabía el equipo, ni lo tengo por qué saber. Me gusta que haya jugadores que se quedan en el Málaga. Venir y no marchar es muy fácil. Tenemos por delante grande retos y se lo agradezco". No desaprovechó la ocasión por último de confirmar que Iván Alejo, una de las últimas incorporaciones del mercado invernal, está listo para el próximo partido.

VAVEL Logo