Análisis del Atlético de Madrid, un hueso duro de roer en el Metropolitano
Benzema rodeado de jugadores rojiblancos | Foto: Realmadrid.com

Análisis del Atlético de Madrid, un hueso duro de roer en el Metropolitano

Mañana sábado a las 16:15 horas, se verán las caras Atlético de Madrid y Real Madrid en el Wanda Metropolitano en el mejor duelo de la jornada.

ivan-manzano-granjo
Iván Manzano Granjo

El Atlético de Madrid llega al derbi con muchas dudas y es que la derrota del pasado domingo en el Villamarín, y los muchos lesionados, hacen que no esté siendo el mejor momento de los rojiblancos desde que Simeone está al mando. El “Cholo” se está viendo más cuestionado que nunca esta temporada, y es que, a pesar de que está segundo en Liga a seis puntos del líder y por delante del Real Madrid, la eliminación copera frente al Girona, y la clasificación como segundo de grupo en Champions League. Sumado a que se está viendo a unos de los peores Real Madrid y Barcelona en lo que a regularidad se refiere, hacían tener unas expectativas mucho mayores a los aficionados que lo visto hasta el momento.

El pase en Champions primera complicación de la temporada

El conjunto colchonero se ha visto mucho más irregular esta temporada, además estos jugadores y sobre todo Simeone, han acostumbrado a la afición a la excelencia, por lo que los resultados hasta la fecha son mucho peores de lo esperado, principalmente en Champions, dónde esa segunda plaza en el grupo y el posterior sorteo ha hecho que el rival en octavos sea un obstáculo muy duro, la Juventus de Turín de Cristiano Ronaldo. Encima, esta temporada, con la final en el Metropolitano, se esperaba la mejor versión del equipo posible en Europa. Las lesiones han sido el principal problema para el cuerpo técnico, pues ahora mismo se encuentran en la enfermería: Saúl, Koke, Savic y Diego Costa, más Godín que continua con pequeñas molestias, aunque el uruguayo ha entrenado con el grupo y se espera que esté sobre el césped.

Otro problema sumado a las lesiones es que no es fácil adaptarse al sistema de juego y a las ideas de Simeone, jugadores como Lemar no están dando su mejor versión, y otros como Arias y Kalinic han tardado en adaptarse y en empezar a aparecer con frecuencia en el equipo. Al croata se le complica ahora su participación con la llegada del exmadridista Morata, el cuál es la esperanza para solucionar los problemas de gol y que ayude a liberarse a Griezmann, el cual parece muy sólo en la parte ofensiva. El que sí está funcionando muy bien de las nuevas incorporaciones es Rodrigo, el madrileño se ha vuelto el líder del centro del campo, y con las bajas de Koke y Saúl se ha visto obligado a participar más aún en la parte de creación del juego. De hecho, el mediocentro está teniendo una mayor participación goleadora de lo esperado de un jugador de corte más defensivo.

Invictos en casa, un desastre como visitantes

Los rojiblancos se muestran mucho más seguros como locales que como visitantes. En los once partidos ligueros disputados en el Metropolitano hasta el momento, han obtenido nueve victorias y dos empates, uno de ellos frente al líder, el F.C. Barcelona, y el otro ante uno de los equipos revelación de esta liga, el Éibar. Además, solo han recibido cuatro goles y han marcado un total de 19. Sin embargo, es cómo visitante donde se les están escapando los puntos, con un total de dos derrotas, seis empates y tan sólo, tres victorias. Por suerte para los de la rivera del Manzanares, el derbi de mañana se disputa en su estadio.

El Atlético de Madrid con Simeone siempre ha estado jugando con un sistema de 1-4-4-2, con interiores en vez de extremos, para dar una importante participación ofensiva a sus laterales. Con la llegada de Griezmann, el francés juega con mayor libertad, tratando de aparecer por las diferentes zonas de peligro, mientras que el otro delantero, más fijo, se dedica a pelear con ambos centrales (habitualmente Costa, aunque ahora le toca desempeñar esa función a Morata). Este año con la incorporación de Rodri, y el planteamiento de la mayoría de los equipos, que saben que el Atlético sufre más con balón que sin él. Se han visto obligados a tener más posesión y a desarrollar un ataque más en estático, pero no están consiguiendo adaptarse del todo a esta forma de jugar.

El estilo ofensivo de los blancos le sienta mejor al Atlético de Madrid

Por otro lado, mañana se encontrarán en frente a un equipo como el Real Madrid, más ofensivo que muchos de los otros equipos de la liga, y uno de los rivales que mejor se le dan al Atlético de Madrid (en liga), y es que, a pesar de que el Madrid se ha acabado llevando los grandes duelos (finales y eliminatorias de Champions). Los de Simeone han igualado mucho las fuerzas y tienen mejores resultados en los enfrentamientos ligueros en los últimos años. Aunque mañana veremos a un Madrid muy diferente al de los últimos años, y es que Solari, también parece ser de la escuela del Cholo, para él también es muy importante la intensidad y el nivel defensivo y no le importa prescindir un poco de la posesión. Eso sí, los madridistas se siguen encontrando más cómodos con la posesión que sin ella.

En cuanto a los onces, hay muchas dudas en ambos bandos, en el del Atleti por las lesiones, y en el del Madrid, por lo apretado del calendario. Ambos tienen muchos recursos en sus plantillas y habrá que esperar a mañana para ver que es lo que deciden ambos conjuntos. Por el momento, y con lo expuesto hasta aquí, sólo nos queda decir que el de mañana será un duelo muy igualado que se acabará llevando el equipo que logre dejar atrás esos pequeños errores que les vienen condenando a ambos en lo que llevamos de competición.

VAVEL Logo