El Real Valladolid cae frente a un Valencia de Champions
Los aficionados del Real Valladolid, agradecidos a su afición. Fotografia: LaLiga Santander

El Real Valladolid cae frente a un Valencia de Champions

El Valencia se impuso en su último partido de liga, que disfrutó del partido y quiso sorprender al conjunto ché con una buena salida, aunque sin éxito, para asegurar su participación en la Liga de Campeones la próxima temporada, lo que aumentó el ambiente festivo vivido en el José Zorrilla.

mariona
Mariona Sanchez
Real ValladolidYoel; Antoñito, Kiko Olivas, Joaquín, Moi; Keko (Enes Ünal, 74'), Borja (Calero, 83'), Alcaraz (Míchel, 66'), Toni Villa; Verde y Duje Cop.
valencia cfDoménech; Wass, Paulista, Diakhaby, Gayà; Soler, Parejo, Coquelin (Kondogbia, 59'), Guedes; Rodrigo (Gameiro, 63') y Santi Mina (Ferrán, 68').
MARCADOR0-1, min. 36, Carlos Soler (36'). 0-2, min. 52, Rodrigo.
INCIDENCIASPartido correspondiente a la última jornada de LaLiga Santander, disputado en el estadio José Zorrilla ante 23.455 espectadores.

El Real Valladolid ha despedido la temporada con una derrota, pero esta vez no duele tanto como en otras ocasiones. Han perdido 0-2 ante el Valencia, tras los goles de Carlos Soler y Rodrigo.

Los vallisoletanos salieron con un once diferente, ya que Sergio González quiso aprovechar el último encuentro de liga para dar minutos a los menos habituales, pero eso no afectó al nivel de intensidad del juego, ya que tomaron la iniciativa ofensiva para tratar de sorprender a un rival que salió falto de ritmo.

Sufrió el Valencia en el partido más importante de la temporada. Estuvo hecho un flan. Falto de cabeza y con muchas dosis de ansiedad. Porque fue el Real Valladolid quien trató de prolongar la fiesta de la permanencia sobre el césped. Lo intentó.

Su empuje ante un Valencia impreciso pudo tener recompensa en una buena jugada individual de Toni, que burló a Wass y Carlos Soler para lanzar un zapatazo que escupió el poste de Jaume a punto de cumplirse el cuarto de hora.

Alcaraz tuvo una primera opción en el minuto dos, con una falta directa, pero su disparo se estrelló en la barrera, situada muy cerca del balón, y fue en el seis cuando el Valencia realizó el primer lanzamiento a puerta, a través de Gayà, que detuvo sin problema Yoel.

La falta de presión hizo que los vallisoletanos mostraran descaro y el mejor ejemplo de ello fue la internada de Toni que llegó al área pequeña y cuyo disparo acabó en el poste. Pero el Valencia respondió y dispuso de una clara ocasión para inaugurar el marcador, aunque Yoel mostró una gran seguridad y anuló el disparo de Rodrigo.

El partido discurrió con equilibrio, ya que ambos equipos quisieron ofrecer espectáculo y llevarse la victoria para despedir la temporada y, en el caso del conjunto ché, para jugar en la Liga de Campeones la siguiente campaña, aunque no terminaban de encontrarse cómodos en el terreno de juego.

Real Valladolid y Valencia buscaron llegar con peligro al área contraria, y si Verde reclamó su protagonismo para los blanquivioletas, Guedes hizo lo propio para los valencianos, con un derechazo que despejó Yoel y que supondría el prólogo del gol de los de Marcelino.

Kiko Olivas cometió un fallo defensivo en el área blanquivioleta que aprovechó el Valencia para que Soler, con un disparo cruzado, envió el balón al fondo de la red y subió el primer gol al marcador, y único tras la primera mitad, que finalizó con ese 0-1 para el conjunto ché.

Tras la reanudación, el cuadro local salió con más relajación y menos actitud y la falta de concentración se tradujo en un fallo garrafal de Alcaraz que aprovechó Parejo para realizar un dos contra uno con Rodrigo, al que regaló el balón para que, solo delante del portero, marcara el segundo gol del Valencia.

El Real Valladolid trató de recuperar su ritmo, y Alcaraz estuvo a punto de sorprender a Domenech, quien tuvo que intervenir para repeler su disparo y dar con el balón en el larguero, evitando el tanto local.

En el minuto 75, el colegiado revisó una jugada por un posible penalti sobre Ünal, pero no concedió la pena máxima y, a partir de ese momento, la fiesta se instaló en el José Zorrilla, sobre todo tras el último cambio del conjunto blanquivioleta, el de Calero por Borja, quien se despedía como jugador de fútbol profesional.

Aunque la afición estaba celebrando ya la permanencia y el fin de una dura temporada, los valencianos pudieron aumentar la renta, con Gameiro, primero, y con Ferrán, después, pero los remates no fueron efectivos y, por tanto, el encuentro finalizó con el 0-2.

VAVEL Logo