Álvaro Vadillo, una temporada redonda
Vadillo ha sido uno de los grandes culpables del éxito nazarí. Foto: Antonio L Juárez

Álvaro Vadillo, una temporada redonda

Las lesiones han respetado a un futbolista que, gracias al gran trabajo del cuerpo médico nazarí, ha ayudado al Granada a regresar a la élite del fútbol español.

oscaryeste6
Oscar Yeste

La continuidad es un apartado clave para que un futbolista pueda mostrar sus cualidades en plenitud. Para ello es importante que las lesiones queden bien lejos del cuerpo del jugador. Respetado durante toda la temporada, Álvaro Vadillo ha sido el extremo diferencial que había despuntado de manera intermitente en Betis y Huesca en el pasado. Este año, y como bien comentó él en declaraciones tras el ascenso, gracias al gran trabajo del cuerpo médico del Granada, ha podido demostrar un nivel notable a lo largo de toda la campaña.

Eternamente agradecido

Las lesiones han respetado al canterano verdiblanco a lo largo de la temporada, un aspecto que casi nunca había sucedido a lo largo de su carrera. El curso pasado logró el ascenso con el Huesca, pero solo fue partícipe en 21 encuentros de liga. El año anterior en tierras oscenses pudo disputar treinta y dos choques en una campaña donde las lesiones le respetaron un poco más. La temporada 16-17 fue, junto a la que acaba de terminar, en la que mayor continuidad tuvo Vadillo sobre el césped.

Su paso por el Real Betis fue, en el aspecto físico, un calvario. Su campaña de mayor participación en competición liguera con el equipo verdiblanco fue la 13-14 con solo veintiún partidos. Este curso ha logrado ser regular como nunca lo había sido en su carrera. “Doy las gracias al cuerpo médico del Granada por haberme permitido hacer un año como este. Ha sido el mejor cuerpo médico que he tenido en mi vida”. Así de contundente y de agradecido se mostró el atacante en la celebración del ascenso.

Regalando goles como el que más

Vadillo ha sido el mejor socio posible para los goleadores del conjunto rojiblanco. El de Puerto Real ha acabado la competición como máximo asistente con once pases de gol, los mismos que Rubén García, jugador del Osasuna. En jugada en estático, acabando magistrales contragolpes como en Tarragona, o en acciones a balón parado como el otro día en Mallorca. Vadillo ha regalado goles a sus compañeros de todas las maneras posibles.

Una oportunidad de brillar en Primera

La poca participación de Vadillo en el segundo tramo de temporada pasada en el Huesca le privó de disfrutar de la élite del fútbol español con los azulgranas este curso. Un año más tarde, el fútbol vuelve a regalarle la oportunidad de mostrar sus cualidades en Primera. Hombre clave en los esquemas de Diego Martínez en el conjunto rojiblanco, Álvaro Vadillo tiene en la temporada 19-20 la ocasión de mostrar sus cualidades de forma regular en la mejor liga del mundo.

VAVEL Logo